Inicio / Cocina / Cocina internacional / Mousse de chocolate

Cocina

Mousse de chocolate

por Elena Bonet Publicado en 23 de noviembre de 2009

¡El mousse de chocolate es facilísimo de realizar!

El mousse de chocolate, suave y esponjoso, es un postre tradicional francés cuya receta salió del célebre Henri de Toulouse-Lautrec. Éste último, que lo llamaba “mayonesa de chocolate”, nunca sospechó que a partir de la receta de base surgirían un sinfín más de opciones en torno al mousse de chocolate.


La receta del mousse de chocolate
¡No hay nada más sencillo que la receta del mousse de chocolate! Lo primero de todo es partir en trozos 180 g de chocolate y fundirlo al baño maría a fuego lento.
Añade dos cucharadas soperas de nata líquida y alísalo con la espátula. Retíralo del fuego.
Añade cuatro huevos separando las claras de las yemas en dos boles diferentes.
Bate las yemas e incorpóralas a la mezcla de chocolate-nata. Por otro lado, monta las claras a punto de nieve y añade un sobre de azúcar con aroma de vainilla. Échalo gradualmente a la mezcla de chocolate. Viértelo todo en un plato hondo grande y déjalo enfriar en la nevera durante al menos seis horas.


¿Qué chocolate elegir para el mousse de chocolate?

Chocolate negro de degustación:

¡Elígelo natural! Puede contener ¡hasta un 80% de cacao! Sus sabores fuertes y su amargor producen un mousse de chocolate con carácter.

Chocolate con leche de degustación:

Contiene una pureza del 20 al 30% de cacao, este chocolate es muy suave pero evidentemente mucho más dulce y graso que el chocolate negro. Lo mejor es su sutileza en los mousses.

Chocolate blanco de degustación :

Siendo para un mousse de chocolate tiene que ser de muy buena calidad. Debes saber que hará un mousse muy dulce y, a veces, con un toque ligero a vainilla.

Chocolate pastelero o de “postre”:

Contiene de un 40 a un 70% de cacao. Es el chocolate más utilizado en pastelería. Práctico, funde muy fácilmente al baño maría para la realización de mousses.

Chocolate light:

¿Estás a dieta? Cuidado, no te fíes de las apariencias... Aunque sea menos dulce que un chocolate tradicional, éste es más graso. Si lo utilizas para el mousse, un consejo: aligera también las proporciones de nata líquida o su composición y cambia el azúcar por un edulcorante como el aspartamo.


¿Qué sabores pegan con el mousse de chocolate?
El chocolate encaja muy bien sus intensos sabores con la naranja amarga y acidulada. Confitada, en corteza o pelada fresca, la naranja se entiende perfectamente con todos tus mousses. Las hojas de menta aportan un frescor también muy apreciado. Todos los licores del tipo Grand Marnier dan un cierto gusto realzado al mousse de chocolate. Las especias: canela e incluso pimiento de Espelette forman sabrosas asociaciones de sabores con los mousses de chocolate negro.

¿Qué tipos de mousses de chocolate cocinar?
- En dúo con la naranja, su mejor aliado, el mousse de chocolate se adorna con la piel de esta fruta o se degusta con sus gajos.
- Goloso, también puedes reemplazar la nata líquida por mantequilla.
- Bizcochado, se prepara en una copa y se coloca el mousse de chocolate sobre una capa de bizcochos de soletilla empapados en licor de naranja o peras en compota.
- El mousse de chocolate constituye una fabulosa guarnición para las macedonias de frutas o el café.
- A los crepes les gusta también la compañía esponjosa del mousse de chocolate.
- En hojaldre, el mousse de chocolate participa en los dúos blanco y negro.
- Camaleón, el mousse se degusta en versión chocolate blanco con un poco de menta, o sin ella.

Consulta también:
El ganache de chocolate
El praliné

por Elena Bonet

Puede interesarte