Inicio / Ocio / Viajes / ¡Que comience el viaje de tus sueños! 10 consejos para viajar sola

© Come reza ama
Ocio

¡Que comience el viaje de tus sueños! 10 consejos para viajar sola

Laura Sutil
por Laura Sutil Publicado en 3 de julio de 2017

¿Qué importa si nadie te acompaña esta vez? Quizás este solo sea el primero de los muchos viajes por el mundo que emprendas sola.

Ha llegado el momento de hacer un viaje. Quizás tienes tus semanas de vacaciones en el trabajo, quizás te vas para aprender un nuevo idioma o te han concedido una beca y no la vas a desaprovechar. Puede ser que simplemente la rutina te ha atrapado tanto que si no viajas, sientes que acabarás explotando. Sea cual sea el motivo, si crees que ha llegado el momento, llena tu mochila o maleta y... ¡Lánzate a la aventura! Por si necesitas un empujón extra, aquí tienes un descuento para volar.

Te garantizamos que experimentarás una sensación de libertad e independencia única y querrás repetir. Deja tus miedos: ser mujer no es un una barrera para viajar sola. Ahí fuera te esperan parajes y culturas estupendas y un mundo mucho más amigable y hospitalario de lo que crees.

1. Elegir el destino adecuado

Hay tantos tipos de mujeres como viajes podemos organizar. Depende de si eres segura, decidida, soñadora, romántica, pragmática o tímida, puedes elegir un destino que se adapte a tu forma de ser. Deberás tener en cuenta varios asuntos como el presupuesto con el que cuentas, el tiempo del que dispones o la situación política del país al que viajas. También es importante que le eches un vistazo al clima o te informes sobre las costumbres y tradiciones del país.

Si eres algo indecisa y te cuesta tomar la decisión, puedes iniciarte conociendo alguna de las Siete Maravillas del Mundo, ya que al ser lugares turísticos, lo tendremos más fácil a la hora de organizar visitas por sus países o en el momento de encontrar lugares en los que alojarnos.

Algunas de las preguntas que debes hacerte antes de viajar es de cuánto tiempo dispones, qué es lo que buscas en este viaje o en qué momento del año vas a realizarlo. Cuando des respuesta a todas ellas, ¡habrás encontrado tu destino ideal!

2. Hora de hacer el equipaje

Sentarte encima de tu maleta y que cierre, no quiere decir que hayas conseguido ningún triunfo. Piensa en que a la vuelta te habrás comprado mil monerías y esa maleta se te habrá quedado pequeña definitivamente. Así que, en estos casos, menos es más.

En primer lugar, ¿maleta o mochila? Deberás tener en cuenta el destino al que te diriges y cuál es tu preferencia en este sentido. Además de las características del destino, ten en cuenta cuánto tiempo va a durar esta aventura solitaria y qué tipo de equipaje te conviene más.

3. Básicos de tu maleta

Antes de comenzar a meter la ropa en tu maleta debes hacer una pequeña reflexión y tener en cuenta que en muchos países te juzgarán por cómo vistes y lo más prudente es adaptarte a la cultura y moral del país que visites. Así, los imprescindibles de tu viaje pueden ser: un pantalón desmontable, una falda larga (por debajo de las rodillas), un vestido, camisetas de algodón, camiseta térmica, camisa antimosquitos si es necesaria para tu destino, mallas o leggins, calcetines normales y de montaña, ropa interior (te recomendamos que lleves 5 braguitas y 2 sujetadores). También zapatillas de deporte, las bailarinas, las chanclas, el pijama, el bikini, el cinturón, sombrero, el chubasquero y un fular.

No olvides todo lo necesario para tu higiene diaria: toallitas húmedas, pinzas, accesorios para sujetar el cabello, preservativos y productos para la menstruación. Es importante que no olvides todos los productos cosméticos necesarios para el cuidado de tu piel, como una crema hidratante adecuada y algunos básicos de maquillaje como una máscara de pestañas o algún labial.

4. ¿Cómo distribuir mi presupuesto?

Muchas mujeres nos pasamos la vida trabajando y nunca nos atrevemos a invertir el dinero que ganamos en un viaje porque nos aterra viajar solas. ¿Se te ocurre una forma mejor de recompensarte por tus horas de trabajo? Es cierto que viajar sola es, por lo general, más caro que hacerlo en pareja o con amigos pero no te puedes echar atrás por eso.

Cuando calcules el presupuesto global de tu viaje debes tener en cuenta que si viajas a algún país lejano situado en el Sudeste Asiático, el subcontinente indio, Oriente Medio o algunos países de Latinoamérica, el billete de avión será caro pero el nivel de vida, una vez que estés allí, será mucho más bajo de lo que estamos acostumbradas. Dentro de este presupuesto global, ten en cuenta el presupuesto diario, en el que el primer gasto importante es el alojamiento.

5. ¿Efectivo o tarjeta?

En un viaje la mayoría de las transacciones se hacen en efectivo, a no ser que vayas a países donde las tarjetas de crédito son aceptadas incluso para pagos pequeños, como Eslovenia o Noruega. Si estás planeando salir de los márgenes del viejo continente, lo mejor es que dispongas siempre de moneda local.

Puedes realizar el cambio de divisas desde España o, si lo prefieres o no tienes otra opción porque hay estados que no exportan su moneda, lo tendrás que hacer una vez que hayas llegado a destino. En este último caso, es recomendable que "salgas de casa" con alguna de las divisas más aceptadas a nivel internacional, ya sean dólares o euros

6. Ten en cuenta tu seguridad

No te pongas nerviosa al leer esto porque es igual de peligroso viajar a un país extranjero que hacerlo dentro del propio país. La mayoría de los pequeños incidentes que surgen en los viajes son producto de enfermedades, robos y accidentes y no de tensiones políticas o terrorismo. Así que... KEEP CALM AND TRAVEL!

Es cierto que debes informarte y evitar las zonas de riesgo. Muchos de los problemas de seguridad que surgen durante el viaje vienen dados por la ignorancia y la falta de previsión. Una vez que tienes claro todo esto, es hora de contratar un seguro de viaje.

7. Mantén tu documentación al día

Esta es la parte más terrible de preparar un viaje, es cierto, pero también una de las más necesarias. Así que no nos queda otra que resignarnos. En primer lugar, el requisito imprescindible para cruzar las fronteras y viajar fuera de la Unión Europea es el pasaporte. Se recomienda que esté vigente al menos por seis meses y que tenga una o dos hojas en blanco. Si el pasaporte te caduca durante el tiempo que estés fuera, deberás tramitarlo en el consulado de tu país.

8. No temas el choque cultural

El choque cultural es algo que siempre está ahí. Puede ser más o menos palpable en función de lo mucho o poco que hayas viajado antes o lo distinta que sea la cultura del destino elegido y también de tu manejo en otros idiomas. Pero, al fin y al cabo, mujer aventurera, ¿no crees que viajamos, precisamente, para vivir ese choque cultural?

9. ¿Qué hacer si me siento sola?

Antes de aconsejarte qué hacer si te sientes sola, lo mejor es que te conciencies de que será una de las experiencias más enriquecedoras que puedas vivir. La ausencia de una compañía en la que volcarte o tras la que esconderte hace que te abras más al mundo y, por lo tanto, estés mucho más receptiva a las experiencias y personas que te vaya proporcionando tu periplo.

¡No tengas miedo a hablar con los demás! Es posible que conozcas gente maravillosa y te lleves amigos de por vida. Si no sabes por dónde empezar a socializar, prueba con algún tour colectivo que te reunirá con más gente como tú.

10. Y para sentirte en armonía con el mundo...

Si en este viaje no solo quieres encontrarte a ti misma, sino que buscas una forma de reconciliarte un poco con el mundo, tienes varias opciones. Hay muchas formas de hacer que tu experiencia vaya mucho más allá que unas semanas de turismo. Puedes decantarte por el ecoturismo o el turismo solidario, por ejemplo.

Y recuerda que en este viaje tan importante es sentirse bien por fuera como por dentro. Porque nuestro bienestar mental repercute directamente en nuestra belleza exterior. Y, por supuesto, una mujer bella es aquella que se preocupa por llevar una vida saludable y cuida los detalles de su aspecto físico. Así lo proclama L´Oréal Paris, una marca implicada de lleno en el bienestar de las mujeres, utilizando los mejores ingredientes para el cuidado de la piel y trabajando cada día en la innovación para ofrecerte lo mejor a un precio asequible. Productos que te hagan sentir bella, segura de ti misma y capaz de cualquier cosa.

Y además:
Destinos únicos para viajar en 2017​
¡Sorprendente! Existe un hotel de lujo en la Antártida​

por Laura Sutil

Puede interesarte