Inicio / Cocina / Cocina internacional / El aguacate

Cocina

El aguacate

Elena Bonet
por Elena Bonet Publicado en 16 de julio de 2009

Introducción al aguacate Al contrario de lo que se suele pensar, el aguacate no es una verdura sino una fruta.

Procedente de México, empezó a exportarse a Europa en el siglo XVII. Entonces considerado la base nutricional de los más pobres en México, al llegar a Europa se convirtió en una exquisitez de la élite (aristocracia y grandes burgueses).

Existen una decena de variedades diferentes: las dos más conocidas son la Fuerte y la Hass.
Hass: de piel negra y gruesa. Es la más consumida en Francia.

Fuerte: de piel verde y fina. Se cultiva normalmente en Israel o España.

El aguacate en la cocina
Aunque se suele consumir más crudo que cocinado, si quieres cocinarlo, es importante cocerlo a fuego lento y añadirlo al resto del plato en el último momento, su carne es muy frágil y combina bien en una tortilla o con huevos escalfados.

Crudo, en cambio, se aconseja servir rápidamente y después de haberlo cortado, sino se debe rociar la carne de inmediato con limón para que no se oxide.

La receta de culto: ¡el guacamole!
La palabra «guacamole» es la reducción de aguacate y mole: aguacate molido. Se trata de una de las guarniciones básicas en México y según la región se puede especiar más o menos y se sirve con ingredientes diferentes (cebollas rojas, pimientos, etc.).

¿Lo sabías?
Se le puede añadir azúcar y sal.

En algunos países, como Brasil o México, se consumen sorbetes de aguacate o ensaladas de frutas dulces en las que este ingrediente se une al pomelo, la piña o la naranja. ¡Una auténtica mezcla de colores y sabores!

Cómo consumirlo

Cortado en dos

Rocíalo con limón o vinagreta. Añádele gambas, yogur, etc.

A trozos

En una ensalada, con salsa tártara, en makis, ensaladas de frutas, etc.

En puré

Se trata del conocido guacamole adornado con otros condimentos. Se puede añadir una cucharada de puré de aguacate a la vinagreta de la ensalada o tomarlo con azúcar en un postre o transformarlo en helado.

Truco
Si quieres congelarlo, te aconsejamos reducirlo a puré, como si quisieras hacer un guacamole. En este estado se conservará mejor.

Salud

Nombrada como la fruta grasa por excelencia, su consumo se aconseja tanto a niños como personas que atraviesen un período de esfuerzo (deportistas, estudiantes con exámenes, etc.). Además, ayuda al organismo a combatir el envejecimiento y ciertas enfermedades cardiovasculares.

por Elena Bonet

Puede interesarte