Inicio / Ocio / Viajes

Ocio

Asia Gardens: 10 claves para disfrutar del paraíso

por El equipo editorial Creado en 21 de octubre de 2016
Asia Gardens: 10 claves para disfrutar del paraíso© Asia Gardens Hotel & Thai Spa

Si sueñas con ir a Asia, pero la idea de desplazarte hasta allí te echa para atrás, no te preocupes. Tenemos una alternativa igual de fascinante y mucho más cercana. Se llama Asia Gardens, está en Alicante y propone una experiencia asiática de 360 grados. Hemos tenido la suerte de visitar este maravilloso lugar y sumergirnos en su universo. La escapada es perfecta, y te la contamos en 10 claves. Welcome to paradise!

1. Entorno privilegiado

© Asia Gardens Hotel & Thai Spa

Pongámonos en situación. Imagina un hotel en el que cada detalle, sin excepción, está pensado para transportarte al sudeste asiático. Muy probablemente, tus pensamientos volarán hacia un paraje frondoso y verde de flores aromáticas, acompañado del murmullo del agua y del cantar de los pájaros. Quizás irán incluso más allá y contemplarán unas camas balinesas sobre unas piscinas infinitas de agua cristalina. Pues todo eso (y mucho más) lo tenemos en Asia Gardens Hotel & Thai Spa que, más que un hotel con jardín, parece un sorprendente jardín que alberga un encantador hotel.

Tanto es así que hasta existe una ruta guiada en la que un experto descubre lo mejor de estos densos jardines tropicales. Más 110.000 árboles y 300 especies tropicales traídas de diferentes rincones de Asia forman este exuberante vergel salpicado de lagos, cascadas y piscinas de efecto infinito. De entre todos los rincones destaca un espectacular ejemplar de Macrobonsai que tiene más de 200 años.

Este paraíso, recogido en aproximadamente 370.000 metros cuadrados, se encuentra totalmente integrado en el paisaje, consiguiendo un bonito efecto “skyline” con los rascacielos de Benidorm.

2. Relax en un Spa Tailandés

© Asia Gardens Hotel & Thai Spa

Cierra los ojos, pierde la noción del tiempo y déjate llevar...

El Thai Spa de Asia Gardens es uno de los iconos indiscutibles de este paraíso Zen. Puedes acceder a él desde la recepción del hotel, pero te recomendamos que vayas desde el jardín, para que la experiencia de relax comience aún antes de entrar. Un serpenteante camino rodeado de plataneros, hibiscus, palmeras y un sinfín de plantas exóticas te guiará hasta la exclusiva entrada del Thai Spa.

Una vez allí, ya solo queda elegir tratamiento y empezar a sumergirte en un mundo de paz, armonía y quietud.

La carta de masajes es variada y créenos cuando te decimos que no hay posibilidad de error a la hora de elegir. Si tuviéramos que decantarnos por un masaje, sería el masaje tradicional tailandés ejecutado por masajistas formados en exclusivo templo del Wat Po en Thailandia.

El top: reservar en un palafito exterior para disfrutar del masaje en mitad de la naturaleza. Tras el tratamiento, podrás tomar un relajante té y seguir descansando en un área de relajación con piscina climatizada. Suena bien, ¿verdad?

3. Descanso a todo lujo

Si el entorno del hotel es una maravilla, su interior no se queda atrás.

Lo primero que llama la atención del hotel es su impresionante hall, realizado con maderas de bosques FSC (con certificación forestal) siguiendo los cánones arquitectónicos del área sudeste de Asia.

En él encontramos valiosas antigüedades, esculturas y piezas de artesanía, espectaculares lámparas de diseño, techos revestidos en seda, ventiladores de madera y diversos rincones con sillones, mesas y butacas de estilo colonial. El espacio es enorme, por lo que cuesta fijarse en todos estos detalles a simple vista. Lo mejor es recorrerlo con calma, o sentarse en alguno de sus rincones, como en el Champagne Bar, que te dará otra perspectiva de este grandioso espacio. Al igual que en el jardín, encontraremos numerosas plantas autóctonas de Asia, que le dan un toque exótico al lugar, al tiempo que un aroma muy agradable.

Acompañados por una suave música presente en todo el hotel, llegaremos a la habitación. Una exquisitez decorada con muebles de madera noble al más puro estilo balinés moderno. Como se suele decir, la distinción se ve en los detalles, y en este sentido no hay espacio para la improvisación.

Los interiores del Asia Gardens Hotel & Thai Spa reflejan un cuidado estilo balinés y están concebidos para el bienestar del cuerpo y la mente.
© Asia Gardens Hotel & Thai Spa

​Lo que más llama la atención en la habitación, de entrada, es su cuarto de baño, compartimentado para una mayor intimidad y modulado a través de paneles para poder disfrutar de un relajante baño bajo la luz natural que llega desde la terraza o, por qué no, viendo la televisión. Tampoco se queda atrás su cama king size, de 2 por 2 metros, y sus sábanas de algodón de 300 hilos, ambas perfectas para un descanso absoluto.

Los tonos beige, crudo y gris conforman un diseño de interior de estilo oriental con un toque classie europeo. Suelos de pizarra, maderas nobles en tono oscuro, butacas estilo Luis XV, camas con dosel estilo balinés, sillones Chester, cómodas de estilo isabelino, arte de oriente, grandes espejos, detalles florales naturales, estampados vegetales, ventiladores de techo estilo colonial… En Asia Gardens, todo parece estar dispuesto para llevarte a un lugar muy, muy lejano...

4. Piscinas para bañarse durante todo el año

© Asia Gardens Hotel & Thai Spa

En Asia Gardens el sol está garantizado. Allí hablan de que "sólo existe una estación en el año", ya que cuentan con un microclima con una temperatura media de 25 grados. ¿Lo podéis creer? Es por eso que allí es posible bañarse en una de sus seis espectaculares piscinas en cualquier momento. Eso sí, si eres friolera, escoge una de las 4 que tienen climatizadas con temperaturas entre 28 y 32 grados. Una de ellas tiene incluso un amplio jacuzzi, ideal para una experiencia más relajante.

Y es que, en este hotel el agua es un espacio vital y protagonista. Piscinas, cascadas y lagos lo dejan patente en el recorrido por el jardín. A la hora de darse un baño, cualquier propuesta es buena. Desde la piscina familiar climatizada a 30º hasta la sucesión de piscinas infinitas de estilo asiático construidas con preciosos basaltos, granitos y pizarras traídos de Asia. También cuentan con una piscina sólo para adultos, concebida como un auténtico templo del silencio, relax y bienestar.

5. Gastronomía que conquista paladares

Koh Samui © Asia Gardens Hotel & Thai Spa

El paraíso no podría llamarse así si no tuviera una propuesta gastronómica a su altura. El hotel de 5 estrellas cuenta con ocho restaurantes, que ofrecen diversos tipos de cocina: local, internacional y, por supuesto, asiática. Si eres realmente una foodie, te costará elegir entre ellos. Te proponemos las opciones:

  • In Black: Cocina de autor entre vegetación asiática. Una experiencia inolvidable.
  • Palapa: Cocina mediterránea e internacional entre jardines y piscinas asiáticas.
  • The Island: Cocina de autor y barbacoa en una atmósfera mágica.
  • Koh Samui: Fusión de la cocina oriental más selecta. Indispensable para seguir viviendo la aventura asiática.

​6. Propuestas Zen para armonizar cuerpo y alma

Una de las propuestas que más nos gustó en Asia Gardens fue su programa de talleres y actividades. Ofrecidos por cortesía del hotel, tienen como primer objetivo relajar cuerpo y mente. Es por eso que comenzamos con una meditación de 20 minutos seguida por una relajación de otros 20 que nos llevó a conectar con nuestro cuerpo y nuestra mente. Es cierto que si nunca has meditado, cuesta no dejarse llevar por los pensamientos, pero solo "tenemos que dejarlos fluir. Que lleguen y se vayan. Lo importante es concentrarse en la respiración para conseguir un estado de relajación total", nos dicen en la presentación del taller. Tras hacerlo, ese mundo de ahí fuera parece más lejano, más distante. Ya no nos importa tanto.

Siguiendo con este espíritu, podrás elegir entre Chi Kung, Tai Chi, Yoga, Pranayama y Estiramientos, o hacerlos todos, por qué no. Aquí vienes a relajarte y con cada una de estas actividades lo conseguirás de inmediato.

También puedes acercarte al taller de coctelería y al Asian Cookshow, donde descubriremos las diferencias y matices en las formas de cocinar de China, Tailandia, Indonesia y Japón.

Y si vienes en familia, no te preocupes porque lo tienen todo pensado. El Club infantil de los Piratas y la Mini-Cena harán de la estancia de los niños una auténtica aventura. Además, ahora que llega Halloween, los peques tendrán muchas más sorpresas.

7. Parques temáticos para pasarlo en grande

Justo al lado del hotel se encuentra Terra Mítica, uno de los parques temáticos más importantes y grandes de España. La peculiaridad de este parque es su representación de distintas culturas mediterráneas, con réplicas de puentes y monumentos artísticos e históricos.

Si os va más la naturaleza, Terra Natura es un parque de animales de nueva generación que te dará otra perspectiva de su mundo. Más de 1.500 animales de 200 especies diferentes, 50 de las cuales se encuentran en grave peligro de extinción, y más de 2.500 ejemplares de más de 160 especies de árboles, arbustos y tapizantes conforman este espectacular parque digno de visitar.

Quizás menos conocido pero también muy interesante es MundoMar, a 10 minutos del hotel. Se trata de un parque singular. Exuberante vegetación y jardinería tropical, edificios de rústico aspecto, conjuntos rocosos, grandes cascadas, sorprendentes grutas… conforman este espacio donde además se ofrecen diferentes shows de papagayos, leones marinos y delfines.

La cuarta opción se llama Aqua Natura, un parque acuático de 40.000 metros cuadrados con más de 1.000 metros de vertiginosos toboganes, entre otras atracciones, y zonas exclusivas de baño para niños. La diversión está garantizada.

8. Playas kilométricas para disfrutar del sol

Cerca de Asia Gardens encontramos algunas de las mejores playas de arena de la Costa Blanca. Benidorm, Altea, Villajoyosa y Calpe están a pocos Kilómetros. Aunque te costará salir del paraíso, si tu plan es darte un chapuzón en el mar, tienes un sinfín de propuestas entre las que elegir.

9. Actividades en la zona

Alicante es una de esas provincias que tiene de todo. Destinos como Altea, Calpe, Jávea o Moraira son ideales para la práctica de actividades al aire libre o náuticas.

Además, la oferta de actividades es tan variada y divertida como lo pueda ser tu imaginación. Golf, Kayak, rutas a caballo, catas de vino, paintball, buceo, parapente, globo, mountain bike, safari... El hotel te propone un abanico de opciones por si deseas salir un poco. La pregunta es... ¿Querrás?

10. Trato exquisito

Como hemos visto, no hace falta hacer 20 horas de vuelo para disfrutar del lujo asiático. Pero este universo de calma y relax no sería posible sin el equipo humano del hotel, pendiente de hasta el más mínimo detalle para que la experiencia sea fabulosa. Ayudan, pero no apabullan, y saben desprender esa energía positiva y ese espíritu zen que impregna el lugar. A ellos queremos agradecerles que nuestra estancia haya sido paradisíaca. Y que estemos deseando volver.

Author enfemenino
Durante los últimos 20 años, la prioridad de Enfemenino consiste en amplificar las voces de las mujeres. A través de nuestros contenidos, vídeos y eventos, queremos animar a nuestras comunidades …