Inicio / Cocina / Cocina internacional / Estos son los imprescindibles que no pueden faltar en tu nevera

© Friends
Cocina

Estos son los imprescindibles que no pueden faltar en tu nevera

por Redacción enfemenino Publicado en 2 de febrero de 2017

El frigorífico es ese electrodoméstico al que muchas veces ni siquiera le prestamos atención. Y es que, ¿sabes cómo ordenarlo? ¿Tienes una lista de básicos para tu nevera? ¿Y qué me dices del congelador? Nosotras te contamos cuáles son los nuestros para que nunca puedan pillarte desprevenida.

Ir al súper, comprar lo básico, olvidarte de lo necesario, tener prisa y colocar todos los alimentos de cualquier forma en tu nevera son prácticas bastante habituales en nuestro día a día. Sin embargo, ¿sabías que sí tiene importancia dónde colocas las verduras para asegurar que se conserven el máximo tiempo posible? ¿Y que hay algunos alimentos básicos que pueden salvarte de un apuro y que siempre tienen que estar presentes en tu lista de la compra? Nosotras tenemos los mejores consejos para ti pero antes de nada, échale un vistazo a estos alimentos necesarios en nuestro día a día:

Condiciones de conservación de algunos alimentos básicos

Baldas superiores (de 0ºC a +4ºC)
Carnes y pescados crudos, charcutería, productos lácteos, quesos y leche fresca, preparados a base de huevos.

Baldas intermedias (de +4ºC a +6ºC)
Embutidos, verduras y frutas cocinadas, leche y cremas UHT empezadas pero bien tapadas, quesos pasteurizados.

Cajones inferiores para la verdura (+6ºC)
Únicamente frutas y verduras.

Baldas de la puerta
Mermeladas, salsas y otros condimentos ya empezados, huevos, café, mantequilla, bebidas (zumos de frutas, cervezas, refrescos...).

¿Qué es lo que tienes que tener sí o sí en tu nevera?

Huevos. Si eres una cocinillas experimentada (y si no también) sabrás que hay pocos alimentos que te saquen de un apuro mejor que los huevos. Procura escogerlos ecológicos para que tengan el máximo sabor y consérvalos en la nevera.

Frutas y verduras frescas. No hace falta que tengas todo un arsenal de verduras pero sí algunas hortalizas básicas como cebollas, tomates y alguna variedad de lechuga para preparar ensalada si lo que te apetece es recurrir a una cena ligera. Eso sí, ten cuidado porque no todas las verduras pueden ser guardadas en la nevera . Por ejemplo, el aguacate, tan de moda actualmente, es una verdura de origen tropical que debe conservarse a temperatura ambiente para que no pierda sus propiedades.

En cuanto a la variedad de frutas, comprueba que las que elijas pueden ser guardadas en la nevera porque si su origen en tropical, les vendrá mejor ser conservadas a temperatura ambiente. Al margen de esto, te recomendamos que siempre tengas a mano algunas manzanas que son unas de las piezas que más pueden durar.

Carne y pescado fresco. Nuestra recomendación es que compres piezas frescas para consumir en los dos días posteriores a la compra y dejes algunas piezas de carne y pescado en el congelador para poder consumir más adelante. Siempre te vendrá genial tener algunos filetes de pollo o merluza en el congelador.

Embutido y quesos. Son algunos indispensables si desayunas tostadas saladas pero también una opción muy recurrente si tienes invitados y quieres un entrante sencillo y que guste a todo el mundo.

Yogures naturales (vaca o soja). Son otros básicos más que necesarios. Pueden ser un snack perfecto para media mañana pero también parte de una cena ligera después de haber tenido una comida copiosa. Digamos que son un must indiscutible en tu nevera.

Masas de hojaldre. Quizás no le ves mucho sentido en un primer momento pero pueden solucionarte una cena con amigos en 20 minutos. Tan solo necesitas rellenarlas de verduras salteadas, atún o carne y... ¡Conquistarás a todos por el estómago!

Salsas. No hace falta que busques las recetas más calóricas del supermercado pero nunca está de más tener salsa de tomate o mayonesa en la nevera. No solo es un acompañamiento a algunos platos, sino que además puedes preparar recetas realmente deliciosas con ellas.

Imprescindibles del congelador

Cubitos de hielo. Indispensables para enfriar bebidas en temporada estival pero también para preparar un cóctel si llega el momento o, por qué no, bajar la hinchazón después de un golpe.

Carnes y pescados. Como ya te hemos dicho, nuestra recomendación es que compres algunos productos frescos para consumir en los días siguientes a tu visita al súper y guardes una ración más en el congelador para cuando puedas necesitarlos.

Tuppers de emergencia. Una regla fundamental es que cuando hagas comida de sobra, especialmente cuando hablamos de lentejas o guisos, guardes una ración extra para llevarte a la oficina un día que no te apetezca demasiado cocinar. Verás la luz al final del túnel con ellos... ¡Recomendadísimo!

Helados. Muy necesarios en verano y en momentos de crisis amorosas o personales en general. Y recuerda: entre más litros de helado, mejor.

Y además:
20 gifs de comida que te harán salivar de forma inmediata
20 regalos que harían muy feliz a una amante del café

por Redacción enfemenino

Puede interesarte