Inicio / Maternidad / Bebés y niños

Maternidad

El arte del reborn: los muñecos que parecen bebés reales

por El equipo editorial Creado en 12 de mayo de 2014
El arte del reborn: los muñecos que parecen bebés reales© www.mibebe-reborn.com

Situaciones tan duras como el fallecimiento de un hijo, que éstos se casen o simplemente su marcha de casa pueden provocar en los padres el Síndrome del Nido Vacío. Mujeres que no pueden tener niños o se encuentran con depresión. O terapias en casos de autismo o alzhéimer... Estos son los casos más comunes en los que muchos padres han recurrido al arte del reborn, unos muñecos hiperrealistas con aspecto de bebés para adultos. Pero se trata de un hobby con un arma de doble filo.

Una de las últimas modas llegadas de EE.UU es la de los muñecos reborn. ¿De qué se trata? Como decimos son unos muñecos realizados tan al detalle que parecen reales. El material utilizado es el vinilo que con varias capas de pintura se consigue una tonalidad similar a la de la piel de un bebé real. Su cuerpo se rellena con microesferas de vidrio, que imitan el peso y el cuerpo de un bebé. Se utiliza lana de mohair para imitar las finas hebras del cabello de los recién nacidos e incluso se les puede instalar un mecanismo que simule la respiración e incluso los latidos del corazón. Un arte llegado a nuestro país aproximadamente en el año 2002 y que hasta la fecha ya son decenas las artistas que se dedican a realizar estos muñecos tan reales. Pero se trata de un hobby peligroso y es que muchos encargos son para coleccionistas pero también existen casos en los que sus clientes pueden desarrollar problemas más serios. Una de las pioneras en el arte del reborn es Lourdes E.G., puedes ver sus trabajos en www.mimitosreborn.com, que según afirma en una reciente entrevista publicada en El Mundo: "Recibo muchísimos encargos de madres que han perdido a sus bebés. Casi el 20% de los que hago, probablemente. El resto son principalmente coleccionistas", comenta.

© www.mibebe-reborn.com

Las artistas del reborn saben perfectamente que este tipo de técnica puede convertirse en un arma de doble filo para muchas de sus clientas ya que su pretensión va más allá, llegando a pedirles réplicas de bebés fallecidos o incluso recibir encargos de mujeres que no pueden tener hijos. Las artistas lo desaconsejan ya que puede ser perjudicial, y recomiendan visitar a un profesional que les ayude a superar la pérdida o sus problemas.

Muchas de las "mamás" que cuentan con uno de estos muñecos los tratan como si realmente tuvieran vida. De hecho, en estas webs se utilizan los términos de "adoptar" y "guardería" cuando se habla de la "compra" y las "webs" (donde se exponen para ser vendidos). Tienen su propio nombre y sus madres adoptivas llenan los armarios de ropita para ellos, compran su carrito, sillita para el coche... y todo tipo de accesorios y complementos que necesitaría un recién nacido. Con ello, podemos deducir que económicamente también supone un gasto, además del desembolso de la adquisición de una de estas obras de arte, que oscilan entre los 400€ y los 3.000€. Concretamente esta última cifra si se trata de una de las más cotizadas artistas del reborn, la inglesa Hellen Jaland que sólo los vende por eBay.

Otra de las artistas españolas que se dedica también al mundo de los reborn es Raquel Irigoyen. Ella es el ejemplo de un caso en el que esta mamá perdió a su bebé hace unos años y fue entonces cuando decidió adentrarse en este universo hasta llegar a convertir su hobby en su trabajo: "Perdí a mi hija hace unos años, y encontré consuelo en los muñecos reborn como distracción, no como terapia...", según cuenta al periódico El Mundo.

Reborn para terapias positivas

El equipo editorial
Durante los últimos 20 años, la prioridad de Enfemenino consiste en amplificar las voces de las mujeres. A través de nuestros contenidos, vídeos y eventos, queremos animar a nuestras comunidades …