Inicio / Mujer hoy / Sociedad y mujer / 11 de septiembre, ayer y hoy

Mujer hoy

11 de septiembre, ayer y hoy

por Patricia Guerrero Publicado en 10 de septiembre de 2011

Se cumplen ya 10 años. 10 años en los que hemos sido testigos de imágenes de una realidad tal que superaban las películas de catástrofes humanas y naturales poco probables a las que estábamos tan acostumbrados a ver en el cine o la televisión.

Desde entonces están marcadas a fuego en la memoria colectiva de todos los americanos, las imágenes de las Torres Gemelas derrumbándose que hicieron darse cuenta al conjunto del planeta que el orden mundial había cambiado definitivamente.

Un coloso con pies de barro
Estados Unidos suscitó la compasión del mundo entero, pero el sentimiento de venganza las represalias del entonces presidente Bush (guerras, la prisión de Guantánamo...) no se hicieron esperar e hicieron que el rumbo de la historia de Estados Unidos cambiase de un modo polémico y dudoso.

¿Estamos ante un nuevo totalitarismo?

Desde hace ya 10 años, los expertos en relaciones internacionales siguen de cerca la evolución del papel de Estados Unidos y tratan de extraer conclusiones sobre el nuevo orden mundial. La revista francesa Télérama consagra varias páginas a un reportaje sobre el 11 septiembre de 2001 y sus consecuencias. “En 1989, con la caída del Muro, algunos intelectuales pensaban que habíamos alcanzado el fin de la historia, que ya no existirían nuevos conflictos, sólo disputas y alguna que otra crisis económica. Todo era una ilusión. No queríamos ver que un nuevo totalitarismo estaba a punto de aparecer tras el fascismo y el comunismo: los islamistas bajo todas sus variantes. (...) hasta el 11 de septiembre.” Considera el ensayista americano Paul Berman al que cita la revista. La guerra fría reposaba en el pánico y la intimidación.

Hoy en día conocemos un desorden que descansa en el terror y la consideración.
Internet, las cadenas de televisión, las redes sociales y twitter nos hacen partícipes de todos los sucesos que se encadenan con una inmediatez que impide dar marcha atrás y sólo nos permito dar paso al estupor: las guerras y conflictos en Irak, en Afganistán, el rostro tumefacto del difunto Ben Laden, los atentados en Oslo...

Paralelamente a la crisis económica y el crecimiento económico de países como China, la India o Brasil cuestiona la idea de Estados Unidos como única superpotencia.
Estados Unidos ha perdido sus ilusiones, incluso puede que su optimismo. “El optimismo de las generaciones futuras está a la baja, incluso las posibilidades de ascender socialmente, componentes esenciales del sueño americano.” Observa Roger Cohen en la obra colectiva “12 de septiembre, la América de después” (Planeta), un recopilatorio de análisis y testimonios de una veintena de autores.

Nos encontramos en un periodo de desorden y, con suerte, en una transición necesaria hacia un nuevo equilibrio mundial. La pregunta es: ¿el cuál?

Un día antes de la conmemoración de los 10 años de los atentados del 11 de septiembre, la pregunta todavía está de plena actualidad.


por Patricia Guerrero

Puede interesarte