Inicio / Cocina / Cocina internacional / Puro romanticismo en 10 postres de chocolate para San Valentín

© iStock
Cocina

Puro romanticismo en 10 postres de chocolate para San Valentín

por Redacción enfemenino Publicado en 7 de enero de 2016
3 616 compartidos

Es dulce, está ahí cuando más lo necesitamos y además sabe alegrarnos un mal día. No, no hablamos de nuestra pareja, sino del chocolate. Y es que, ¿cómo no íbamos a pensar en él en un día tan especial como San Valentín? Sorprende a tu chico con 10 postres de chocolate que son 100% dulzura y romanticismo. ¡Toma nota de nuestras recetas!

El chocolate es nuestro más fiel acompañante en los momentos clave de nuestra vida. Es capaz de levantarnos el ánimo en nuestros días más grises y también puede hacer aún más especial un 14 de febrero. Es pensar en él y la boca se nos hace agua... Siempre nos apetece, a cualquier hora y momento del día. Además, es uno de los mejores liberadores de endorfinas (la hormona de la felicidad) y dicen que es sustitutivo del sexo... ¡No lo podemos evitar! ¡El chocolate nos vuelve locas!

Uno de los momentos más dulces para decidirnos a probar nuestras dotes como repostera es San Valentín. Una cenita romántica acompañada de un postre de chocolate puede ser el punto y final más adecuado para una velada tan especial. Te vamos a mostrar una serie de recetas elaboradas con chocolate para haceros feliz, ¡tanto a ti como a tu chico!

No pierdas detalle de nuestras mejores sugerencias y recuerda que el chocolate es uno de los alimentos más afrodisiacos, así que ¡desata la pasión con los mejores postres de chocolate! Aquí te dejamos algunos vistos en Pinterest para que vayas abriendo el apetito.

Turrón de chocolate © Chef Terri Rees vía Pinterest

Brownie de chocolate

El brownie es el postre americano por excelencia porque, además de ser facilísimo de preparar, está para chuparse los dedos. Además, si le añades una bola de helado de vainilla mientras está caliente, ¡te quedará irresistible!

Ingredientes:

  • 250 g de chocolate
  • 230 g de mantequilla
  • 480 g de azúcar
  • 4 huevos
  • 100 ml de leche
  • 60 g de nueces
  • 140 g de harina
  • Una pizca de sal
  • Una cucharadita de levadura


Elaboración:
Lo primero que haremos será precalentar el horno a 180º/200º. En una cacerola, derretimos la mantequilla a fuego muy lento para evitar que se pegue o se queme y, antes de que se enfríe, la mezclamos con el azúcar. Después añadimos los huevos batidos a la mezcla. En otra cacerola derretimos también el chocolate cortado en trocitos pequeños y lo añadimos a la mezcla anterior mientras está caliente.

Removemos todo bien y echamos la harina a la mezcla, junto con la leche, las nueces picadas, la sal y la levadura y seguimos removiendo hasta conseguir una pasta homogénea. Después vertemos la mezcla en un molde previamente engrasado con mantequilla o aceite. Lo ideal es utilizar un molde de barro cuadrado de unos 20x25 cm.

Horneamos durante 30 o 35 minutos con cuidado para que no se quede demasiado cocido. Cuando esté listo, los sacamos del horno, espolvoreamos azúcar glass por encima y cortamos en cuadraditos de 2x2 cm. ¡Listo!

Fondue de chocolate y helado

La fondue de chocolate es ese postre perfecto para verdaderos amantes del chocolate. Además, la sensualidad del chocolate fundido resulta perfecta para una velada tan especial como esta.

Ingredientes (para 6 personas):

  • 250 g de chocolate negro
  • 6 huevos
  • 150 g de azúcar
  • 40 g de harina
  • 125 g de mantequilla y 30 g más para el molde


Elaboración:
Antes de empezar a cocinar, precalienta el horno a 180º y prepara un molde de unos 30 cm de diámetro para extender los 30 g de mantequilla.

Fundimos el chocolate junto con la mantequilla hasta conseguir una especie de crema. Mientras se funde puedes ir batiendo los huevos, separando la clara de las yemas. Por un lado, bate las yemas con 100 g de azúcar y viértelas en la crema que ha resultado del chocolate y la mantequilla fundidos. Las claras las batiremos hasta conseguir el punto de nieve, momento en el que añadiremos 30 g de azúcar.

Vierte las claras a la crema y mézclalo todo lentamente durante unos minutos. Por último, añade la harina espolvoreándola suavemente sobre la crema (en forma de lluvia). Rellenamos el molde y lo metemos al horno durante 30 o 35 minutos a 180º (dependerá siempre del horno).

Cuando esté lista la fondant, deja enfriarla durante unos minutos. Córtala en pequeños trozos y acompáñala con sirope de chocolate y una bolita de helado de vainilla o nata... ¡Le encantará!

Muffins de chocolate

Los muffins de chocolate son un clásico que siempre gusta como postre para una noche tan especial como esta, pero también puede ser el desayuno perfecto a la mañana siguiente. Aprovecha que es San Valentín y compra unos moldes para magdalenas especialmente pensados para la ocasión.

Ingredientes (para 2 personas):

  • 180 g de mantequilla
  • 100 g de azúcar moreno
  • 30 g de azúcar blanco
  • 3 huevos
  • 150 ml de leche
  • 150 g de cobertura chocolate
  • 80 g de nueces
  • 300 g de harina
  • 20 g de levadura
  • 5 g de sal
  • Una cucharadita de azúcar de vainilla
  • Moldes para magdalenas


Elaboración:
Lo primero será mezclar en un bol grande la harina, el azúcar moreno y la levadura. Después, troceamos el chocolate en trocitos pequeños y lo agregamos junto con las nueces a la mezcla anterior. Derretimos la mantequilla en la leche caliente y, cuando se enfríe, le añadimos el azúcar de vainilla y los huevos que previamente habremos batido.

Cuando esté todo bien removido, lo añadimos a la primera mezcla de harina, azúcar, levadura, nueces y chocolate, y removemos para que se mezcle todo bien hasta conseguir una masa cremosa.

Después llenaremos los moldes para magdalenas hasta 3/4 partes de su altura. Es muy importante que no los llenes hasta arriba porque puede que se desborden durante el horneado. Cuando tengamos todos los muffins listos, los espolvoreamos con azúcar blanca, los metemos en el horno durante 15 o 20 minutos y ¡a conquistar por el estómago!

Mousse de chocolate

Sencillo, cremoso y delicioso: con este mousse de chocolate negro no podréis evitar que se os haga la boca agua. Dulce y sofisticado a partes iguales, se convierte en un postre ideal para la noche de San Valentín.

Ingredientes (6 personas):

  • 200 g de chocolate negro
  • 100 ml de leche
  • 3 yemas de huevo
  • 4 claras de huevo
  • 3 cucharadas soperas de azúcar
  • ​75 g de mantequilla
  • Una pizca de sal


Elaboración:
Lo primero será mezclar el chocolate picado en trocitos con la leche y ponerlo al baño María, removiendo bien para que se mezcle sin dejar que hierva. Cuando esté derretido, retiramos del fuego e incorporamos la mantequilla en pequeños trozos.

Después separaremos las claras de las yemas y mezclaremos estas últimas en un bol con el azúcar. Batimos bien para que quede espumoso y añadimos el chocolate. Volvemos a remover y dejamos enfriar.

Por otro lado, batimos las claras con una pizca de sal hasta que queden a punto de nieve. Una vez que la mezcla del chocolate esté fría, le incorporamos las claras muy lentamente.

Cuando esté todo mezclado y tengamos una masa uniforme, vertemos todo el contenido en una ensaladera y lo metemos en la nevera a enfriar durante al menos 3 horas. Cuando la saquemos, tendremos una deliciosa mousse de chocolate negro lista para servir.

Bizcocho de chocolate y nueces

Se trata de una receta tradicional pero nunca decepciona. Si consigues un sabor intenso y una masa esponjosa, es seguro que enamorarás (aún más) a tu pareja. ¡Toma buena nota!

Ingredientes (10 personas):

  • Una tableta de chocolate negro
  • 6 huevos
  • 5 vasos de azúcar
  • 6 vasos de harina
  • Un yogur (del sabor que mas te guste)
  • 1 sobre de levadura
  • Aceite
  • Nueces peladas
  • Ralladura de limón


Elaboración:
Introduce la tableta de chocolate en un bol y mételo en el microondas durante un minuto y medio. Bate los huevos (separa la clara de las yemas) y utilizando la medida del vasito de yogur, añade el resto de ingredientes. Por último, vierte la levadura y remueve bien toda la mezcla.

A la hora de meterlo en el horno tenemos que preparar una bandeja (para horno) cubierta de papel para cocinar con unas gotitas de aceite. Echamos toda la mezcla en el molde y, por último, esparcimos las nueces y un poco de azúcar por la superficie.

Metemos el molde en el horno, previamente precalentado, a unos 150º/180º (siempre depende del horno) durante unos 30 minutos. Vigílalo de vez en cuando y, para saber si está hecho, introduce un palito en la masa. Cuando el palito salga seco, ¡estará listo el bizcocho!

Cookies de chocolate para diabéticos

Para aquellas personas diabéticas que no se quieran perder el placer de degustar un buen postre de chocolate, les proponemos una receta de lo más fácil y rica. Te enseñamos a preparar las galletas americanas por excelencia: las cookies... ¡Y no te llevará más de 10 minutos! Para que ser diabético no sea una excusa para verle la parte más dulce a San Valentín.

Ingredientes (10 cookies)

  • 125 g de mantequilla blanda
  • ½ cuharadita de sal
  • Una cucharadita de vainilla líquida
  • 150g de isomalt (edulcorante para repostería)
  • 1 huevo grande
  • 125 g de harina
  • Media cucharadita de levadura
  • 75 g de nueces
  • 100 g de chocolate puro sin azúcares


Elaboración:
Precalentamos el horno a 180ºC. A continuación, machacamos las nueces y troceamos el chocolate puro sin azúcares añadidos. En un recipiente grande, batimos la mantequilla y el isomalt con la batidora eléctrica hasta obtener una mezcla ligera y esponjosa. Añadimos después, la vainilla líquida y el huevo sin dejar de batir.

Por último, agregamos harina, sal y la levadura a la mezcla de mantequilla, y lo amalgamamos todo con una espátula de plástico flexible. Lo metemos en el horno durante 12 minutos... ¡Y listo!

Trufas de chocolate

¡Cuánto nos gustan las trufas de chocolate! Y además, le dan un toque de elegancia a nuestra cena de San Valentín. Son muy sencillas de preparar... ¡No te las puedes perder!

Ingredientes (para 4 personas):

  • 200 g de chocolate negro
  • 10 cl de nata líquida
  • 1 ramita de vainilla
  • 30 g de mantequilla
  • 5 cucharadas de cacao puro


Elaboración:
Primero partimos el chocolate en trocitos dentro de un bol. Después cortamos la ramita de vainilla por la mitad y raspamos un poquito del interior en el chocolate. En una cacerola hervimos la nata con el resto de la vainilla y, cuando se enfríe, la vertemos dentro del bol del chocolate. Después añadimos la mantequilla y lo mezclamos todo bien con una cuchara de palo. Metemos la masa en la nevera para que se enfríe.

Vertemos las 5 cucharadas de chocolate en polvo dentro de un cuenco y, cuando la masa esté solidificada, la sacamos de la nevera. Con una cucharita hacemos bolitas de la masa y las envolvemos en el cacao en polvo. Colócalas en un plato y ya tendrás listas tus deliciosas e irresistibles trufas de chocolate.

Cakepops de chocolate

Las piruletas de chocolate o más conocidas como cakepops, son uno de los postres más divertidos que puedes cocinar. Tan solo te hacen falta unos palitos y seguir al pie de la letra nuestra receta.

Ingredientes:

  • 500 g de harina de media fuerza
  • 10 g de sal
  • 40 g de azúcar
  • 25 ml de leche en polvo
  • 50 g de mantequilla
  • 2 huevos
  • 180 ml de leche
  • 30 g de levadura fresca
  • Gelatina de manzana
  • Virutas de chocolate


Elaboración:
Mezcla todos los ingredientes con las manos o con la ayuda de un robot de cocina. Si lo haces con el robot, tienes que añadir todos los ingredientes desde el primer momento, excepto un poquito de leche, que la reservamos para ir añadiéndola poco a poco según veamos que la masa la va absorbiendo. Si ves que la masa queda muy dura, añade un poco más de leche. Si lo amasas por ti misma, tienes que dejar de amasar la mezcla hasta que ya no se quede pegada a las manos. Después, tápala con un paño y déjala reposar en un bol durante una hora.

Una vez que la masa esté lista la dividiremos en pequeñas porciones de unos 40 gramos cada una. A continuación, haz bolitas con cada una de las porciones y ponlas en una bandeja previamente forrada con papel de hornear. Recuerda que debes dejar las porciones separadas entre sí ya que podrían pegarse entre ellas.

Busca un lugar templado y deja que las bolitas reposen tapándolas con un paño húmedo para que no se les forme corteza. Calienta el horno a 230 ºC y, cuando hayan doblado su volumen, vaporízalas con agua y hornéalas durante el tiempo que veas conveniente hasta que adquieran un leve color doradito. Deja enfriar las piezas en un lugar resguardado de corrientes de aire para que no se sequen. Después píntalas con la gelatina de manzana y seguidamente rebózalas con las virutas de chocolate (también puedes usar toppings de colores u otro adorno en forma de corazón, muy adecuado para este día.).

Por último, pínchalas con unos palillos de madera (de los que se usan para hacer brochetas) y voilá, ¡ya tendrás listas tus piruletas!

Macarons de chocolate

Los macarons son unos de los postres más chic que existen. Se trata de unas galletitas tradicionales francesas rellenas de crema o ganache que se han puesto muy de moda y con las que conquistarás el estómago de tu pareja.

Ingredientes:

  • 150 g de almendras
  • 250 g de azúcar
  • 3 claras crudas de huevo pequeños
  • 80 g de chocolate
  • Relleno (elegir al gusto)


Elaboración:
Su elaboración es muy fácil y no te llevará más de 15 minutos. En un recipiente mezclamos las almendras, el azúcar y las claras de huevo crudos. Después añadimos el chocolate y mezclamos todo bien hasta que quede una masa homogénea.

Una vez bien mezclado, extendemos la masa y la dividimos en partes para darle forma a las galletitas. Después humedecemos con agua y espolvoreamos con azúcar. Precalentamos el horno y metemos la masa a 150ºC hasta que veamos que se ponen crujientes.

Para rellenar nuestros macarons podemos optar por chocolate y nata, frosting de vainilla... ¡Lo que tu enamorado y tú prefiráis!

Natillas de chocolate

Uno de los postres más clásicos son las natillas de chocolate. Y es que, ¿a quién no le gusta ese dulce tan nuestro que son las natillas? Por ser San Valentín, apórtale un toque diferente y prepáralas con chocolate.

Ingredientes:

  • 4 vasos de leche desnatada
  • 5 yemas de huevo
  • 60 g de chocolate
  • 100 g de azúcar


Elaboración:
Primero calentamos la leche en un cazo hasta que comienze a hervir, después la retiramos del fuego y reservamos. A continuación, colocamos un cazo dentro de una olla más amplia para llenarla de agua hasta la mitad y después echamos el chocolate troceado en el cazo para que se derrita al baño maría.

Por otro lado, batimos las yemas en un cazo con el azúcar hasta que se disuelva. Incorporamos la leche poco a poco, siempre sin dejar de batir y la ponemos al fuego hasta que espese pero sin que llegue a hervir. Seguidamente, agregamos el chocolate derretido y lo mezclamos bien. Por último, vertemos las natillas en copas, las dejamos enfriar tapadas con papel film y ¡Listo!. Ya puedes decorar a tu gusto las natillas para la presentación.

Y después de leer tanto sobre chocolate, ¡descubre que dice de ti una de las pasiones más dulce que existe:

Y además:
¡Despierta la pasión! Los alimentos más afrodisiacos

30 desayunos para volver a enamorarte en San Valentín

¿Quieres saber más? Especial san Valentín 2016
por Redacción enfemenino 3 616 compartidos

Puede interesarte