Hacer desaparecer las manchas de un mantel

Publicado por Elena Bonet
Publicado en 4 de septiembre de 2009

Mancha de vino, de aceite, de salsa, de chocolate o incluso de cera de las velas... Todos nuestros trucos para acabar con las manchas de nuestro mantel.

Los manteles, hechos de algodón, de nylon o incluso de materiales nobles como las fibras de seda o de lino, son testigos de nuestros reencuentros de familia o entre amigos y a menudo están expuestos a todo tipo de manchas, ya se trate de alimentos o de otras materias. Algunas manchas pueden desaparecer rápidamente, otras tienen que esperar al final de la comida para ocuparse de ellas.

Elimino las manchas de vino tinto

Espolvorea la mancha con sal. Después echa por encima un poco de agua caliente. Otra solución: sal, un lavado de jabón y un aclarado con zumo de limón.
Para combatir el vino tinto, ¡nada mejor que el vino blanco! Para ello, rocía alegremente la mancha de tinto con vino blanco, empápalo, aclara con agua muy caliente y déjalo secar. ¡El resultado es a menudo instantáneo! Si no tienes vino blanco a mano, utiliza leche hirviendo. Por último: si queda un cerco rosa, lava el mantel con agua jabonosa pero sobre todo no uses lejía.

Bueno saber: para el champán y el vino blanco, con un poco de agua es suficiente para eliminar la mancha. No obstante, ¡no esperes demasiado antes de ocuparte del mantel!

Combato las manchas de grasa

Respecto al aceite, frota delicadamente la mancha con un paño empapado en alcohol de quemar y mételo en la lavadora como de costumbre. Si la mancha persiste, remójala en lejía diluida (mantel de algodón blanco), o frótala con alcohol de 90º o vinagre blanco, para los demás tejidos. En caso de manchas de grasa, pon fécula de patata en la mancha, espera unas cuantas horas y después cepíllalo. A continuación lava el mantel normalmente. La fécula de patata absorberá el excedente de grasa.

Adios al chocolate de mi mantel

Haz una pequeña mezcla con base de yema de huevo y de glicerina. Ponla en la mancha, déjala actuar durante 30 minutos, frota y después aclara con agua caliente. Si no tienes nada de esto a mano, también puedes intentar tender tu mantel en vertical (con el lado de la mancha en alto) y echar un chorro de agua hirviendo.

Stop a las manchas de vela

Pequeño truco: pon un papel absorbente de cada lado del mantel y pasa la plancha caliente por la mancha. Normalmente, el papel debería absorber la cera.

La derrota de las manchas de salsa

¡Nada como un poco de agua caliente o de tricloretileno! Lava a continuación tu mantel como siempre.

Té o café: ¡el mismo tratamiento!

Para el té, es suficiente con frotar la mancha con agua caliente y además un poco de glicerina. Para el café, aplica la glicerina pero caliente. Lava y después aclara con agua caliente. Plancha a continuación el anverso de la zona todavía húmeda. Otra solución: pon jabón de Marsella en la mancha y déjala remojar en agua caliente. Aclara a continuación correctamente.

Sé despiadada con las machas de fruta

En la mayoría de los casos, frota el mantel con glicerina, déjale actuar y después acláralo. Respecto a las frutas rojas, empapa la mancha en zumo de limón y después aclara. O incluso, echa cuajada, déjala actuar y aclara después. Si la mancha es antigua, aplica agua oxigenada, después amoniaco y aclara siempre con mucho agua.

Hacer puré las manchas de verduras

Las manchas más tenaces son sobre todo de espinacas y tomate. Para las primeras, frota con la ayuda de una loncha de patata cruda, frota con agua jabonosa y después aclara. Para las segundas, si se trata de una mancha reciente, simplemente échale agua muy caliente y jabón. Para una mancha antigua, pon a remojo la mancha en agua mezclada con lejía y agua oxigenada. Después acláralo con cuidado.

Puede interesarte