Este verano... ¡Evita cualquier tipo de riesgo en la piscina!
Resumen en imágenes

En verano aumenta la incidencia de conjuntivitis irritativa y bacteriana

 

 - En verano aumenta la incidencia de conjuntivitis irritativa y bacteriana

Durante el verano deberías poner especial cuidado en el cuidado de tus ojos. Por un lado, los rayos UV pueden ponerte en graves aprietos, y por otro, los largos baños en la piscina pueden hacer que proliferen dos tipos de conjuntivitis: las irritativas y las bacterianas. La conjuntivitis irritativa se produce por el contacto con el cloro o con cualquier otra sustancia irritante que se utilice como tratamiento higienizador para el agua de la piscina. Pero la conjuntivitis irritativa también puede contraerse en la playa, cuando el agua tiene mucha concentración de sal o si la persona se expone al sol o al viento de forma excesiva.
Por su parte, la conjuntivitis bacteriana puede estar provocada por microorganismos infecciosos del agua que penetran en la conjuntiva, una membrana que recubre el ojo con el fin de protegerlo de los agentes externos, pero que no siempre resulta suficiente.

Uno de los aspectos que más influye a la hora de contraer conjuntivitis en verano es el uso de lentes de contacto. Lo ideal es quitárselas antes del baño, pero si no se hace así, conviene ponerse gafas de bucear para evitar en la playa y en la piscina afecciones como la conjuntivitis, además de otras como la queratitis.

Síntomas de la conjuntivitis de la piscina Entre los síntomas de la conjuntivitis de la piscina están:
  • Ojos rojos.
  • Lagrimeo.
  • Fotofobia (sensibilidad a la luz).
  • Sensación de tener un cuerpo extraño dentro.
  • Escozor.
Prevenir la conjuntivitis de la piscina
Para prevenir la conjuntivitis de la piscina conviene:
  • Extremar las medidas higiénicas y procurar bañarse únicamente en aguas que cumplan todas las garantías.
  • En el caso de conjuntivitis irritativas por elementos químicos depurativos, optar por recintos donde el agua haya sido tratada mediante otros métodos, como la ionización.
  • No compartir la toalla con nadie. Utilizar distintas toallas para estar sentada fuera del agua y para secarse.
  • Evitar el baño si ya se tiene conjuntivitis para no contagiar a los demás, pues se transmite con mucha facilidad.
  • Utilizar gafas de natación y gafas de sol homologadas con protección para rayos UV.




  
  

Vídeo: Mejora tu técnica de carrera con estos ejercicios

  • Mejora tu técnica de carrera con estos ejercicios
  • Yoga con calor: te explicamos los motivos para amar esta disciplina

Puntúa esta página: 

Plan del artículo Infecciones en la piscina
Descubre enfemenino...
Cambios de peso radicales: 40 ejemplos de superaciónEl mejor menú para empezar a cuidar de tus articulaciones
Prendas adelgazantes: ¿puede ayudarnos la ropa a perder peso?Pérdidas de orina al toser, correr o hacer deporte... ¿qué puedo hacer?
Además… 05/01/2018
Trucos y consejos
Vídeos
6 trucos para cortar el hambre y moderar el apetito
Impedanciometría: ¿De verdad puede ayudarte?
¡Di adiós a las grasas de una vez por todas! Los 5 métodos infalibles para conseguirlo
El tai-chi
Todos los trucos y consejos En forma
Así debe ser tu desayuno (si quieres que sea saludable)
Todos los vídeos En forma
 

Síguenos…

… a través de tu email
Para saberlo todo sobre enfemenino.com,
inscríbete a la newsletter
  OK
… en redes sociales … y dispositivos móviles
               
Beautiful Box