Inicio / Maternidad / Bebés y niños / ¡Dulces sueños! Cómo crear una rutina de noche para nuestro bebé

Maternidad

¡Dulces sueños! Cómo crear una rutina de noche para nuestro bebé

por Redacción enfemenino Publicado en 14 de septiembre de 2015

El sueño es una de las partes más importante para el crecimiento y el desarrollo del bebé. Un buen descanso es una apuesta segura para un futuro saludable. Sabemos que no siempre es fácil conseguir que los niños se duerman, por eso te vamos a dar un truco infalible para lograrlo: se trata de una sencilla rutina de noche que os ayudará a los dos a dormir mejor. ¿Te quedas a descubrirla?

Puede que no lo sepas, pero el sueño es una actividad que llevamos a cabo incluso antes de nacer, pues el feto comienza a dormir dentro del útero desde sus primeras semanas de gestación. El sueño va a ser uno de los hábitos saludables que condicione la calidad de vida de nuestro hijo. Un buen descanso es esencial para que se desarrolle en el terreno físico, emocional y cognitivo. Ayuda a construir la memoria y a mejorar el aprendizaje, actúa en el sistema inmunológico y en el control de peso, y está asociado a tener mejores habilidades sociales.

Los bebés se suelen despertar a lo largo de la noche, especialmente durante sus primeros meses de vida, pues demandan atenciones básicas (tienen hambre, necesitan un cambio de pañal...). Pero poco a poco conseguirá adaptar su sueño al horario de los demás familiares. Aun así, independientemente de la edad que tenga tu bebé, vamos a darte un truco que le ayudará a dormir mejor y por más tiempo. Se trata de una rutina de sueño propuesta por Johnson's que está clínicamente probada por más de 400 madres e hijos. Ayuda a que los bebés se duerman más rápido y por más tiempo, ¡por eso merece la pena probarla!

© iStock

Paso 1: prepara un baño templado

El primer paso de esta rutina es darle a nuestro bebé un baño con agua templada. Este momento no solo le ayudará a relajarse, también supone toda una estimulación sensorial para el niño. El sonido del agua despierta su capacidad auditiva y el aroma del gel y el champú, su olfato. Dicho olor puede incitarle a relajarse en el futuro, pues su cerebro lo relacionará automáticamente con un momento de relajación y disfrute.

Deja que el peque primero chapotee en el agua y juegue con ella hasta que se acostumbre a su temperatura. Utiliza Johnson's® Dulces Sueños Baño para bebé en su piel, masajeando despacito y aclarando de nuevo. Además te proponemos usar Johnson's® Dulces Sueños Champú para bebés para lavar la cabecita del peque. La combinación de aromas de estos productos contribuirán a relajar al bebé. Olvídate de mirar el móvil y aprovecha este momento tan especial para estar pendiente de tu bebé sin ninguna otra distracción.

Paso 2: dale a tu bebé un masaje suave

Después del baño, toca envolver al peque en la toalla y secarle. Es momento de tumbarle sobre nuestra cama, por ejemplo, e hidratar su piel. ¿Sabías que la piel del bebé pierde la hidratación más rápido que la de los adultos? Por eso es importante que no nos saltemos este paso de la rutina. Para ello, podemos elegir Johnson’s® Dulces Sueños Loción para bebé, con sus mezclas patentada de aromas relajantes NATURALCALM™ que proporciona una sensación de relajación.

Ponte un poco de crema en las manos y masajea la piel del bebé de manera suave. Mientras tanto habla con él en tono bajito y hazle caricias. Está demostrado que este momento tiene un efecto positivo tanto en el niño como en los padres, aprovéchalo para fomentar el vínculo especial que os une.

Paso 3: realiza con él actividades tranquilas

El último paso de esta rutina del sueño es muy sencillo: simplemente consiste en realizar con tu hijo actividades tranquilas, como leer, cantar o escuchar música. Lo primero es crear un ambiente agradable que fomente el descanso: mantén una luz muy tenue o bien déjala apagada y procura también que la habitación esté bien ventilada, sin que la temperatura sea demasiado alta.

Una vez hemos creado el ambiente ideal para dormir, es hora de leerle al peque un cuento en voz baja, escuchar una nana o cantarle una canción mientras él está en su cuna. Está demostrado que la música favorece el sueño de los bebés. No es necesario que nos aprendamos una nana, ¿por qué no pruebas a cantarle tu canción favorita? De esta manera le estaremos transmitiendo una emoción positiva: a nosotros nos gusta lo que cantamos y a él también.

Los bebés que han disfrutado de esta rutina del sueño de Johnson's se han dormido un 37% más rápido y se han despertado con menor frecuencia. Además, las madres se han sentido menos estresadas, menos cansadas y más enérgicas. Merece la pena probarla, ¿verdad? Recuerda que, como rutina que es, debemos realizarla cada día, a la misma hora y en el mismo orden. De esta manera el niño irá asimilándolo y le resultará más sencillo. ¡Te animamos a que la llevéis a cabo esta misma noche! Tu bebé se merece un buen descanso, y tú, ¡también!


Y además:
7 beneficios de un buen descanso para el bebé
¡Keep calm! Los beneficios del masaje infantil en tu bebé

por Redacción enfemenino

Puede interesarte