Inicio / Belleza / Maquillaje

Belleza

¿Por qué es importante hacerse la manicura y tener las manos cuidadas?

por María Viéitez Creado en 26 de noviembre de 2019
¿Por qué es importante hacerse la manicura y tener las manos cuidadas?© GettyImages

Nuestras manos son nuestra carta de presentación, una de las partes de nuestro cuerpo con las que más gesticulamos y nos acercamos a los demás. Dicen mucho de nuestra personalidad y la importancia que le damos a nuestra salud, y por eso mismo es importante cuidarlas. Y es que la manicura y la pedicura no solo consisten en pintarse las uñas con distintos esmaltes o decorarlas con un diseño bonito o accesorios de nail art. Se trata de cuidar la salud de nuestras manos y aquí te damos las cla

Unas manos bonitas, suaves y bien cuidadas, como decimos, hablan mucho de nuestra personalidad y salud, aunque a veces las descuidamos o no les prestamos tanta atención como deberíamos. ¡Y no es algo que debas hacer todos los días! Pero para tener, mantener y lucir unas manos bonitas es imprescindible cuidarlas, es decir, hacerse la manicura y la pedicura con frecuencia y aprender a mimarlas. Porque contrariamente a lo que creen algunos, la manicura no consiste únicamente en ir a un salón de belleza y volver a casa con un esmaltado permanente o un fantástico nail art. Se trata de hidratarlas, cuidar las cutículas y lucir unas uñas sanas y bonitas para presumir de manos. Y todo esto puedes hacerlo tu misma en casa. ¡Hay que cuidar los detalles! ¿Quieres saber cuáles son los pasos que no te deben faltar para hacerte unas buenas manicura y pedicura? Te lo contamos a continuación.

Video por Norma Varela

¿Qué pasos debe incluir una buena manicura?

Antes de comenzar a hacer una buena manicura es esencial conocer una serie de consejos que te ayudarán a cuidar de tus uñas. El primer paso fundamental es tener las manos hidratadas. Nuestras manos y nuestros pies están continuamente expuestas a las agresiones exteriores: el frio y los cambios de temperatura, el agua y los agentes químicos, el sol... Todo ello provoca que la piel se seque o incluso se irrite y resquebraje, por lo que una buena hidratación es primordial para evitar daños mayores.

El segundo aspecto que debemos tener muy encuentra a la hora de cuidar nuestras manos es la salud y el aspecto de nuestras uñas. Debemos limpiarlas a diario para eliminar la suciedad y retirar la piel y células muertas que se acumulan debajo de ella y a su alrededor. Es después de retirar todas estas impurezas cuando debemos hidratar las manos concienzudamente. Comprar crema de Neutrogena para manos y uñas, por 5,99 euros en Amazon.

Por último, no debemos olvidarnos da las cutículas, la capa protectora de la uña que previene infecciones y otros daños. Por eso es fundamental no cortarla y porque, además, podemos provocarnos heridas que afeen el aspecto de nuestras uñas. Es posible, aun así, que alguna vez te las hayan quitado por motivos estéticos al someterte a una manicura en un salón especializado. Sin embargo, tener una buena manicura y unas manos bonitas no pasa necesariamente por la eliminación de las cutículas.

Distintos tipos de manicura para distintos tipos de manos

No todas las manos necesitan los mismos cuidados, ya que la piel de cada persona tiene unas necesidades específicas. Así, quienes tienen la piel sensible y las uñas quebradizas, por ejemplo, requieren de un tratamiento especial, hidratante y fortificante, que le ayude a regenerar la keratina natural y evitar que sus uñas se rompan. En estos casos, por lo tanto, se debe evitar cualquier tratamiento agresivo o que utilice químicos. Es el caso de la manicura de las uñas postizas.

Por otro lado, hay quienes tienen un color amarillento de uñas. Puede tratarse de un motivo genético o deberse al humo del tabaco, que al fumar y sujetar el cigarrillo, impregna la uña y la contamina. En este caso se debera aplicar un tratamiento que blanquee, regenere y oxigene la uña para devolverle un tono más claro.

Por último, podemos encontrar uñas esriadas. Esto puede deberse a que se hayan cortado con cortauñas o se hayan mordido, procesos que dañan la capa de keratina natural de nuestr uña. En este caso, deberás recurrir a un tratamiento hidratante y nutritivo con aceites esenciales que devuelvan la vitalidad y salud a tus uñas. (Comprar set de aceites esenciales en amazon, por 16,99 euros)

Uñas acrílicas, de porcelana y de gel, ¿cuál elegir?

Para saber cuáles son las diferencias entre estos tipos de manicura, es necesario comparar sus ventajas y desventajas. Las uñas acrílicas y de porcelana siguen siendo tendencia, y se lo debemos, cómo no, a Rosalía. En lo salones de belleza se siguen demandando arriesgados y atrevidos diseños de todos los colores, formas y tamaños. Pero, ¿sabes cuales son las diferentes manicuras que puedes hacerte? Tanto unas como otras tienen sus ventajas e inconvenientes. A continuación, te contamos las diferencias.

Uñas de porcelana
Son el tipo de uña postiza más
aconsejadas cuando tenemos las uñas muy estropeadas, frágiles, quebradizas o muy mordidas. El mayor inconveniente de esta manicura es, precisamente, el material del que están hechas, la fibra de vidrio, y es que estropea mucho la uña natural.

Uñas acrílicas
Este tipo de manicura solo es recomendable si tienes las uñas poco estropeadas. El resultado, sin embargo, es bastante más natural que en el caso de las uñas de porcelana y, además, es un tanto menos perjudicial para la uña natural, dado que se elaboran con polímero en polvo y un líquido especial. Sin embargo, al igual que las anteriores, requeiren ser retocadas cada tres semanas aproximadamente.

Uñas de gel
Es la tecnología más avanzada en el diseño de uñas. Son elaborados con oligomeros, un material que solo se endurece con una lámpara de luz ultravioleta. (Comprar lámpara de luz LED para el secado de uñas de gel por 19,99 euros en Amazon). Son la opción menos perjudicial para la salud de tu uña natural. El mayor inconveniente de las uñas de gel es que duran menos tiempo que las anteriores, que pueden durar hasta 6 meses con los cuidados adecuados.

Las desventaja común a estos tres tipos de manicura "artificial" es que sellan nuestra uña natural por completo, por lo que no puede respirar. Por este motivo es fundamental limpiar y desinfectar la uña antes de dejar lista la manicura. A la hora de colocarlas, podemos ir a un centro de estética y que se encargue un profesional o bien optar por comprar un kit y hacerlo nosotras mismas en casa. Habitualmente estos kits incluyen un pegamento especial de tubo para pegar las uñas o bien con adhesivos de doble cara.

¿Qué necesitas para hacerte la manicura y la pedicura en casa?

La gran ventaja de hacerte la manicura tú misma es que no tienes que pedir cita en ningún salón para lucir unas manos perfectas, sino que puedes hacerlo cualquier día en tu domicilio y en muy poco tiempo. Solo necesitas un set básico de herramientas que puedes encontrar en oferta en Amazon. ¡El envío es gratuito y la entrega muy rápida!

María Viéitez
María es redactora digital y de contenidos de actualidad en enfemenino, y tiene claro que la comunicación es lo suyo. Seducida por la lectura, la escritura y las ganas de …