Inicio / Maternidad / Embarazo

Maternidad

El 22,7% de las mujeres embarazadas sufren violencia de género

por Redacción enfemenino Creado en 15 de diciembre de 2014
El 22,7% de las mujeres embarazadas sufren violencia de género© Getty

La violencia machista sigue siendo una de las mayores lacras sociales tanto dentro como fuera de nuestro país. En España ya son más de cuarenta las mujeres que han muerto a manos de su pareja en lo que va de año. Pero nos ha llamado la atención uno de los últimos estudios realizados sobre violencia machista que asegura que el 22,7% de las mujeres maltratadas están embarazadas. Atenta a los datos.

Este nuevo estudio publicado analiza el comportamiento de las parejas que ejercen violencia sobre las mujeres gestantes y es que mientras que el 21% de las mujeres sufren violencia psicológica durante el embarazo, el 3,6% sufre violencia física o sexual. El embarazo debe ser una época de felicidad e ilusión pero para una de cada cuatro mujeres, según dicho estudio, se convierte en un infierno. Los datos recogidos pertenecen a la investigación realizada a 778 mujeres heterosexuales que dieron a luz en 15 hospitales públicos de Andalucía y el personal sanitario (matronas) que colaboraron en dicho estudio fueron formadas específicamente para la recolección de datos. "Hasta el momento no se había realizado ningún estudio de este tipo en España y, en consecuencia, se desconocía por completo la magnitud de este problema en nuestro entorno", explica Stella Martín de las Heras, investigadora de la Universidad de Granada y principal autora del trabajo. "Sin embargo, las consecuencias son muy graves tanto para la salud de la madre como para la del feto".

© Getty

Abuse Assessment Screen (AAS) y el Index of Spouse Abuse (ISA) han sido los dos instrumentos, estandarizados internacionalmente, utilizados para llevar a cabo la investigación. Según los datos publicados, se afirma que la violencia machista en España prevalece respecto a países próximos que se encuentra entre un 3,4% y un 8,4%. "Con estas cifras, se debería incluir de manera rutinaria la detección de la violencia en el control del embarazo, así como la puesta a punto de protocolos de actuación en los casos necesarios", explica Martín de las Heras. "La implicación y la motivación de los profesionales sanitarios es crucial".

Métodos de detección de violencia de género

Según los dos métodos de detección que se mencionan anteriormente, los resultados fueron bastante distintos realizando la investigación por separado. Por un lado, con el AAS se detectó que un 7,7% de las mujeres embarazadas sufría algún tipo de violencia machista, mientras que con el ISA, la cifra subía hasta un 21,3%. La diferencia básica entre éstos radica en la forma en la que se pregunta, con el primero las mujeres se tienen que autodefinir como maltratadas mientras que con el segundo, la mujer contesta sobre situaciones cotidianas que se le plantean. Atendiendo a esta diferencia de cifras, la doctora asegura que es algo a lo que todavía no encuentra explicación, y asegura: "No puedo explicar el porqué de esta diferencia, porque cada trabajo ha utilizado una metodología diferente y sacar conclusiones sobre esto no es posible".

Los resultados del estudio realizado por Martín de las Heras concluyeron que un 22,7% de las mujeres sufren violencia durante el estado de gestación, a partir de la unión de los resultados sacados con cada una de estas herramientas (sin duplicar los casos detectados).

¿Qué entendemos por violencia de género?

Existen muchos tipos de violencia de género y en esta investigación también se hace un estudio pormenorizado de los tipos de violencia machista que las mujeres nos podemos encontrar. Se determinó por tanto, que el 21% de las mujeres sufrió violencia emocional y el 3,6% violencia física o sexual durante el embarazo. El 36,1% de las mujeres que sufrieron violencia física aseguraron que sucedía "muy a menudo" o "diariamente" y el 20,3% la calificó como agresiones severas: hematomas severos, quemaduras y fracturación de huesos. Pero además, el estudio también contempla los factores sociodemográficos con los que se ha realizado dicha investigación tales como la edad, el nivel de estudios o la procedencia. "Por ejemplo, la edad y la procedencia. Las mujeres más jóvenes no tienen mayor probabilidad de sufrir violencia durante el embarazo. Las mujeres de nacionalidad diferente a la española, que en nuestro estudio eran de Latinoamérica o del norte de África, tampoco”, asegura la autora. Pero, otro dato curioso y revelador de dicha investigación es que aquellas mujeres embarazadas que mantenian una relación sin compromiso o que no contaban con el apoyo de su entorno tenían una mayor probabilidad de sufrir violencia por parte de sus parejas durante el embarazo mientras que aquellas mujeres que tienen empleo están más protegidas respecto a este tipo de violencia.

Y además:
Educar en equivalencia de sexos puede prevenir la violencia de género
Conciliación laboral y familiar: las reglas de oro de la mamá activa