Inicio / Ocio / Entretenimiento / GH VIP: El monumental ataque de celos de Estela Grande deja a Diego por los suelos

GH VIP: El monumental ataque de celos de Estela Grande deja a Diego por los suelos

Video por Patricia Álvarez Creado en 8 de octubre de 2019

Estela Grande se ha convertido en una de las villanas más odiadas de la edición debido a su tonteo desmedido con el ya ex novio de Sofía Suescun, Kiko Jiménez. El 24 horas ha dado una nueva prueba de un posible affair entre los concursantes, el ataque de celos de Estela al ver como bromeaban juntos Kiko y Adara.

por Isabel Gallardo

A ver ahora como nos comemos eso de: ‘’somos solo amigos, Diego no tiene nada que temer, cuando salgamos fuera nos iremos los cuatro de vacaciones’’. La careta que sostenía Estela Grande con un hilillo del tamaño de una uña ya se le ha caído del todo; después de asegurar que lo suyo con Kiko es simplemente un montaje, una sucia estrategia para permanecer dentro del concurso, el último movimiento de Kiko acercándose a Adara ha demostrado lo que todos nos temíamos, a Estela le gusta el sevillano, bueno, no es que le guste, es que le encanta porque, sin pelos en la lengua, ha reconocido abiertamente a su compañero ser muy ‘’caprichosa’’ y no querer compartirle con nadie. Pero, ¿no eran solo amiguis?

Una Estela ‘’grande, libre y sin remordimientos’’

Menos mal que a veces los chicos y chicas de realización se apiadan de nosotras y nos dejan disfrutar de algo más del 24 horas que no sea la plantita morada que nos meten hasta en la sopa. Por fin han enfocado algo realmente interesante y noticioso en la casa, nada más y nada menos que el primer ataque de celos de Estela Grande. ¿Por culpa de quién? Cómo no, de nuevo Adara, alma y espíritu del reality más longevo de España, ha sido la causa de la escenita de celos que se ha marcado Estelita por su ‘’amigo’’ Kiko.

Resulta que el ex novio de Gloria Ca, que presuntamente no traga a Adara desde el comienzo del concurso y le ha puesto fina filipina cada vez que ha tenido la oportunidad, se divierte ahora con ella como un chiquillo en la hora del recreo. Bromas a la pandi de las pijitanas, robos de comida a altas horas de la madrugada y risas a troche y moche que han convertido a estos enemigos declarados en colegas de travesuras. Después de un domingo de posicionamientos en el que a Adara solo le faltaba tener detrás al Papa pidiendo su expulsión, la noche del lunes ha resultado mucho más relajada para los habitantes de la casa más loca de Guadalix de la Sierra.

Descubre: Famosos que se retiraron de la vida pública... ¡Para después volver!
Isabel Pantoja © Getty

Reconozcámoslo, el 90% del grupete de este año es más aburrido que una barbacoa para veganos y, mientras la mayor parte de los concursantes dormía plácidamente tras una durísima jornada laboral picando piedras en la mina (ah, no, que su vida básicamente se limita a tocarse los bemoles y pasearse por el jardín pikipeando de todo y de todos), 3 trasnochadores disfrutaban en el jardín de un ratito de bromas dirigidas a Alba Carrillo, Irene Junquera y Noemí Salazar, el trío más maléfico de esa edición. Kiko y Adara se partían de risa a la vez que Estela, sentada a su lado, tramaba su plan macabro para deshacerse de la madrileña y llevarse a Kiko de nuevo a sus dominios. Que si tenía sueño, que si se aburría, que si no estaba de acuerdo con reírse de sus compis de habitación, vamos que la muchacha no podía ya con su cuerpo y necesitaba una cama más que Alejandro Albalá una una novia nueva y famosa.

El caso es que, Estela, cansada de esperar a su Francisco, se armó de valor y abandonó el jardín con la intención de irse a dormir, toda una hazaña viniendo de una mujer que hasta hace dos minutos hacía juego solo con los muebles del salón. ‘’Para estar haciendo el tonto me voy a la cama’’, comentó Estelita antes de salir por patas; la aspirante a instagramer tiene menos salero que una fiesta de cumpleaños en la Moraleja, pero oye, cada uno es como es y si ella quería irse a dormir, casi mejor para la audiencia, que al fin podía disfrutar un poco de las inocentes gamberradas de Kiko y Adara sin una mosca revoloteando a su alrededor.

Nada más lejos de la realidad y es que Kiko, al ver que su Dulcinea marchaba, pasó de las risas y fue raudo y veloz en su busca, cual Don Quijote luchando con los molinos. De repente, Estelita ya no tenía sueño, ni cansancio, ni aburrimiento, en un abrir y cerrar de ojos volvía a estar más activa que Pocholo en un after de Ibiza así que, ni corta ni perezosa, la casi ex mujer de Diego Matamoros, no tuvo reparos en reconocerle a su amiguito del alma que, en realidad, lo que quería no era dormir, sino separar a su macho ibérico de la ‘’acaparadora’’ de Adara.

Noches de travesuras, mañanas de celos

‘’¿Has visto lo caprichosa que soy ya, verdad?’’ Y Kiko como, ‘‘¿qué? ¿dónde? ¿qué está pasando, qué invento es este?’’ ‘’Soy caprichosa de atención, estabas con Adara y yo quería hablar contigo y quería yo hablar contigo y estar yo contigo y nadie más’’. ¡Tócate la peineta, Manolo! ¿Caprichosa de que, mujer? ¿No decías que solo era tu amigo? Y por otro lado el falsuno máximo de Kiko haciendo entender que fue él el que termino la broma con Adara cuando en realidad, debería darle las gracias por aportarle esas risas que tanto le faltan al chaval.

© vía twitter

Menudo circo tienen montado ahí, una que cuando salga por la puerta y vea que su marido está más enfadado que una mona se le van a quitar las ganas de amiguitos hasta 2054 y el otro que ya no sabe qué hacer para conseguir engatusarla y formalizar la carpeta más cutre de la historia del concurso. ¡Y para colmo, esta noche salvación! ¿Volverá Adara a coronarse como la favorita? ¿Reaparecerá Diego Matamoros en plató? ¿Será finalmente, Pol Badía, el nuevo concursante que entre a sustituir a Nuria?

No tenemos ni idea de por dónde saldrá hoy el Límite 48 horas, lo que sí sabemos es que Estela se muere por los huesitos de Kiko y viceversa; que don Francisco aprovecha cualquier mínima ocasión para acercarse a su nueva víctima amorosa, véase el día anterior al ataque de celos de Estela, Kiko llegó a la cocina mientras ésta se preparaba el desayuno y, ¡oh, sorpresa! Sin mediar palabra, la abrazó por detrás dejando caer uno de sus curiosos brazos hasta llegar a las peris de Estelita. Aquí sí es cierto que tenemos que defender a la chica que, tras ver como Kiko, de forma sibilina intentaba meter mano, le apartó rápidamente el brazo poniendo una cara que, si las miradas matasen, Kiko ya estaría haciendo compañía a la carrera televisiva de Carmele Marchante.

Y además:
GH VIP: Tocado y hundido, Diego Matamoros abandona la televisión: ‘’Sufro episodios de ansiedad’’
GH VIP: Crónica de un tongo anunciado, Mila Ximénez pide su ropa de invierno
GH VIP: El ‘Cejas’ al borde de la expulsión: ‘’en tu casa maltratas y no pasa nada, aquí hay cámaras’’