Inicio / Maternidad / Embarazo / Embarazada de gemelos: ¿cuánto vas a engordar?

© Getty
Maternidad

Embarazada de gemelos: ¿cuánto vas a engordar?

Terry Gragera
por Terry Gragera Publicado en 7 de marzo de 2017
141 compartidos

No te dejes impresionar por las cifras, pero si, como Beyoncé, estás esperando gemelos, vas a engordar (bastante) en los próximos meses. Posiblemente tu báscula llegue a unos números que nunca habías visto. Pero te aseguramos que cuando tengas a tus dos bebés en brazos todo habrá merecido la pena.

Lo has visto en muchas famosas: se quedan embarazadas y se lanzan a comer como si no hubiera un mañana. En tu caso, que estás esperando gemelos o mellizos vas a engordar mucho, aunque no te des "carta libre" delante de la despensa. Y cuando decimos mucho, queremos decir, mucho mucho. Sorprendentemente, y según un estudio del Institute of Medicine de Estados Unidos (2009), las chicas que comienzan la gestación gemelar con sobrepeso o con obesidad son las que menos engordan al final.

Embarazo de gemelos © iStock

Pero entonces, ¿cuánto peso ganaré?

¿Preparada? Comencemos por el principio. Hablamos, como imaginarás, de dos cifras. Y, como ya sabes, dependen mucho del estado en el que comiences la gestación. (Calcula aquí tu Índice de Masa Corporal). Si inicias el embarazo con un peso normal, lo más probable es que ganes entre 17 y 25 kilos en estos 9 meses. Pero las mujeres con sobrepeso ganan un poquito menos, entre 14 y 23 kilos, y aún menos las que se embarcan en esta aventura con obesidad: entre 11 y 19 kg. ¿Lo más saludable? Cuidarte antes y durante el embarazo, comiendo de forma equilibrada, hidratándote bien y haciendo ejercicio moderado para que esos dos peques que llevas dentro y tú os sintáis lo mejor posible durante estos nueve meses.

Y ahora la buena noticia

Gran parte de ese peso ganado en el embarazo desaparecerá en el mismo momento del parto. Descuenta el peso de tus dos hijos, que pueden sumar entre los dos cinco kilos o más; descuenta el peso de la placenta (o las placentas, si no la comparten los dos), del volumen sanguíneo, del líquido amniótico... Y probablemente no te quedes como esas actrices que a la semana de dar a luz ya están más que recuperadas, pero sí bastante más cerca de tu peso de lo que pudieras imaginar. Un secreto: enseguida comenzarás a "hincharte" de nuevo, pero esta vez será de amor cada vez que tus peques te miren, bostecen o simplemente duerman. Y eso es de lo más bonito que te va a pasar en la vida, puedes creernos.

Si aún no sabes qué nombre ponerle a tus peques, aquí tienes ideas... ¡por duplicado!

Y además
8 cosas que todavía no sabías sobre los gemelos
La conmovedora historia que se esconde detrás del abrazo de estos dos gemelos

por Terry Gragera 141 compartidos

Puede interesarte