Inicio / Maternidad / Embarazo

Maternidad

Viajar en avión durante el embarazo, ¿existen riesgos?

por María Viéitez Creado en 8 de octubre de 2019
Viajar en avión durante el embarazo, ¿existen riesgos?© Getty

Viajar en avión durante el embarazo es posible, sólo necesitas saber qué medidas de seguridad debes tomar de acuerdo con el estado de gestación. ¿Qué riesgos hay durante las primeras semanas? ¿Y en los primeros 3 meses? ¿Que ocurre en estadios más avanzados?

¿Es peligroso tomar un avión durante el embarazo? ¿Y si se trata de un viaje largo? ¿No existen riesgos para el feto? Estas son sólo algunas de las muchas preguntas que se hace una futura madre por miedo, por supuesto, a perjudica la salud de su hijo, pero también la suya propia. Y si bien es cierto que a menudo exageramos con precauciones las precauciones o nos volvemos un tanto paranoicos, hemos de reconocer que ciertas dudas son legítimas y más que comprensibles.

Si tienes miedo de no poder viajar en avión porque estás embarazada, debes saber que, si tu médico no advierte ninguna contraindicación, puedes volar durante la mayor parte de la gestación sin ningún problema. Sigue leyendo y averigua con nosotros cuáles son los riesgos, si los hubiere, y los consejos de seguridad que debes seguir.

Video por Domenica Melillo

¿Cuánto tiempo puedo permanecer en un avión si estoy embarazada?

Si estás embarazada, puede volar hasta la semana 36 sin ningún problema y hasta la 32 si estás esperando gemelos. Estas son las pautas comúnmente aceptadas para evitar los nacimientos prematuros durante el vuelo. Aun así, es recomendable limitarse a vuelos de no más de cuatro horas, pidiendo siempre previamente consejo a tu médico o ginecólogo. Sin embargo, aquellas mujeres que han tenido problemas en embarazos anteriores, sifren o han sufrido sangrado, es mejor evitar viajar en avión.

La mayoría de las compañías aéreas respetan el límite de 36 semanas, pero también puede haber variaciones específicas que debes comprobar, ya que algunas aerolíneas exigen, por ejemplo, un certificado médico que certifique la buena salud de la madre y del niño a partir de las 28 semanas, u otros documentos específicos. ¡Infórmate siempre antes de comprar los billetes!

Hasta las 36 semanas, si todova bien, no tienes de qué preocuparse. Se ha demostrado que volar no aumenta el riesgo de sufrir un aborto espontáneo o el riesgo de un nacimiento prematuro. No debes preocuparte si alguna vez has escuchado que la radiación de los detectores de metales o las del propio avión son perjudiciales para el feto, esas leyendas son falsas. Eso sé, te sugerimos que si tienes que viajar con mucha frecuencia, lo consultes con tu médico. De todos modos, recuerde que los cambios de presión o humedad de la cabina durante el vuelo no son un problema de salud para ti ni para tu bebé.

¿Es peligroso volar en avión durante las primeras semanas de embarazo?

Como hemos dicho, viajar en avión durante las primeras semanas o durante los tres primeros meses de embarazo no es peligroso si no ha habido complicaciones. Así que, puedes estar tranquila: si lo haces, no habrá consecuencias ni efectos secundarios.

Por otro lado, el mejor estadio para volar si estás embarazada es el segundo trimestre, ya que entonces no sufrirás náuseas y apenas hay riesgo de sufrir abortos espontáneos o nacimientos prematuros. ¡Puede ser un buen momento para viajar de la forma más cómoda y segura!

Descubre: Actrices que rodaron embarazadas: ¿cómo lo disimularon?
Angelina Jolie © Getty

Consejos para viajar en avión durante el embarazo

Viajar en avión durante el embarazo, como hemos visto, es muy seguro pero, por supuesto, hay factores que debemos tener en cuenta, sobre todo si el viaje es largo. Ten en cuenta que te sentarás en un espacio reducido. Esto aumenta el riesgo de sufrir trombosis venosa, algo que las mujeres embarazadas ya son más propensas a sufrir de por sí. La posibilidad de que esto suceda si no tienes problemas de salud (como presión arterial alta u obesidad) sigue siendo muy baja, pero hay algunos trucos a los que puedes recurrir para reducir aún más el riesgo y viajar más tranquila.

En primer lugar, tarta de llevar ropa cómoda y zapatos ligeros que no te aprieten. De esta manera, permitirás que la sangre circule con menos dificultad. Por otro lado, procura reservar un asiento en el lado del pasillo, de modo que puedas levantarte de vez en cuando para dar un paseo. Además, cuando estés sentada, mueva los pies y los tobillos al menos cada media hora.

Mantente hidratada y evita el alcohol y la cafeína, y coloca el cinturón por debajo del vientre o en las caderas. Si quieres, puedes consultar los hostpitales más cercanos al aeropuerto del lugar de destino, así como los centros de salud cercanos al alojamiento.

Video por Carla Dominguez
María Viéitez
María es redactora digital y de contenidos de actualidad en enfemenino, y tiene claro que la comunicación es lo suyo. Seducida por la lectura, la escritura y las ganas de …