Inicio / Famosos / Noticias Famosos / Julio Iglesias se confiesa: 'No me considero un buen padre'

© Gtres
Famosos

Julio Iglesias se confiesa: 'No me considero un buen padre'

Alba González
por Alba González Publicado en 3 de julio de 2013

El cantante, que continúa su numerosa gira de conciertos, ha querido mostrar en una íntima entrevista su lado más personal. En ella ha admitido que no se considera un buen padre aunque confiesa que es controlador y muy responsable. Su trabajo es y ha sido, el alma de Julio Iglesias. "Si no cantara, mi alma estaría muerte", reconoce.

A sus 69 años, el carismático vocalista español puede presumir de tener una amplia y exitosa familia --tiene ocho hijos: Chábeli, Julio José y Enrique con Isabel Preysler y cinco más pequeños con su actual pareja, Miranda Rijnsburgern--, aunque cuando echa la vista atrás no puede evitar reconocer que no ha sido la clase de padre que le hubiera gustado ser. A pesar de los fallos cometidos en su extensa experiencia paternal, Julio también reivindica algunas de las características que, al menos, han hecho de él un padre comprometido con el bienestar de sus hijos.

"Un buen padre es el que madruga para llevar a los niños al colegio y yo admito que nunca he hecho eso. No soy un padre abnegado, soy controlador, consciente y sobre todo responsable", admitió en una entrevista a Radio Nacional de España.

Julio Iglesias


Cantante
Nacido el

Estas declaraciones podrían estar muy vinculadas a su extensa y prolífica carrera musical, una profesión que absorbió todo su tiempo desde joven y que todavía constituye el combustible que le mantiene con vida.
"Si no cantara mi alma estaría muerta", expresó tajantemente durante la entrevista.

Sin embargo, el paso del tiempo es un elemento que le quita el sueño por las noches, sobre todo por el carácter hiperactivo que define al artista y por la gran pasión que pone en todo lo que hace. Estos han sido unos atributos que le han mantenido activo durante más de cuatro décadas y que espera le acompañen mientras el cuerpo aguante, una mentalidad que explica por qué Julio no quiere perder ni un minuto de su tiempo.

"Me gusta mucho el tiempo y me gusta hacer mil cosas, por eso me preocupa lo que me pueda quedar. Por eso, estaré en el escenario hasta que la gente quiera y mientras mi cuerpo y mi cabeza estén juntos", reconoció el astro de la música en la emisora pública.

La filosofía profesional y de vida que proyecta el artista también se ve reflejada en una trayectoria musical caracterizada por los numerosos récords. A lo largo de su carrera, Julio ha conseguido vender más de 300 millones de discos y ha editado 80 de esos millones en 14 idiomas, unas cifras astronómicas que, aunque no han supuesto el grueso de sus ganancias económicas, le han aportado una sensación de realización personal que no se paga con dinero.

"He ganado más dinero del que necesito pero no de la música, de la música me han venido cosas mejores que el dinero", se sinceró.

Bang/Enfemenino.com

Julio Iglesias con su hijo Enrique y Julio José © Gtres
por Alba González

Puede interesarte