Inicio / Maternidad / Embarazo / La evolución del feto a través de ecografías

 

La evolución del feto a través de ecografías

fotos 633099 Visitas


Tags relacionados #Álbumes de Maternidad

+

Son un antes y un después en las revisiones de los embarazos y es que hoy en día a través de las ecografías podemos tener un embarazo mucho más controlado y seguro. Pero ya no solo se trata de la importancia de la parte médica sino que a nivel emocional es uno de los momentos más importantes para los papás. Pueden ver al bebé en movimiento, ver su evolución, saber el sexo del pequeño... 


La evolución del feto a través de ecografías es un avance médico el cuál se divide en varios episodios según las revisiones rutinarias. Estas ecografías sirven para el estudio del crecimiento y el bienestar del bebé dentro del útero materno. Entre otras cosas, las permiten detectar posibles problemas de malformaciones, el desarrollo anatómico del feto, escuchar sus latidos o detectar cualquier anomalía o patología en el embarazo.


Las ecografías 2D o bidimensionales son las que estamos acostumbradas a ver pero durante los últimos años cada vez se han extendido más las ecografías en 3D o tridimensionales que permiten ver al bebé con volumen, es decir, como si lo viéramos en una televisión y también han aparecido las ecografías 4D, que permiten ver al bebé en el momento, en movimiento y en tiempo real.


Se trata de una prueba sencilla e indolora donde no es necesaria la radiación por lo que es segura tanto para el bebé como para la mamá aunque siempre es recomendable no abusar y solo hacernos las recomendadas por el médico.


A lo largo del embarazo, se suelen realizar 3 ecografías rutinarias, una por trimestre:

>La primera se realiza en la semana 12 y se determina si hay un o más embriones, la posición en el útero y medir al feto para ver si coincide con el tiempo real de gestación.

>La segunda se suele realizar en la semana 20 de gestación permite saber si es crecimiento es correcto, malformaciones, el nivel del líquido amniótico y el funcionamiento de la placenta y el cordón umbilical. Siempre que su posición lo permita se podrá determinar también cuál es el sexo del bebé.

>La tercera se realiza entre la semana 33 y 35, es la última y por tanto da información sobre cómo será el parto. Además de comprobar el desarrollo del feto se detectará cuál es la posición del feto y ver cómo viene: de nalgas, boca abajo, etc...


Además de estas también existen las ecografías vaginales que se suelen realizar durante las primeras semanas del embarazo (hasta la octava semana) y que normalmente se realizan para confirmar que se está en estado. Mientras que el resto de ecografías que hemos enumerado serán siempre abdominales. Ten en cuenta, que si se trata de un médico privado, suelen realizar una ecografía en cada una de las revisiones mensuales por lo que la información del feto y el estado del embarazo será mayor. 


Aquí tienes un ejemplo de cómo es el desarrollo del embarazo semana a semana a través de ecografías.


Puede interesarte:

La evolución del embarazo semana a semana 

Sangrado en el embarazo: ¿por qué se produce?

El primer mes del bebé: ¿qué cuidados necesita durante esta etapa?


Comentarios