Inicio / Maternidad / Bebés y niños / ¿Cómo es el desarrollo de los niños durante su primer año de vida?

Maternidad

¿Cómo es el desarrollo de los niños durante su primer año de vida?

por Redacción enfemenino Publicado en 24 de enero de 2017
69 compartidos

Su alimentación, las horas de sueño, su crecimiento... Muchas son las dudas que asaltan a los padres durante el primer año de vida de su bebé. ¿Cómo son los niños cuando cumplen el año? ¿Qué aptitudes nuevas han adquirido? Aquí tienes una guía con todas las claves para no perderte.

A todos los papás les gusta realizar el seguimiento de su bebé: cómo aprende, cómo evoluciona, cómo se mueve... Poco a poco el peque va creciendo hasta que llega a una de las fechas más señaladas: ¡su primer año! Echando la vista atrás, hay cosas que van cambiando en su desarrollo: a partir de ahora será capaz de ponerse en pie y querrá explorar cada rincón, pero también llegan algunos cambios, como en su alimentación, su movilidad o su descanso.

El lenguaje

Aunque tu bebé todavía no habla, sí es capaz de comunicarse con los que lo conocen silabeando y mediante la entonación. El aprendizaje de la lengua se hace por mimetismo, por lo que es muy importante contarle a tu hijo las cosas que vas haciendo, enlazar la palabra con el gesto de lo que significa de manera clara, precisa y sencilla. Sus primeras palabras serán muy elementales y probablemente tengan con ver con aquellas que más escuchan ("papá", "mamá"...). Cuando una palabra es difícil de pronunciar irá pasando por sonidos aproximados, cada vez más parecidos al original, pero que, sin duda, siempre entenderás. Realizar con él actividades como la lectura pueden ayudarle a desarrollar su lenguaje.

Descubre: Cuentos para niños

© iStock

Sus primeros pasos

Lo importante no es que tu hijo sepa caminar con un año, sino que sea capaz de desplazarse. Los niños empiezan a andar, como media, con 12 -14 meses, pero lo que hay que saber es que el bebé comenzará a hacerlo una vez que se sienta preparado para ello. La edad para aprender a caminar depende de cada niño. Algunos se dan cuenta de que van más deprisa gateando, por lo que prefieren desplazarse así antes que ir de pie. Para ayudarle a caminar puedes proporcionarle un correpasillos o bien cogerle por los brazos y guiarle en sus primeros pasos. No te precipites sobre él cada vez que se caiga: ¡anímale a que se levante!

Alimentación del niño de un año

Junto con el aprendizaje a caminar, comer es otra de las acciones que les hace un poco más autónomos a partir del año. Comprobarás que tu bebé muestra más interés por coger los alimentos con sus propias manitas o beber el solo del vaso. Déjale coger la cuchara como mejor sepa o permite que maneje él la comida para brindarle autonomía, hay métodos muy prácticos para animarle a comer solo, como el famosos baby led weaning.

Junto con la leche materna o de fórmula, tu bebé puede comer prácticamente cualquier alimento: frutas, pasta, arroz, verduras, pollo... Lo importante ahora es que le coja el gusto a comer y comience a desenvolverse él solo. Dale trozos medianamente grandes que pueda manejar con su mano y llevarse a la boca sin peligro de que se atragante. Puede que lo ponga todo perdido, ¡pero ya vendrá más adelante la etapa de los buenos modales!

El sueño del niño de un año

Uno de los aspectos que más suele preocupar a los padres es el sueño de los bebés. Normalmente los recién nacidos duermen una media de entre 16 y 18 horas al día, aunque a partir del año este tiempo irá disminuyendo situándose entre las 13 o 15 horas de sueño diario, contando las siestas que realizan a lo largo del día. El ciclo de sueño de los bebés va cambiando en función de la edad y su desarrollo.

Generalmente, puede que le cueste más dormirse por la noche o que se despierte en repetidas ocasiones. Debes saber que esto suele ser normal. Si llora por las noches, para ayudarle a conciliar el sueño es importante que acudamos a ver qué ocurre, pero sin alterar su descanso. Atenderle de manera tranquila, con palabras suaves y sin dormirle siempre en nuestros brazos o tratar de jugar con él para que deje de llorar, pues esto le activará e interrumpirá su ciclo de descanso.


Y además:
¿Tu hijo tiene miedo a dormir? Toma nota de los mejores consejos para ayudarle a superarlo
¿Cómo es el periodo de lactancia materna con gemelos?

por Redacción enfemenino 69 compartidos

Puede interesarte