Inicio / Belleza / Maquillaje / Maquillaje natural: consigue el “no make up” look

© Getty
Belleza

Maquillaje natural: consigue el “no make up” look

Margarita Velasco
por Margarita Velasco Publicado en 23 de noviembre de 2015
253 compartidos

Dicen que la elegancia va de la mano de la sencillez. Cuanto más limpio y natural es un rostro, su belleza florece de una forma más inexplicable. Todas las celebs siguen esta tendencia beauty que conquista desde los looks boho hasta las alfombras rojas. Eso sí, la naturalidad, también lleva maquillaje. ¿Quieres hacerte con el 'no make up' look?

No hace falta que salgas a la calle sin nada de maquillaje para ser una chica natural. Desde tiempos inmemoriales, los cosméticos han ayudado a las mujeres a sacar el máximo partido a su rostro. Un delineado para rasgar los ojos, un sensual rojo en los labios, o por supuesto, unas sonrosadas mejillas que ayuden a lograr un envidiable tono healty; son sólo algunos de los resultados que podemos lograr gracias al maquillaje. Parte de las claves de este look infalible son por ejemplo una base que no se note pero que le aporte a tu cara luminosidad e hidratación o un rubor que le dé a tus pómulos el color de un rostro sano al desnudo.

Gina Rodríguez © Getty

Trabajo desde la base

Lo primero de todo antes de comenzar cualquier rutina de maquillaje, es aplicar una buena crema hidratante, que mantenga tu rostro bien cuidado y protegido. A continuación viene uno de los momentos más decisivos y complicados: elegir la base que mejor vaya contigo. Para lograr el no 'make up look', es importante que optes por una base de acabado ligero y que deje tu rostro hidratado. Huye del efecto máscara que resulta tan antinatural y busca un tono lo más similar posible a tu color de piel. Otro aspecto importante es que no te lleve mucho tiempo aplicarlo y que puedas volver a extenderlo por tu rostro de una forma sencilla.

Para este tipo de retoques son infalibles los maquillajes en stick, los cuales puedes llevar en el bolso y son capaces de dejarte perfecta e un abrir y cerrar de ojos. La tecnología cushion permite este tipo de retoques con unos ligeros toquecitos, además de dejar un acabado jugoso en la piel. Prueba el Double Wear Nude Cushion Stick Radiant Makeup de Estée Lauder que combina maquillaje cushion, formato stick y además te ayuda a iluminar la piel.

¡Sonrójate!

El rubor es una parte esencial de cualquier maquillaje. Muchas veces el temor a pasarnos con el tono de color o la intensidad, hace que lo eliminemos de nuestros básicos del día a día. Para lograr el perfecto look natural, solamente tienes que dejar sobre tu rostro una ligera capa de colorete. Es preferible que escojas sutiles rosas o tonos anaranjados muy suaves. Después de haber tomado el rubor con tu brocha, quita el exceso de producto dando leves toques con el mango de ésta, sobre tu mano. A continuación, aplica el rubor sobre tus mejillas, pero sin arrastrarlo ni centrarte en las manzanas de tu cara, porque entonces te irás directamente al look Heidi. Con unos suaves toques a lo largo de tu mejilla, lograrás el tono perfecto.

Prueba también con coloretes en crema, cuya duración es mayor, eso sí, ¡ten cuidado de no pasarte con la cantidad!

Ojos sencillos

Aunque es evidente que vamos maquilladas, los ojos no deben de ser el centro de atención de este look. Para sacarles el máximo partido sin que queden muy exagerados, nada como una buena máscara de pestañas. No buscamos unas pestañas gruesas y cargadas de producto, sino algo muy sencillo, así que lo mejor es optar por una máscara de pestañas que las separe y les dé forma, sin que se note en exceso. Incluso puedes buscar alguna en marrón o transparente. Nadie notará que la llevas.

Pero si quieres resaltar más tu mirada sin que llegue a ser muy evidente, prueba a dibujar una sutil línea marrón, bien pegada a tus pestañas. Puedes usar lápiz o sombra. Difumínala muy bien para que se pierda con tus pestañas. También, si quieres una mirada limpia, aplica lápiz de ojos color nude en la línea de agua inferior. Esto ampliará tus ojos casi de forma mágica.

Luz

El uso de iluminador es opcional. Depende de la situación y de la base de maquillaje que vayas a usar. Mientras que una base en polvo deja tu piel con un acabado mate, una cushion potenciará todos los matices de tu piel, dejando un acabado aterciopelado y de aspecto jugoso. Parecerás recién despertada del sueño más reparador si potencias la luz de tu rostro en la parte superior de las mejillas, la punta de tu nariz o debajo de la ceja.

Para iluminar tu rostro también puedes usar el ​Double Wear Nude Cushion Stick Radiant Makeup de Estée Lauder porque gracias a su acabado dorado, dejará tu rostro con un leve pero visible toque de luz. Aplícalo directamente con la esponjita cushion sobre tu piel y difumínalo después con tus dedos. Para un acabado aún más luminoso puedes repetir la aplicación y darle más intensidad a la zonas donde se aplica el iluminador o puedes seguir la líneas básicas del strobing y aplicarlo además en la zona del lagrimal, el arco de cupido o a lo largo del tabique de la nariz.

Labios jugosos

Este tipo de maquillajes naturales, agradecen mucho un labial con algo de brillo, en textura gloss. Los colores poco pigmentados y con una base rosa, son perfectos ya que hacen que nuestros labios se sumen al conjunto de nuestro rostro. Pero además de una boca de cabado soft pink, el pintalabios nude es otro de los grandes aliados de este look. Y si prefieres hacerlo aún más sencillo y natural, nada como una buena vaselina que hidrate tus labios al máximo y le aporte el brillo justo a tu boca.

Ya tienes las claves del 'no make up' look ¿a qué esperas para llevarlo a cabo? Por supuesto, este maquillaje ofrece cientos de interpretaciones. Modifícalo en la temporada estival con ayuda de los polvos de sol, o hazte con una barra de labios burdeos y dale ese irresistible toque otoñal. ¡Viva la naturalidad!

por Margarita Velasco 253 compartidos

Puede interesarte