Inicio / Novias / Moda / Las mejores bodas de tus series favoritas

Novias

Las mejores bodas de tus series favoritas

por El equipo editorial Creado en 3 de mayo de 2016

Todos recordamos con cariño series de televisión que nos han marcado en algún momento de nuestra vida. Podemos asegurar que la mayoría tienen un denominador común: las historias de amor. Aquellas que acaban en "sí quiero" son las que más nos gustan, por eso te proponemos un recorrido por las bodas más memorables de la televisión.

¿Qué sería de las series sin sus grandes dosis de amor edulcorado? Para qué vamos a negarlo, son las tramas que más nos enganchan. ​Zack Morris y Kelly Kapowski, Mónica y Chandler, Miranda Hobbes y Steve Brady... ¿Cómo olvidarse de todas esas historias? Parejas que se quieren, que se dejan, que vienen y se van, nos tienen en vilo durante largas temporadas. Muchas acaban con paseíllo nupcial, cumpliendo las expectativas de los espectadores más fieles y exigentes. Nos hemos puesto nostálgicas y hemos seleccionado algunos de los bodorrios más memorables de la televisión. ¿Cuál es tu favorito?

Descubre: Las mejores bodas de tus series favoritas
Jesse y Becky - Padres Forzosos © Pinterest

1. Jesse y Becky - Padres Forzosos

¿Quién no estaba enamorada del macarra del tío Jesse? El tipo duro de Padres Forzosos, el motero que dormía en una habitación empapelada de conejitos rosas y se deshacía en atenciones con sus sobrinas, nos tuvo suspirando durante ocho temporadas. Se casó con Rebecca, la compañera de trabajo de Danny Tanner, a la que al principio cogimos mucho asco un poquito de manía (no me digas que no). Luego nos acabamos convenciendo que era la mejor opción para nuestro para nuestro adorado John Stamos y todas aceptamos a la tía Becky como una más de la familia Tanner. Aunque su vestido de novia era un horror estilístico de los 80, con mangas pomposas y cofia incluida, fueron felices, comieron perdices y tuvieron unos gemelos rubísimos, rubísimos.

2. Chuck y Blair - Gossip Girl

Tras seis temporadas llenas de cotilleos sobre el Upper East Side, la serie más frívola de la pequeña pantalla ponía su broche de oro con la boda súper creíble de dos de sus protagonistas más controvertidos. Chuck y Blair se casaban sin grandes pretensiones en un rinconcito escondido de Central Park, tan sólo en compañía de sus más allegados. Inmediatamente después del sí quiero y el beso final, los protagonistas de Gossip Girl fueron desalojados por la policía. El drama de salir corriendo de tu propia boda duele menos si vas enfundada en un vestidazo azul celeste con incrustaciones de flores firmado por Elie Saab, como el que lució Leighton Meester para este capítulo. Una pena que su recién estrenado marido no estuviera a la altura: su traje blanco con cierto aire al camarero de Vacaciones en el Mar no nos gustó nada, por muy Chuck Bass que fuera.

3. - Derek y Meredith - Anatomía de Grey

"Nos querremos hasta cuando nos odiemos. Sin huir, nadie echará a correr. Nos cuidaremos cuando seamos viejos. Esto es para siempre". Meredith Grey y Derek Shepherd escribieron estos votos matrimoniales en un papelito azul, no les hizo falta más. Sellar tu amor a golpe de post-it es bien, ya sabemos que cualquier cosa bonita escrita en una servilleta, un posavasos o una pegatina siempre ha dado resultado. Cuando llegó la hora de formalizar su situación para poder adoptar a su bebé, se casaron de forma improvisada en el juzgado, solos y después de una larga jornada de trabajo. La pareja de cirujanos más famosa de la televisión tuvo una de las historias de amor más fuertes y bonitas que recordamos, queriéndose hasta el final, "hasta que la muerte nos separe".

4. Seth y Summer - The O.C.

Esta serie nos enseñó un nuevo mantra: "amarás a Seth Cohen por encima de todas las cosas". El ser más adorable de la sitcom norteamericana The O.C, acabó consiguiendo a la chica de sus sueños y encandilándonos a todas con sus torpezas de chico nerd. Los pareja más entrañable de la bahía de Orange County pasó por sus más y sus menos, por fiestas en la playa y besos bajo la lluvia con disfraz de Spiderman incluido. El colofón que arregló una cuarta temporada en declive lo selló su boda judía en el jardín. Summer fue muy sencilla con un vestido de tirantes, y él muy guapo con su traje y su kipá. Esta americanada de tintes adolescentes nos descubrió buenos grupos de música y nos hizo creer en el American Way of Life allá por 2003. Californiaaaa, here we comeeee!

5. Ross y ¿Emily? - Friends

Más que una boda, lo que ocurrió en ese altar londinense fue un error fatal que dio lugar a la consolidación de una de las parejas más icónicas de la televisión. No hay mal que por bien no venga, ¿no? La confusión de Ross al nombrar a Rachel en vez de a Emily en el momento del "sí quiero", provocó el asombro de los asistentes y la estupefacción de la propia Rachel, que se había presentado en esa boda presa de los celos (y en chandal). ​La historia de Ross y Rachel nunca fue perfecta. Se puede resumir en una larga lista de idas y venidas, enfados y reconciliaciones, que se acaban resolviendo de la mejor manera casi diez años después, haciendo las delicias de la legión de seguidores que confiaban en esta historia de amor.

6. Carrie y Mr. Big - Sexo en Nueva York

Carrie Bradshaw, el icono de estilo, la editora de moda más famosa de la Gran Manzana, la coleccionista de zapatos, sólo tenía un punto débil: Mr. Big. Tuvieron una boda frustrada, en la que ella se quedó plantada en el altar con su vestido de Vivienne Westwood color champagne y un tocado de plumas azules. A pesar de que intentaron varias veces rehacer sus vidas por separado, el destino siempre les volvía a unir. Su segunda boda, la buena, fue radicalmente opuesta a la anterior, y tan sencilla que Carrie optó por un dos piezas blanco sin firma y unos Manolos azules para contrarrestar tanta sobriedad. "Siempre tuyo, siempre mía, siempre nuestros".

Si aún no ha irrumpido en tu oficina un rudo marinero para llevarte en brazos o nadie te ha escrito en un cartelito "To me you´re perfect", no desesperes. Hazte con una buena munición de Ben & Jerry´s, devora capítulos como si no hubiera mañana y disfruta o llora a moco tendido con esos enredos ajenos que tanto nos enganchan. Viva el amor y ¡larga y próspera vida a las series de televisión!

¿No has tenido suficiente con este dejà vu? A continuación te mostramos más bodas de la pequeña pantalla para que refresques la memoria.

Descubre: Las mejores bodas de tus series favoritas
Zack Morris y Kelly Kapowski - Salvados por la campana © Pinterest

Y además...
Guía para lucir una corona de flores
Vestidos para invitadas a una boda