Inicio / Psico / Consejos / Coaching

Psico

Coaching

por mvega Publicado en 7 de marzo de 2008

El coaching o asesoramiento no es una terapia. El "life coach" o asesor de vida ayuda a afrontar las pruebas que nos pone la vida (mudanzas, despidos, problemas de pareja) y a aprender de ellas.

Enfermedad, ruptura amorosa, trabajo nuevo... Los coach o asesores te ayudan a superar una etapa difícil. Se trata de una profesión en pleno desarrollo.

Apoyo en momentos difíciles
El coaching o asesoramiento no es una terapia. Según la federación francófona de coaching "el coaching es un proceso de acompañamiento que favorece la concienciación de una persona sobre su manera de funcionar, con el objetivo de superar la situación en la que se encuentra y alcanzar objetivos profesionales o personales de manera independiente".
Dicho de otro modo, el life coach o asesor de vida ayuda a afrontar las pruebas que nos pone la vida (mudanzas, despidos, problemas de pareja) y a aprender de ellas. Este profesional, mitad entrenador, mitad mentor, interviene tanto en casos de ansiedad puntuales como de problemas de estrés o íntimos, y ayuda a superarlos.

Método pragmático
Las herramientas de trabajo de un asesor son las siguientes:
- La escucha activa, la cual permite descifrar las emociones de la persona a la que se asesora.
- El cuestionamiento, el cual ayuda a que sea el mismo asesorado quien encuentre la solución a los problemas.
- La reformulación: el asesor no proporciona consejos sino que repite lo que dice el asesorado y así planifica, de acuerdo con éste, los objetivos a alcanzar y las medidas que se utilizarán.
El asesor no indaga en las vivencias pasadas del asesorado; se interesa por el presente, y sobre todo, por el futuro. Los ejercicios, simulaciones y otras técnicas de desarrollo personal, hacen posible que el asesorado tome conciencia de su manera de funcionar y reaccionar.

Trayectoria de una tendencia
Directamente desde Estado Unidos, fue el psicólogo Michael Brown quien puso a punto el asesoramiento. Se utilizaba principalmente en empresas. Métodos de gestión o técnicas de comunicación: los ejecutivos participaban en sesiones de preparación colectiva o individual para maximizar su rendimiento laboral. Más tarde, fue de la mano de la televisión, con programas dedicados al asesoramiento cuando éste se abrió al gran público.
Por lo tanto, se trata de un fenómeno reciente, aunque algunos profesionales arguyan que esta práctica remonta a tiempos de Sócrates y de su famosa mayéutica, o a cuando el filósofo desvelaba el espíritu de sus discípulos formulándoles preguntas.

Información práctica
Se trata de un método con resultados a corto plazo: entre 10 y 20 consultas en total. Una sesión de asesoramiento cara a cara dura entre una hora y una hora y media, y cuesta entre 80 y 150 euros. Algunos profesionales también trabajan por teléfono o por Internet, y mantienen consultas regulares con los asesorados.

¿Cómo se elige un asesor?
Como la profesión no está regulada todavía, cualquiera se puede presentar como asesor de la noche a la mañana. No es fácil saber si se trata de un profesional competente. De todas maneras he aquí una lista de criterios que pueden ayudarte en la elección:
- Trayectoria. Decántate por asesores que hayan seguido una formación en una escuela o programa reconocidos por la Asociación española de coaching (Asesco), principal asociación del país. Asimismo, elige un asesor que cuente con extensa experiencia.
- ¿Cuenta con supervisión? Los asesores serios suelen estar supervisados por otros compañeros y siguen sus consejos.
- Las tarifas. Si supera los 150€ por sesión, el precio es abusivo. Igualmente, si el asesor aconseja desde un principio una treintena de sesiones, desconfía, el objetivo principal de esa persona parece ser el dinero.
- La sensación. Desde la primera sesión, tiene que haber una atmósfera de confianza. Si no es el caso, cambia de asesor.

por mvega

Puede interesarte