Inicio / Pareja / Relaciones

Relaciones a distancia, ¿sí o no? 10 consejos para que funcionen

Video por Norma Varela Creado en 17 de marzo de 2020

Hacer que una relación a distancia funcione no es fácil, pero, por suerte, tampoco es imposible. Aun estando lejos de tu pareja, familiares o amigos, puedes compartir con ellos experiencias, sentimientos y hacer planes remotos. A continuación te dejamos algunos consejos con los que aprender a disfrutar aún más de tu relación a distancia.

por María Viéitez

Relaciones a distancia, ¿sí o no? Es difícil responder con contundencia a esta pregunta porque hay muchos factores que influyen y determinan el éxito de nuestra relación. Está claro que mantener una relación a distancia no es una tarea fácil, pero si nos esforzamos en cuidarla, puede funcionar y muy bien.

Hoy más que nunca la tecnología facilita las relaciones a distancia, ya que, gracias a ellas podemos hacer a nuestros seres queridos partícipes de nuestro día a día y podemos hablar con ellos con frecuencia, casi casi como si nos viésemos en persona. Eso sí, para conseguir que funcione, es importante que aprendamos a gestionarnos.

1. Piensa siempre en positivo

Sabemos que no es algo fácil de conseguir y damos por hecho que, como es normal, a veces experimentaremos momentos de profunda tristeza y desesperación. Pero lo más importante en una relación a distancia es saber mantener una actitud positiva.

Cuando no puedes ver a tu pareja o tus amigos tanto como te gustaría, es normal que los extrañes durante la mayor parte del tiempo. Esto, sin embargo, no es algo malo, lo único que tienes que hacer es aprender a manejar estos sentimientos. Por eso debes procurar no entrar en un estado profundo de ansiedad. Cuando esto ocurre, procura calmarte y continuar viviendo tu vida y tus otras relaciones con toda la normalidad que sea posible.

Cuando te hayas calmado, es una buena idea que le cuentes a la otra persona cómo te has sentido. De esta manera podéis conoceros aún más, incluso aunque estéis separados. Piensa en lo agradable que será volver a abrazar de nuevo a tus seres queridos la próxima ocasión en que os encontréis.

2. Habla con ellos con tanta frecuencia como sea posible

La regla número uno para mantener sana una relación a distancia es mantener viva la comunicación. Al no poder veros en persona, es fundamental esforzarse en estrechar el vínculo a través de llamadas y videollamadas, hacer todo lo posible para sentiros cerca. Y es que si la comunicación es esencial para las parejas y los grupos de amigos que se ven a diario, no deja de serlo para quienes viven separados.

Siendo así, tendrás que desarrollar un hábito para que fluya la comunicación y, poco a poco, entrar en la dinámica de hablar a diario y mantener viva la llama de la relación. Y no hace falta que establezcas conversaciones telefónicas eternas, basta con tener la costumbre de hablar un poco cada día. Además, afortunadamente, con la tecnología todo es mucho sencillo de lo que ha sido nunca, por lo que con una videollamada será suficiente para manteneros al día de vuestras vidas.

3. Comparte experiencias con tu familia y amigos

Vivir en ciudades separadas no te impide compartir bonitas experiencias con tus amigos, tu familia o tu pareja. Nuevamente podrás servirte de la tecnología para conseguirlo. ¿Cómo? Podéis, por ejemplo, ver una película simultáneamente y compartir impresiones a través de una videollamada o jugar a un juego de ordenador o del teléfono juntos.

Si sois creativos y os gusta escribir, también podéis abrir un blog en grupo o en pareja para compartir vuestras historias o, por ejemplo, empezar a leer el mismo libro al mismo tiempo para comentarlo juntos. Incluso podéis cocinar una nueva receta en vivo por Skype y disfrutar de una rica cena juntos en la disancia. Tener las mismas experiencias al mismo tiempo os ayudará a sentiros más cerca el uno del otro y fortalecer el vínculo que os une.

4. Evita las discusiones por Whatsapp

Llegamos a una de las partes más difíciles de las relaciones a distancia, y es que es fácil iniciar una discusión. El riesgo de que se inicie un conflicto es mayor que en una relación convencional por varios factores, el más importante: que estáis tensos, nerviosos y os echáis de menos. Y, aunque suene contradictorio, lo más normal es que lo pagues con aquellos a quien más quieres. En estos casos es un error sucumbir a esos sentimientos negativos y estallar en una discusión que puede ser contraproducente, sobre todo, porque no podéis hablarlo cara a cara, una situación que puede generar malentendidos.

Con esto no queremos decir que debas contenerte si algo te molesta. Tienes, por supuesto, el derecho de decirle a tu pareja o amigos lo que no te gusta, la clave es hacerlo de forma abierta y calmada, sin actitudes hirientes ni agresivas. Es fundamental que adoptes la actitud correcta para no dañar tus relaciones.

Además, otra de las claves es que no discutas por Whatsapp. Es fácil malinterpretar mensajes escritos y, en una discusión acalorada en esta aplicación u otras similares, no tenemos tiempo para pensar lo que queremos decir ni cómo queremos decirlo. Por eso, evita que estos conflictos estallen en estas circunstancias y, si el tema que necesitas tratar no puede hacerse esperar hasta la próxima vez que os veáis en persona, es preferible que esperes a hacer una videollamada para expresarte con calma y claridad.

5. Veos siempre que sea posible

Puede parecer obvio, pero no lo es en absoluto. Para que tu relación a distancia funcione, es fundamental hacer sacrificios de vez en cuando. Así, es esencial que os veáis tanto como sea posible, siempre teniendo en cuenta que supone un gasto económico y una inversión de tiempo. La mejor manera de organizarte con tu pareja es que cada fin de semana sea uno de vosotros el que se desplace a la ciudad del otro. Y, si se trata de un grupo de amigos, es una buena idea quedar en cada ocasión en una de las ciudades de los componentes del grupito.

Aun así, de vez en cuando también podéis planear viajes juntos a destinos desconocidos, es una buena manera de vivir juntos otra experiencia emocionantes. ¡No pierdas la oportunidad!

6. Una misma visión del futuro dentro de la pareja

Para que tu relación a distancia dure, dicen los expertos, es importante que tú y tu pareja compartáis planes y una misma visión de futuro, es decir, que ambos tengáis los mismos objetivos. Así, lo mejor es que habléis de ello abierta y sinceramente. ¿Qué queréis del otro? ¿Y de vuestra relación? ¿Cómo queréis que evolucione vuestra historia? ¿Estáis dispuestos a cambiar de ciudad para compartir una vida juntos? No es fácil lidiar con estas cuestiones, pero lo mejor es que ambos sepáis qué espera el otro de vuestra relación.

7. Lealtad y confianza: claves en una relación a distancia

Para que una relación a distancia funcione, es fundamental que haya entre vosotros lealtad y confianza. De no ser así, tu relación amorosa se puede convertir en una pesadilla. Es muy improtante que, sobre todo en estas circunstancias, seáis un libro abierto para el otro. ¡Es la única manera de que funcione! Por eso, ambos tendréis que comprometeros a no traicionaros. De lo contrario, ¿por qué hacer todo este esfuerzo?

8. Mantén viva la pasión (si se trata de una relación amorosa)

Seamos honestos. Una de las mayores desventajas de tener una relación a distancia es la falta de sexo, no vamos a negarlo. Pero, por suerte, siempre podemos encontrar alternativas. ¿Te has planteado alguna vez practicar sexo virtual? Si nunca lo ha hecho, es posible que al principio puedas sentir vergüenza, pero te aseguramos que acabarás disfrutándolo. La tecnología también puede ser de gran ayuda en este sentido, así que dejad volar vuestra imaginación. Y recuerda que, si lo haces, sea siempre con alguien en quien confíes ciegamente.

9. Sorpréndeles

Para añadir algo de emoción a tus relaciones a distancia es recomendable que, cuando sea posible, le des a tu pareja, amigos o familiares alguna que otra sorpresa. ¿Por qué no aparecer sin avisar en el trabajo de alguno de tus amigos o la casa de uno de tus familiares? Será un boost de energía y alegría inesperado que enriquecerá vuestra relación en gran medida. ¡Da rienda suelta a tu imaginación!

10. Desahógate con alguien que entienda tu situación

Sin duda habrá momentos difíciles en los que extrañaremos mucho a esos seres queridos que tan lejos están de nosotros y, lamentablemente, no podremos hacer nada al respecto. En esos momentos es bueno tener a alguien cercano en quien confiar, alguien con quien podamos desahogarnos y a quien podamos confesar nuestros miedos, mejor todavía si nuestro confidente ha pasado por una situación similar a la nuestra. Sus conejos te ayudarán, sin duda, a sentirte menos solo en esos momentos de tristeza.

Descubre: Las 30 mejores películas sobre la amistad
30 películas para aprender a valorar a los amigos © Intocable

Y además:
¿Cómo gestionar la ansiedad? Consejos para combatirla
¿Por qué es saludable un estilo de vida abstemio?
Amor y desamor: ¿es posible ser amiga de nuestro ex?

María Viéitez
María es redactora digital y de contenidos de actualidad en enfemenino, y tiene claro que la comunicación es lo suyo. Seducida por la lectura, la escritura y las ganas de …
179 compartidos