Inicio / Mujer hoy / Sociedad y mujer / "La mujer, clave en la regeneración política": el intenso debate que arrancó la MWW 2015

© iStock
Mujer hoy

"La mujer, clave en la regeneración política": el intenso debate que arrancó la MWW 2015

por Sara Hormigo Publicado en 3 de marzo de 2015

La primera jornada de la Semana Internacional de la Mujer comenzó con una de las mesas redondas más esperadas de Madrid Woman's Week 2015, patrocinada por enfemenino. Bajo el nombre de "La mujer, clave en la regeneración política" se dieron cita Rosa Díez, portavoz de UPyD, Cristina Cifuentes, Delegada del Gobierno en Madrid y recién nombrada candidata a la Comunidad de Madrid, Carmen Montón, Secretaria de Igualdad del PSOE y Jorge Segado, Director General de enfemenino, como moderador.

¿Son distintas las capacidades de liderar entre hombres y mujeres? ¿La política es todavía un mundo de hombres? Éstas fueron las cuestiones que abrieron un interesante debate en el que no faltaron las pinceladas políticas así como las diferencias entre las portavoces de los distintos partidos políticos que participaron en él. "No hay un liderazgo de mujeres sino un liderazgo feminista", sentenciaba Carmen Montón. Por su parte Rosa Díez centraba su respuesta en la "percepción" a la hora de liderar. El liderazgo de las mujeres se percibe de una forma diferente todavía en la sociedad y Díez ponía un claro ejemplo: "A una mujer que lidera se le llama 'mandona' y a un hombre se le dice que tiene una gran capacidad de liderazgo". Algo a lo que Jorge Segado asintió: "El lenguaje se utiliza de una forma distinta según el género" y Rosa Díez, reafirmó: "El lenguaje que se utiliza es machista y hay que denunciar la perversión de su utilización".

© Madrid Woman's Week

Paridad y cuotas: ¿es necesaria la representación al 50% para la sociedad?

La delegada del Gobierno en Madrid, Cristina Cifuentes, dejaba muy claro su punto de vista respecto a otra de las preguntas que se lanzaba en el debate. "Yo estoy completamente en contra de las cuotas y la paridad y de todo aquello que sea impuesto. Creo en el principio de mérito y capacidad exclusivamente". "Yo no quiero ser una mujer cuota. No quiero que los puestos de dirección sean en función del sexo". Una afirmación que reconducía el debate con la opuesta opinión de las otras dos participantes. Sobre todo, por parte de Carmen Montón que afirmaba que tal discurso acaba siendo una trampa para las mujeres. "Se lucha contra un techo de cristal, o de hormigón, que es el machismo que impide a muchas mujeres ir hacia adelante. Las cuotas son más que necesarias pero se han quedado antiguas, estamos en el momento de la paridad y de las listas cremallera. De alternar un sexo y otro sexo y de reivindicar lo que legítimamente nos corresponde a las mujeres que somos el 50% de la sociedad, en realidad un poquito más. Y tenemos que tener prisa en llevarlo a cabo".

Jorge Segado, dio la palabra entonces a Rosa Díez quien afirmaba estar completamente a favor de las cuotas. Y es que la portavoz dejó claro que la participación de la mujer en la sociedad es buena tanto para hombres como para mujeres, porque hay talento para hacerlo. "No estamos en igualdad de condiciones para llegar a los puestos de responsabilidad". Las mujeres lo tenemos mucho más difícil que los hombres en liderazgo político y la portavoz de UPyD daba cifras al respecto: el 60% de licenciados de la Unión Europea son mujeres y en puestos de dirección solo hay un 13, por lo que los méritos y la capacidad están demostrados y "hay que actuar".

Un dato interesante que además aportó Rosa Díez es que la rotación en las posiciones políticas siempre se hace con mujeres. "Las mujeres somos intercambiables y los hombres son insustituibles e indiscutibles por eso no llegamos a puestos de liderazgo".

Igualdad entre los jóvenes, ¿lo estamos haciendo bien?

Según un estudio de una consultora internacional publicado hace unos días, el 40% de las mujeres directivas consideraban que los prejuicios de género son un obstáculo. Un dato importante al que hay que añadir el aumento de un 14% a un 26% en los puestos directivos femeninos en España, el país de mayor crecimiento. "Un dato optimista aunque lento en su desarrollo pero en contrapunto tenemos que destacar datos preocupantes que se refieren a la igualdad entre los jóvenes", de esta forma lanzaba la siguiente cuestión al debate Jorge Segado. ¿Qué se está haciendo mal?

"Se han dejado de hacer muchas cosas. La educación está siendo el Talón de Aquiles de la igualdad y vemos como se perpetúan los roles de violencia de género en ellas, que permiten y en ellos, que ven normalizado la situación de celos que al final termina siendo un maltrato", según afirmaba Carmen Montón. Además, hacía alusión a la falta de información e importancia del tema cuando no se había tratado en casos de interés general como es el debate del Estado de la Nación y que por este motivo, deja de ser una prioridad para la sociedad.

"Un argumento un tanto endeble", según rebatió Cristina Cifuentes ya que se trata de un tema que no ha surgido ahora, sino que viene de muy atrás además de considerar negativo hacer política con ciertos temas como pueda ser la violencia de género. "Es una desgracia de nuestra sociedad actual que debemos abatir entre todos de manera unánime". Por su parte, Rosa Díez aseguraba que la educación es clave y la política "progresista que no progre", recalcaba, es "imprescindible", así como "la democracia". Matices del lenguaje y estereotipos a los que Jorge Segado hacía alusión recordando una entrevista a Rosa Díez en la que tachaban su programa de ser "facha y progre". ¿Falta de cultura política donde sobran las etiquetas para llamar a las cosas por su nombre? "Aquí hay una incultura en términos democráticos en la que si eres española y reivindicas que lo eres y tu partido es nacional y defiendes la lengua común siempre vas a encontrar a alguien que diga que eres 'facha'. Y eso es incultura", contestaba Díez.

Cosas que pensábamos que estaban superadas vuelven a salir a la luz como la permisibilidad de la mujer frente al hombre en cuanto a los celos u otras muchas situaciones que se consideran violencia machista y según la portavoz de UPyD: "Es una cuestión política con mayúsculas".

En el ámbito de la familia también se tocó el tema de la custodia compartida en la que de forma unánime se dijo que el derecho del niño es el que tiene que primar por encima de todo aunque si hubo diferencias en la forma de llegar a esto, bien por decisión de un juez, tal y como aseguró Cristina Cifuentes o Carmen Montón, por su lado, que admitió creer en la custodia compartida "negociada; que no tenga que pasar por una imposición judicial".

El intenso debate llegó a su final con una reivindicación de la pluralidad e independencia de los medios de comunicación por parte de todos los miembros del debate, así como de su moderador, que como director de un medio, aseguró ser "imprescindible en beneficio de la democracia".

Y además:
Te contamos todo sobre el origen del Día Internacional de la Mujer
Descubre nuestro especial sobre el Día de la Mujer

por Sara Hormigo

Puede interesarte