Inicio / Maternidad / Bebés y niños / 8 planes divertidos para hacer el fin de semana con niños

© iStock
Maternidad

8 planes divertidos para hacer el fin de semana con niños

por Redacción enfemenino Publicado en 23 de octubre de 2017
98 compartidos

Disfrutar en familia del fin de semana de forma económica y fácil de preparar es uno de los deseos de muchos papás. Si alguna vez te han surgido dudas sobre qué hacer un fin de semana con niños, aquí te proponemos una serie de planes de día para que viváis unas jornadas de lo más entretenidas, lúdicas y divertidas.

Los fines de semana están hechos para disfrutar en familia. Poder desconectar de la rutina, el trabajo y los quehaceres diarios para dedicar tu tiempo de ocio a los tuyos debería ser una obligación para todos nosotros. Disfrutar de un viaje en familia puede ser de lo más enriquecedor tanto a nivel personal como de aprendizaje. Descubrir nuevos lugares, hacer actividades divertidas juntos o pensar incluso el plan perfecto para pasar el día será una buena excusa para unios mucho más como familia y además, fomentar la imaginación y la organización en los más pequeños.

Pero, para desconectar de la rutina en familia no hace falta pedir una semana de vacaciones en el trabajo o gastarnos el presupuesto en un hotel. Los planes de día familiares son geniales para compartir tu tiempo libre con los que más quieres y siempre tendrás un millón de cosas por hacer e incluso decidir según lo que os apetezca experimentar ese mismo día al levantaros. Un paseo en bicicleta, un día en el zoo, visitar museos, hacer escapadas a pueblos cercanos... Aquí tienes unas cuantas ideas para que tu fines de semana sean siempre distintos.

© iStock

1. Descubrir la geografía más cercana a tu ciudad

Con el mapa en la mano y el buscador de Internet en tu ordenador puedes planear cada fin de semana una ruta nueva para hacer en familia. Visitar pueblos de alrededor de tu ciudad puede ser una de los planes más divertidos y diferentes con los que además, inculcar cultura a los peques. Nuevos castillos, iglesias con historia, parajes con encanto, miradores, una gastronomía diferente... Un viaje de unas dos horas como mucho para poder aprovechar el día visitando el lugar decidido será una idea genial (todo depende de lo que os guste conducir y de cómo se porten los niños en el coche).

2. Un día en el bosque

La época en la que nos encontramos es perfecta para ir a pasar un día en un parque natural o un bosque con encanto cercano a tu ciudad. El otoño nos trae la caída de las hojas de los árboles así que un juego divertido puede ser explorar la flora de la zona que vayáis a visitar e informaros de lo que encontraréis allí antes de ir. Podéis hacer un listado para ir descubriendo y reconociendo todo lo que os encontraréis por el camino. ¿Qué flores resisten a las altas temperaturas? Recoger hojas secas para después hacer DIY en casa o decorar su habitación, cuáles son los frutos que nos dan esas plantas...

3. Un paseo en bici

Quedarnos en la ciudad y descubrir lugares que todavía no hemos visitado subidos en la bici también puede ser un plan muy enriquecedor tanto para ellos como para vosotros. Fomentaremos la importancia de hacer deporte y el ejercicio físico en los niños y además, descubriremos de forma divertida nuevos paisajes de la ciudad. Busca las zonas verdes más seguras para poder moveros con soltura y no olvides que los niños deben de tener una ligera destreza sobre ruedas, no les lleves si todavía están aprendiendo. Si sois aventureros podéis incluso hacer un mix con el primer plan que te proponíamos. Conocer nuevos pueblos llevándonos las bicis para movernos por allí también será un plan muy divertido y diferente.

4. Visita al museo

Una de las visitas más provechosas que podéis hacer en un plan de día con niños es visitar los museos de la ciudad. La mayoría ofrecen talleres y actividades para realizar en familia que resultarán lúdicas y entretenidas para que pasen un día repleto de cultura. Los museos de ciencias naturales, de astrología, de arte contemporáneo, de oficios como el de los bomberos... son planes que les encantarán. Infórmate de todo lo que se esté cociendo en tu ciudad y no dejes pasar la oportunidad de que tus hijos aprendan al mismo tiempo que se divierten. Inculcarles los planes culturales desde pequeños hará que de más mayores se interesen por seguir realizando este tipo de actividades.

5. Conoce la historia de tu ciudad

Cada vez tenemos más opciones de conocer la historia de nuestra ciudad (o a la que viajemos) para aprender todo sobre ella de la mano de tours económicos y divertidos para hacer con niños. Encontrarás en muchas ciudades rutas temáticas para peques incluso con personajes disfrazados de época. ¡Infórmate de estos divertidos tours!

6. Una visita al zoo

Una visita obligada si tienes niños en casa es ir al zoo. Aprovecha un buen día de otoño y acércate al zoo de tu ciudad o de alguna localidad cercana a tu lugar de residencia. Conocer nuevas especies y el amor por la naturaleza y los animales son valores que los niños deben aprender desde que son pequeños. Pasar el día al aire libre y recordar películas como Madagascar o Zootrópolis viendo de cerca a sus protagonistas será un plan que les encantará. Las exhibiciones que programan en estos recintos también son un gran atractivo. Ver a los animales en movimiento y escuchar en persona los sonidos que hacen, observar sus costumbres y la recreación de los hábitats naturales donde viven las diferentes especies son algunas de las ventajas de una visita al zoo en familia.

7. Senderismo en familia

Para las familias más intrépidas realizar escapadas de día a la montaña (si además tienes la suerte de poder disfrutar de la nieve será todavía mejor porque tendrás más posibilidades) será el mejor plan. Los expertos dicen que los niños entre 8 y 9 años incluso pueden andar mejor que un adulto, así que busca aquellas rutas que sean seguras y organizadas para familias donde descubrir lugares con encanto especial. Yacimientos de fósiles o minerales (siempre respetando las zonas protegidas), ver el nacimiento de un río, cascadas naturales... acerca a tus hijos a este apasionante mundo desde la comodidad de trasladarte con tu propio coche hasta el lugar elegido.

8. Al mal tiempo...

... buenos DIY! Si tenemos mala suerte y el mal tiempo nos impide hacer una escapada de día existen planes alternativos para que los niños se diviertan también en casa. Uno de los mejores es preparar una tarde en familia de DIY. Desde reciclar objetos que ya no vayamos a darles uso así como despertar la creatividad e imaginación de los peques utilizando aquellos recuerdos de nuestros viajes (como las hojas de los árboles) para crear nuevas ideas de juguetes caseros, organización de su cuarto, pulseras, cuadros... ¿Quién da más? ¡Aquí tienes unas cuantas ideas!

Descubre: Manualidades infantiles

Manualidades para niños © iStock

Y además:
5 destinos perfectos para viajar en familia en otoño
¡Vuelta al cole viajando! 5 escapadas en familia de última hora

por Redacción enfemenino 98 compartidos

Puede interesarte