Inicio / Belleza / Tratamientos / Las intervenciones estéticas más insólitas del mercado

Belleza

Las intervenciones estéticas más insólitas del mercado

Patricia Álvarez
por Patricia Álvarez Publicado en 25 de octubre de 2016

Justo cuando pensábamos que ya nada podía sorprendernos en el ámbito de la cirugía estética, llegan las nuevas tendencias en operaciones faciales y corporales que nos han dejado de piedra. ¿Sabías que ahora puedes operarte para reducir el tamaño de tus pezones o para conseguir el famoso thigh gap? ¡Te mostramos las intervenciones estéticas más insólitas del mercado!

Levantamiento de sonrisa

Sabemos que una de las consecuencias del paso del tiempo es la temida ley de la gravedad. Sin embargo, el óvalo facial o el pecho no es la única parte del cuerpo que tiende a descolgarse. Este efecto también se da en las comisuras de los labios, dibujando unas líneas descendentes que dan aspecto cansado.

Para combatirlo, se eliminan unos pequeños triángulos de piel alrededor de la boca y se estira la zona, dejando como resultado una especie de sonrisa permanente. ¿Alguien quiere convertirse en el Jóker?

Bye bye mofletes

¿Tienes la cara redonda y quieres afinarla? Ahora puedes con la lipectomía de pómulos. Esta operación consiste en eliminar la grasa que se localiza en las bolas de bichat, la zona justo debajo de las mejillas que se encarga de proteger el conducto por donde sale la saliva.

Demasiado tiempo y dinero invertido en algo que se puede disimular fácilmente con maquillaje, ¿no creéis?

Transplante de cejas

Si eres fan de las cejas pobladas pero no consigues que las tuyas lleguen a esa densidad y estás harta de maquillarlas ahora podrás conseguir la tendencia del momento gracias al injerto de cejas.

Al igual que un transplante capilar al uso, esta técnica consiste en extraer pelo de la parte posterior de tu cuero cabelludo e injertarlo en la zona de la ceja para darle la anchura que buscas. Luego siempre puedes unirte a la moda de llevarlas de colores y presumir de cejas trendy.

© Instagram

Umbilicoplastia

Si no te gusta la forma de tu ombligo ahora podrás moldearlo gracias a la magia del bisturí. Meterlo hacia dentro, darle una forma más redondeada, más ovalada... ¡Tú eliges!

¿Realmente hay alguien dispuesto a pasar por el quirófano para cambiar la forma de su ombligo?

Thigh Gap

Thigh gap fueron las dos palabras que más escuchamos en 2014 en lo que a intervenciones estéticas surrealistas se refiere. Para las que no sepáis de lo que estamos hablando, este término hace referencia al hueco que existe entre las piernas, y que se ha convertido en una obsesión para muchas de mujeres alrededor del mundo.

Desde ese momento se ha producido un gran aumento de la demanda de intervenciones quirúrgicas para eliminar la grasa de la zona interior de los muslos, y así conseguir artificialmente esa separación. Además, también estamos viviendo un auge deentrenamientos y dietas extremas con el único objetivo de conseguir el famoso thigh gap.

¿En serio esa pequeña separación es lo que diferencia un "cuerpo perfecto" de otro que no lo es?

Sujetador interno

¿Y si te dijéramos que ahora ya no tendrás que llevar sujetador por fuera y podrás llevarlo por dentro? Sí, has leído bien. La última moda en cirugía es implantar dos ganchos que se agarran a las costillas y una tira de silicona que harán que tu pecho desafíe a la gravedad sin necesidad de usar sostén.

También existe como alternativa una especie de malla interna que levanta el pecho y termina con cualquier atisbo de flacidez. ¿Te atreverías con esta cirugía?

Reducción de aureola y pezones

Esta intervención es algo relativamente normal en pacientes que se someten a una reducción de pecho, ya que al cambiar el tamaño del busto, también puede ser necesario cambiar la posición o el tamaño del pezón.

Sin embargo, ahora también existe la posibilidad de que cualquier persona diseñe laforma, diámetro y altura de la aureola, así como la longitud y grosor del pezón.

Bra rolls

Es posible que el término bra rolls no te diga nada, pero si te decimos que son las palabras con las que se ha denominado a esos antiestéticos rollitos que se forman bajo el sujetador cuando éste te queda pequeño, seguro que ya vas entendiendo de qué estamos hablando.

A priori, este problema tiene una solución bien sencilla, que pasa por elegir la talla de sujetador que te corresponde. Sin embargo, hay personas que prefieren pasar por quirófano para eliminar esa piel sobrante antes de comprarse una talla de sujetador adecuada. ¡Muy lógico todo, sí señor!

¿Qué te han parecido estas nuevas intervenciones estéticas?



Y además:
Tratamientos antiedad insólitos que harán que adores tus arrugas
Tratamientos de belleza más raros

por Patricia Álvarez

Puede interesarte