Inicio / Mujer hoy / Sociedad y mujer / #Quesesepa, el estudio de Devermut que visibiliza las violencias sexuales

Mujer hoy

#Quesesepa, el estudio de Devermut que visibiliza las violencias sexuales

por María Viéitez Creado en 26 de noviembre de 2019
#Quesesepa, el estudio de Devermut que visibiliza las violencias sexuales© Instagram @devermut

Con motivo del Día Internacional de la eliminación de la Violencia Machista, Devermut, activistas por los derechos de las mujeres y del colectivo LGTBI+, han lanzado el mayor estudio que se ha hecho en España para la visibilización de la violencia sexual. Se trata de una encuesta donde animan a las mujeres a contar situaciones en las que se han sentido agredidas, desde micromachismos hasta situaciones de violencia más extrema.

Quesesepa.org es una encuesta lanzada en redes sociales y detrás de la cual no se encuentra ningún organismo oficial, únicamente grupos interdisciplinares de comunicadoras, estadistas y politólogas que, desde una perspectiva feminista, han elaborado un cuestionario que invita a los encuestados a contar sus experiencias en lo relativo a la violencia sexual. Con este estudio, que ha sido financiado con las ventas de El Libro de las Pesadillas, que cuenta el testimonio de 100 mujeres que han sobrevivido a distintas formas de violencia sexual, Devermut pretende dar fe de los distintos tipos de violencia machista que sufren las mujeres: agresiones en la calle, prácticas sexuales no consentidas, agresiones verbales, abusos y ataques de índole sexual, violaciones en pareja... Agresiones que en muy pocas ocasiones se cuentan y de las que apenas hay registro pero que igualmente son formas de violencia machista.

Dado que existen pocos datos, el objetivo del estudio es llegar al mayor número de personas que sea posible con el fin de aportar luz sobre los distintos tipos de violencia que sufren las mujeres en España. Por eso se han utilizado las redes sociales para darle difusión. Los resultados del cuestionario, que está disponible en otros países, se segmentarán geográficamente.

En 2015 el Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) realizó la Macroencuesta de violencia sobre la mujer, un cuestionario a pie de calle en el que se preguntó a 10.071 mujeres sobre los episodios de violencia sexual que habían experimentado en los últimos 12 meses. Sin embargo, y tal y como consideran las impulsoras de #quesesepa, aquella encuesta no comprendía los posibles abusos sufridos durante la infancia y, además, las encuestadas pudieron no sentirse lo suficientemente cómodas como para responder el cuestionario. Por eso, Devermut ha diseñado esta encuesta con un enfoque de género que es fundamental para comprender y abordar el problema.

Ver esta publicación en Instagram

🚨 Desde 2016 (recordamos el caso de los San Fermines), en España se han registrado 134 agresiones sexuales ‘en manada’. Hasta ahora han sido contabilizados 18 casos ocurridos en 2016 (con toda probabilidad serían más), en 2017 fueron 14 (con toda probabilidad serían más), en 2018 la cifra subió a 60 (con toda probabilidad serían más), y en lo que llevamos de 2019 ya hay 42 agresiones sexuales múltiples conocidas (fuente: geoviolenciasexual.com). Hace dos días un camarero violó a una chica mientras iba al baño en un restaurante del centro de Barcelona, durante una cena con sus amigas. Se aprovechó de que ella había bebido y tenía dificultades para recorrer el camino al lavabo para "echarle una mano" y de paso, ya que estamos, violarla. No sabemos cuantas veces habremos ido solas al baño de un restaurante estando un poco piripi (o como una auténtica cuba, por qué no decirlo). Probablemente muchas de vosotras, este verano, os hayáis visto en esa 'peligrosa' situación alguna que otra noche. Lo sorprendente es que aún hay hombres que se preguntan por qué las mujeres vamos juntas al baño. Seguramente, en el imaginario del machirulo popular, vayamos a retocarnos el maquillaje, a cotillear sobre los chicos que nos gustan, o a colocarnos bien las tetas las unas a las otras. Pues resulta que lo de la famosa ‘manada’ no fue un hecho aislado, oye. De hecho, parece que es una tendencia al alza, una nueva moda para aquellos que necesitan exacerbar su masculinidad frente a los colegas, para esos que ahora con todo el movimiento feminista se la encuentran más pequeña (la masculinidad, se entiende). Y resulta también que las mujeres vamos juntas al baño por prevención, para evitar que nos toquen sin nuestro permiso, que nos aborden cuatro babosos, o que nos violen por el camino. Que por lo visto tampoco es tan raro. #machismo #manada #feminismo #noesno #misoginia

Una publicación compartida de Devermut (@devermut) el 5 Ago, 2019 a las 8:49 PDT

Las distintas formas de violencia machista

La violencia machista no son solo los asesinatos y las violaciones, esas son solo las formas más extremas que adopta. Las mujeres son a diario increpadas por la calle con "piropos" y comentarios obscenos, son agredidas en transportes públicos, tocadas sin su consentimiento, son manipuladas para tener relaciones sexuales –a veces incluso por sus parejas–, son amenazadas y amedrantadas, perseguidas por la calle, atacadas en sus portales.

El machismo quiere intimidar, quiere hacernos pensar que estamos locas. Y las victimas sienten vergüenza porque la sociedad patriarcal las culpabiliza y silencia, les dice que no tienen derecho a responder. Por eso en la mayoría de las ocasiones, las víctimas no dan testimonio de estos abusos. Pero lo cierto es que la mayoría de nosotras hemos sido víctimas de algún tipo de violencia. Y es necesario que se sepa, para visibilizarlo y para que deje de ser lo normal.

Formar, aprender y difundir. ¿Quiénes son Devermut?

Devermut es un proyecto creado por Marta y Sara, una pareja de chicas lesbianas que sufrió en su propia cuenta de YouTube la opresión, el machismo y el odio. Fue entonces cuando decidieron crear un perfil social en redes sociales, Devermut, donde luchar por los derechos del colectivo LGTBI+ y hablar de feminismo, para luchar contra la opresión y la violencia machistas.

Desde sus perfiles sociales y en ocasiones con la colaboración de más influencers y colaboradoras, Devermut, que ya cuenta con más de 314.000 seguidores en su perfil de Instagram, abre debates y conversaciones relativos a la problemática a la que se enfrentan las mujeres. Han conseguido crear una comunidad muy fuerte y concienciada que se atreven a hablar de cuestiones que dan miedo e incomodan. Marta y Sara forman, informan y difunden para contribuir a crear una sociedad en la que no se normalicen el odio ni las conductas machistas.

Video por Cristina Gonzalez

Y además:
Ascienden a 52 las víctimas de la violencia machista en el Día Internacional para su erradicación
La importancia de la visibilización: Facebook censura las publicaciones de Atrevindicativa
Aborto legal o por qué la libertad de elección construye una sociedad más justa
María, Cara y Chiara, mujeres emprendedoras dispuestas a conquistar el mundo