Inicio / Belleza / Tratamientos / Beneficios del láser Alejandrita o cómo cuidar tu piel con la fotodepilación

Belleza

Beneficios del láser Alejandrita o cómo cuidar tu piel con la fotodepilación

por Elvira Sáez Creado en 11 de septiembre de 2019
Beneficios del láser Alejandrita o cómo cuidar tu piel con la fotodepilación© Unsplash

Este tipo de láser es el único capaz de eliminar todo tipo de vello con melanina, en todo tipo de pieles y de forma definitiva; no genera ningún tipo de daño sobre la epidermis; y con su empleo se obtienen resultados desde el primer día.

Artículo elaborado por Carolina Arance, responsable general de Centros Esseda


La depilación láser es el mejor método por el que podemos optar si queremos conseguir una depilación permanente y efectiva del vello. Consiste en la aplicación de una luz centralizada en una única dirección, la cual penetra en las capas más superficiales de la epidermis llegando hasta la melanina del pelo, que es la encargada de absorber el calor del láser y deshacer el folículo.

Cada vez es mayor el porcentaje de personas que optan por esta técnica, ya que si lo comparamos con los métodos más tradicionales, supone un auténtico ahorro del tiempo que perdemos en depilarnos, además de evitar que el vello de nuestro cuerpo crezca de manera fuerte y rápida. Pero dentro de los distintos tipos de láser existentes en el mercado hay numerosas diferencias y sin duda alguna, el láser Alejandrita es el más recomendable por todos los beneficios que posee. ¡Te los contamos a continuación!

Video por Redacción enfemenino

6 beneficios del láser Alejandrita

1. Primeramente hay que destacar que el láser Alejandrita es el único capaz de eliminar todo tipo de vello con melanina, en todo tipo de pieles y de forma definitiva. Esto se debe a la incorporación de las máquinas más innovadoras en los equipos de depilación de este tipo de láser, que poseen una tecnología avanzada que posibilitan que la luz detecte la melanina en todo tipo de pelo, sin importar la coloración de la piel. A diferencia de otros tipos de láser, como el diodo, el cual únicamente se puede emplear con pieles claras y vello oscuro y muy grueso. Por ello, las sesiones de diodo son cada tres meses y es necesario entre sesión y sesión rasurar el vello con otro método tradicional como es la cuchilla.

2. Por otro lado, no genera ningún tipo de daño sobre la epidermis, ni arañazos, ni foliculitis, ni heridas, ni los dichosos ‘puntitos’. Su influencia sobre la piel es del todo positiva, la protege y estimula los factores que la hacen lucir sana. Mejora su elasticidad, su suavidad y su tersura, ya que el tratamiento estimula el colágeno de la epidermis, por lo que la rejuvenece completamente.

3. Con este tipo de láser se obtienen resultados desde el primer día, posicionándose en el mercado como el láser más eficiente. Cuenta con el mayor coeficiente de absorción pudiendo atacar directamente la melanina que se aloja en el pelo, ya sea este grueso y oscuro o fino y claro. Tras la primera sesión, el vello del cuerpo no volverá a aparecer hasta pasadas ocho semanas (aproximadamente), lo que posibilita que no se tengan que utilizar otros métodos alternativos. Suponiendo un absoluto ahorro del tiempo en depilación en comparación con otros métodos como con la cuchilla, de la cual hay que hacer uso casi a diario, ya que el vello sale de forma casi instantánea después de su uso.

4. Es capaz de actuar sobre pieles muy bronceadas, siendo actualmente el único tipo de láser que puede hacerse en verano. Es capaz de destinar su energía únicamente a la melanina del vello sin necesidad de dirigirla a la melanina propia de la piel, por lo que se puede efectuar sin problema en pieles que hayan sido expuestas al sol; en cambio, el láser diodo no, porque puede confundir la melanina del pelo con la de la piel, al tener una lente muy poco potente capaz de identificar solo la concentración importante de color. Por lo tanto, si hacemos uso del láser diodo, una parte de la luz que emite el láser puede ser absorbida por la piel en lugar de por el pelo y puede verse afectada con lesiones térmicas superficiales (quemaduras, alteraciones en la pigmentación…). Es por ello, que el láser Alejandrita es el más recomendado si vamos a exponer nuestra piel a los rayos UVA que emite el sol.

5. Con su aplicación se consigue mayor efectividad en un período de tiempo reducido, debido al uso de altas potencias y pulsos bajos, que suponen menos sesiones sin aparente dolor. Dispone de un sistema de refrigeración que permite enfriar la piel inmediatamente después del disparo de luz, lo que hace que se reduzca significativamente el dolor durante la sesión y las molestias que pueden aparecer después de la misma. Y en el caso de que aparezca un dolor momentáneo durante la sesión, el mismo se puede paliar con el uso posterior de cremas anestésicas e hidratantes para la piel.

6. Si nos centramos en la salud, evita problemas dermatológicos. Para aquellas personas que poseen pieles sensibles o, tienen dermatitis o piel atópica, este método es el más recomendable, ya que no origina ningún tipo de irritación sobre la epidermis, además de evitar la aparición de foliculitis o de incluso en algunas ocasiones, manchas en la piel.


En definitiva, el Láser Alejandrita es una opción muy efectiva para eliminar el vello corporal no deseado en cualquier momento del año. En cuanto se inicia el tratamiento las preocupaciones sobre el vello de determinadas zonas del cuerpo desaparecerán.

Realmente, los problemas con la utilización de este tipo de láser solo aparecen cuando no se cumplen que las indicaciones de los profesionales. Es importante proteger nuestra piel de forma correcta, usar cremas hidratantes y protectores solares de manera continuada en verano.

Descubre: Las famosas con las piernas más bonitas
Famosas con las piernas más bonitas © Getty Images

Y además:
Beneficios y contraindicaciones de la depilación láser
¿Quién dijo que no puedes hacerte la depilación láser en verano?
¿Sabes en qué consiste y cómo funciona la fotodepilación?