Inicio / Maternidad / Concepción / "Embarazo online" o cómo comprar semen por Internet e inseminarte tú misma en casa

Maternidad

"Embarazo online" o cómo comprar semen por Internet e inseminarte tú misma en casa

Cristina Gonzalez
por Cristina Gonzalez Publicado en 16 de noviembre de 2016
512 compartidos

Se trata de una alternativa más asequible que la insiminación llevada a cabo en una clínica de reproducción asistida, por eso muchas mujeres se están decantando por los "embarazos caseros". Te explicamos en qué consiste este proceso y cómo se lleva a cabo.

El do it yourself ha expandido su aplicación hasta llegar hoy a lo que algunos denominan embarazo online: el procedimiento por el cual una mujer puede acceder a un banco de semen a través de Internet, comprar una muestra e inseminarse ella misma en casa. Por supuesto, el método no es tan simple como parece, pero en resumidas cuentas, esta es la alternativa por la que se están decantando muchas madres solteras, parejas homosexuales o parejas sin recursos suficientes para costearse un tratamiento de inseminación artificial.

Según datos de Cryos International, un banco danés de semen (el mayor del mundo) que facilita la maternidad a particulares y a clínicas, unos 1.500 niños podrían haber nacido en España en la última década gracias al embarazo online, con semen de donante ofrecido por Internet y mediante inseminación llevada a cabo en el propio domicilio de la futura madre.

Es posible elegir los rasgos físicos del futuro bebé

Cuando comienzas la compra del esperma a través de la página web del banco de semen, lo primero que se hace es elegir las características que quieres que tenga tu donante: raza, peso, grupo sanguíneo, color de ojos y pelo o altura son algunos de los rasgos que puedes elegir. Una vez has seleccionado estos parámetros, la web te ofrece un número de donantes concretos que coinciden con tus preferencias, en cuyas descripciones se incluyen incluso los estudios que tienen.

> Entrega a domicilio
Una vez que has elegido las características del donante y la calidad de su semen, se realiza la compra online y comienza el proceso de entrega. El transporte del semen se realiza en un contenedor de hielo seco o en un tanque de nitrógeno, aunque también existe la posibilidad de acudir a la clínica a recogerlo.

> Inseminación en casa
Los envíos de esperma llevan consigo unas instrucciones para realizar la inseminación en casa. Lo primero que se necesita es un kit de inseminación que, aunque se puede encontrar incluso en las farmacias, vienen con el envío. Consiste en un adaptador, una jeringa y un algodón impregnado con alcohol. Desde la clínica Cryos advierten que "elegir el momento idóneo es vital". Es decir: antes de proceder a la inseminación es muy importante conocer los días más fértiles de nuestro ciclo menstrual. Una vez encontremos el momento indicado, introduciremos en la vagina la jeringa con el esperma hasta llegar lo más cerca posible del cérvix y lo inyectaremos. Si todo va bien, podría producirse el embarazo.

Y probablemente te preguntes, ¿qué precio tiene todo esto? Pues, dependiendo de la calidad del esperma, el país al que manden el envío y el tanque que escojas, los precios varían. El más barato cuesta 190 euros, sin contar con los gastos de envío y el IVA. Aun así, la diferencia entre la inseminación casera y la inseminación en un centro especializado varía notablemente: en este último es aproximadamente 1.000 euros más caro.

¿Es segura esta técnica?

Lo cierto es que encontramos opiniones para todos los gustos. Según Fluvia Mancini, Responsable Médica de Clínicas Eva, inseminarse en casa con semen obtenido de Internet es peligroso tanto para la madre como para el bebé. Pues, según explica, si la inseminación se realiza en casa, sin ayuda ni control profesional, no existen garantías de salud ni para la madre ni para el bebé. "El riesgo inminente es el contagio de una enfermedad de transmisión sexual, mientras que al bebé se le somete a una indefensión que se prolongará a lo largo de su vida y que consiste en la ausencia de un historial familiar con el que trabajar ante una posible enfermedad hereditaria", explica la experta.

La misma línea de pensamiento sigue la Sociedad Española de Fertilidad (SEF), quienes alertaron el año pasado sobre los riesgos de comprar semen a domicilio alegando que este procedimiento priva a los pacientes de garantías sanitarias como un control médico o la práctica de la inseminación en un centro especializado.

¿Y qué opinan desde los bancos que venden semen online? Charlotte Eckstein, portavoz de Cryos International, asegura en declaraciones para ABC que "lo peor que puede ocurrir es que la mujer no se quede embaraza". Por su parte, la clínica garantiza el control de calidad del semen: "Los donantes se someten a rigurosos criterios de selección y exámenes médicos exhaustivos previo a la aceptación y autorización antes de donar su esperma", explican.

Embarazo casero: eficaz en uno de cada 20 casos

Hablando de cifras, Agustín Ballesteros, presidente de la SEF, afirma que esta manera de inseminación no garantiza el embarazo, pues solo funciona en uno de cada 20 casos. Es un hecho que este procedimiento es menos eficaz que el que se puede seguir en una clínica de reproducción asistida, pues en el caso de la inseminación casera el esperma se queda en la vagina y no se inserta directamente en el útero. Además, al tener que descongelar el semen en casa, este pierde cierta calidad.

Descubre: Evolución del embarazo

Evolución del embarazo © enfemenino

Pero desde Cryos no ocultan nada: "Nosotros no engañamos a nadie, siempre informamos que la inseminación casera es menos eficaz que un tratamiento en clínica. La eficacia es similar a la de un coito, ya que los espermatozoides son depositados en el cuello del útero, mientras que en la clínica se ponen directamente en él y generalmente se lleva a cabo una estimulación hormonal”, detallan los portavoces.

¿Es legal?

A estas alturas probablemente te hayas preguntado ya si la inseminación casera es legal en nuestro país. La respuesta es sí. "Tenemos todas las licencias exigidas por Dinamarca y la Unión Europea y no operamos en España (donde es ilegal para personas particulares adquirir semen de bancos con el objetivo de inseminarse en su casa). Nosotros suministramos el producto a través de Internet, lo cual es totalmente lícito dentro del libre comercio de la Unión Europea”, especifica el banco.


Después de conocer esta manera de inseminación, ¿qué te parece? ¿Un riesgo para la salud o una alternativa económica para futuras madres?

REDACTORA@CriistinaG


Y además:
Las claves para ser madre después de los 40
Calcular la fecha de ovulación: ¿cuáles son los días más fértiles para lograr el embarazo?

por Cristina Gonzalez 512 compartidos

Puede interesarte