Inicio / En forma / Bienestar / Todo lo que debes hacer para cuidar tu cuerpo (y tu mente) en la cuarentena

En forma

Todo lo que debes hacer para cuidar tu cuerpo (y tu mente) en la cuarentena

por María Viéitez Creado en 20 de marzo de 2020
© GettyImages

Los días de cuarentena nos han obligado sin apenas darnos cuenta a cambiar horarios y rutinas para adaptarlos a un día a día entre cuatro paredes. Puede que hasta ahora pienses que es imposible llevar una vida normal y saludable en casa, pero queremos que sepas que, siguiendo unas cuantas pautas y consejos, lo puedes conseguir.

Trabajar o estudiar en casa, reorganizar los menús y compras semanales, organizar las tareas de los niños, no poder pasear –a no ser que tengas mascota–, no poder ir al gimnasio y, en definitiva, intentar hacer todo lo que hacías antes, pero en casa. ¿Es posible adaptar el cien por cien de nuestra rutina a cuatro paredes? Y lo que es más importante, ¿podemos llevar una vida saludable?

Esta es la preocupación que estos días afecta a muchas y muchos que temen no poder adaptarse a la vida en casa. Pero aunque en estas circunstancias extraordinarias es necesario hacer un esfuerzo extra para llevar una vida saludable, es posible conseguirlo siguiendo algunos trucos y consejos. ¡No bajes la guardia!

Video por Norma Varela

1. Dedica unos minutos al día a meditar

Los días de cuarentena son la oportunidad perfecta para hacer todas esas cosas que nos habíamos propuesto y para las que nunca habíamos encontrado el momento. Así que, ¿por qué no empezar a meditar?

La reclusión, la incertidumbre y la agitación son emociones difíciles de gestionar para algunos y pueden provocar que nos sintamos inquietos e incluso ansiosos. Una buena manera de aprender a tomar el control de estos sentimientos y encontrar la calma es la meditación. Y si todavía no estás familiarizada con ella, este es un buen momento para comenzar.

Basta con que comiences sentándote en un la cama o una silla, un lugar donde estés cómoda. Inicia la relajación con un par de respiraciones, cierra los ojos y trata de concentrarte en algo que te relaje. Puede ser un pensamiento o idea que te procure calma, una parte de tu cuerpo o, simplemente, un color. Trata de cocentrar toda tu atención en ello y, poco a poco, tu respiración irá aminorando el ritmo. con la práctica diaria, conseguirás que cada día sea más fácil concentrarte.

No es necesario que empieces con largas sesiones. A la primera toma de contacto le puedes dedicar, por ejemplo, tres o cuatro minutos. Si quieres, puedes ayudarte de música relajante, aceites esenciales o apps de meditación guiada y atención plena. Ganar confianza en ti, pasar tiempo contigo misma y conseguir tomar el control de tus sentimientos son tres excelentes objetivos para esta cuarentena. Es tiempo de ponerse manos a la obra.

2. Cuida tu alimentación

Al pasar tanto tiempo en casa y cambiar por completo de rutina, corremos el riesgo de caer en la tentación de comer comida basura, picar entre horas y no cuidar lo que comemos tanto como deberíamos. Para evitar grandes desajustes en tu alimentación, te recomendamos que sigas los siguientes consejos:

  • Elabora un menú semanal con los platos que quieres preparar. Procura, eso sí, que sea un menú variado, equilibrado y rico en fruta y verdura.
  • ¿Por qué no continuar con el batch cooking? Si eres de las que cocina los fines de semana y congela los platos para tener comida sana preparada para toda la semana y ahora estás trabajando en casa, nada te impide seguir haciéndolo ahora. De esta manera te aseguras de tener más tiempo entre semana y seguir manteniendo una dieta saludable.
  • Organiza la compra semanal de acuerdo con ese menú procurando no salirte de la lista de alimentos que has apuntado.
  • Reflexiona sobre los productos que compras. Procura no comprar compulsivamente y, sobre todo, no temas por que los productos se acaben en los supermercados: en España hay una tienda de alimentación por cada 840 habitantes y los productos se van a seguir reponiendo cada día.

Aunque es importante llevar una dieta equilibrada y saludable, te animamos a que no te prives de algún que otro capricho puntual. Uno de los días del fin de semana puedes preparar esa receta suculenta y deliciosa que tanto te gusta o preparar un rico postre. ¿Qué sería de nosotros sin estos pequeños placeres?

2. No abuses del móvil

Estar todo el día en casa puede sonar a excusa perfecta para no despegarse del móvil, así que procura no alimentar esa dependencia. Si bien es fundamental mantener nuestras relaciones sociales en estos días en que no podremos vernos cara a cara con familiares y amigos, es importante que te dediques un ratito cada día a ti misma, unos minutos que te sirvan para desconectar y en los que no estés pendiente de notificaciones.

Dedica ese ratito a leer, escuchar música, dibujar, escribir o, simplemente, estar contigo misma. Los días de cuarentena, aunque complicados en ocasiones, son una buena ocasión para reconectar con nosotros mismos.

3. Mantente activa

Parece obvio, pero merece la pena recordarlo una vez más. La OMS recomienda dedicar unos "150 minutos semanales a la práctica de actividad física aeróbica, 75 minutos de actividad física vigorosa cada semana, o una combinación equivalente".

Y en vista de que en estos días no es posible salir a pasear, correr, ir al gimnasio o entrenar deportes al aire libre, ¿cuáles son las alternativas? El modo más sencillo de suplir estas carencias es hacer ejercicio en casa. Tú misma puedes adaptar tu rutina de gimnasio a una rutina casera, incluso aunque no dispongas de material. De lo contrario, en internet puedes encontrar multitud de circuitos de cardio, tonificación y fuerza que te ayudarán a mantenerte en forma.

Además de esto, es buena idea mantenerse activo con tareas que podemos realizar en nuestro día a día. Ahora que tienes tiempo, es buen momento para hacer una limpieza en profundidad de la casa, ordenar el armario o esa estantería de libros que está manga por hombro. Si te pones a pensar, estamos seguras de que encontrarás muchas más cosas que hacer de las que crees.

4. Diseña una rutina

La mejor forma de superar el cambio de rutina es adaptándose a una nueva. Así que, tanto si estás trabajando en casa como si no, es importante que sigas levantándote y acostándote a la misma hora y establezcas de nuevo un horario de comidas. Además, sería de ayuda que organizases un plan semanal con las tareas que vas a llevar a cabo cada tarde, de manera que no tengas la opción de preguntarte: ¿y ahora qué?

5. No es malo aburrirse de vez en cuando

¿Has escuchado que el aburrimiento es necesario para tener grandes ideas? Ahora, más que nunca, tienes tiempo para ti misma, para pensar qué te gusta hacer, qué quieres hacer y a quién quieres dedicarle tiempo. Pero, sobre todo, es momento de valorar esas pequeñas cosas que resultan tan insignificantes que nuestro día a día, como dar un paseo, quedar con amigos para tomar una cerveza o ir al gimnasio.

6. Aprende idiomas o inicia un curso online

Una vez más, el tiempo es la gran ventaja que podemos sacar de esta cuarentena, así que haz todo lo posible por aprovecharlo. Lo mejor que puedes hacer es invertirlo en ti misma, en mejorar y en crecer. Así que te sugerimos que practiques o aprendas algún idioma. Puedes servirte de aplicaciones móvil, de libros, de test online o de clases virtuales.

Y si los idiomas no son tu asignatura pendiente, tienes otras muchas opciones. Puedes escoger un curso de especialización en tu sector, que puedes encontrar en LinkedIn o en multitud de escuelas online, o bien, simplemente, estudiar algo que te interese: un curso de informática, de cocina, de fotografía, de diseño, de redes sociales... De entre todas las opciones, encontrarás una que encaje contigo.

Descubre: Así están pasando la cuarentena las influencers más famosas
Sara Carbonero © Getty

Y además:
Los libros de actividades que necesitas para que tus hijos no dejen de aprender durante la cuarentena
Life hacks': 10 trucos para que tu comida dure más tiempo
¿Cómo gestionar la ansiedad? Consejos para combatirla

por María Viéitez