Inicio / Decoración / Ideas y Trucos / Colocar un aplique

Decoración

Colocar un aplique

por Elena Bonet Publicado en 15 de febrero de 2010

No hay nada más sencillo que colocar un aplique: hacer el empalme, utilizar los tronillos y los tacos clavijas adecuados para la pared en la que trabajarás, etc. A continuación, te presentamos las precauciones que deberás tomar y el método que deberás seguir para colocar por primera vez un aplique con éxito y sin sufrir daños.

Herramientas necesarias
Un taladro
Un destornillador
Tornillos y tacos para el aplique
Una caja de derivación

Primeros pasos
-Reconocimiento de la pared para elegir los tacos. Tanto si se trata de una pared maestra o no, deberás escoger los tacos en función del peso del aplique y de la base.
-Lee con atención las instrucciones del aplique para saber qué bombilla tienes que utilizar y si ese aplique en concreto es el adecuado para la habitación que has elegido. Para garantizar la seguridad de su uso, es fundamental no utilizar una lámpara de potencia superior a la que se indica en el aplique.
-Acuérdate de cortar la luz antes de proceder al empalme de los cables conductores.

Procedimiento
-Coloca el aplique en el lugar elegido y marca con una cruz justo el punto en el que deben ir los tornillos de fijación.
-A continuación, haz los agujeros correspondientes y coloca los tacos. Presta atención y, antes de agujerear, fíjate en la posición de los agujeros, deben quedar perfectamente en paralelo para que el aplique quede recto.
-Fíjate también en los cables conductores de la instalación: el rojo es el conductor “fase” y el azul el “neutro”. Debes empalmarlos a la caja siguiendo las indicaciones de las instrucciones del aplique.
-¡Muy importante! No empalmes el conductor verde, o amarillo, el llamado “de tierra”.
-Con la ayuda de un destornillador, fija el aplique a la pared utilizando los tornillos adecuados para los tacos que has colocado previamente.

¡Y listo! Ya tienes el aplique instalado. Da la luz y comprueba que funciona correctamente.


No te pierdas:
Cómo elegir un taladro eléctrico
Cómo colgar un espejo
Cambiar un grifo

Y tampoco...
El vidrio como elemento decorativo

por Elena Bonet

Puede interesarte