Inicio / Cocina / Recetas para adelgazar / ¿Una cena ligera para cada día de la semana? 7 recetas bajas en calorías y ricas en sabor

Cocina

¿Una cena ligera para cada día de la semana? 7 recetas bajas en calorías y ricas en sabor

Laura Sutil
por Laura Sutil Publicado en 20 de junio de 2016
53 818 compartidos

Después de un largo día de trabajo, llegamos a casa y no tenemos ganas de cocinar y tampoco queremos comer algo demasiado pesado. Como conocemos bien tus problemas, a continuación te vamos a ofrecer unas cuantas ideas muy sencillas para irte a la cama con un sabor de boca delicioso pero nada calórico. ¿Quieres conocer nuestras sugerencias?

Tenemos que reconocer que nosotras no somos de esas personas que vaya leyendo las etiquetas de los alimentos y contando las calorías de todo lo que ingieren. Algunas de nosotras tampoco somos amantes de la cocina y cada noche le damos mil vueltas a nuestro menú para acabar decidiéndonos por una pizza precocinada.

Sin embargo, hoy hemos decidido plantarnos y comenzar con un planning de recetas ligeras para la cena. ¿Te unes a nosotras? Para empezar, vamos a echarle un vistazo rápido a esta guía de lo que son 200 kcalorías en diferentes alimentos. Así lo tendremos más fácil a la hora de combinar, ¿no crees?

73 gramos patatas fritas © WiseGeek

Lunes: Hamburguesa de boniato con aguacate y pan de semillas

Desde que descubrimos lo deliciosa que puede resultar una hamburguesa de boniato, optamos por ella para la cena de al menos un día de la semana. Se trata de un plato perfecto si llegas a casa después de un largo día y necesitas una cena que te sacie.

Preparar esta hamburguesa es muy sencillo: solo necesitas cocer el boniato y triturarlo con un tenedor. Después, prepara un sofrito con cebolla y ajo bien picados y añádele cacahuetes molidos. Una vez que lo tengas, agrega el sofrito al boniato y deja enfriar en la nevera durante unas cuatro horas. Cuando esté lista solo tendrás que pasarla por la plancha con un chorrito de aceite de oliva, colocarla en pan de hamburguesa con semillas de amapola y agregar aguacate al gusto... ¡Una auténtica delicia!

Martes: Ensalada de espárragos trigueros con huevo

Los espárragos verdes tienen un montón de beneficios para nuestra salud y además están riquísimos. Por eso, otra de nuestras recetas estrella es una ensalada de espárragos trigueros con huevo a la plancha y chalotas.

Para prepararla solo necesitas sofreír en una sartén con un chorrito de aceite de oliva los espárragos verdes y las chalotas. Aparte, corta en cubos medio tomate y una pequeña porción de queso feta. Cuando el sofrito se haya enfriado añádele el tomate y el queso y, por último, prepara un huevo a la plancha, delicioso y con muchas menos calorías que un huevo frito tradicional.

Miércoles: Espagueti de calabacín con espinacas y queso parmesano

Tranquila que no es pasta todo lo que reluce. Bajo la imagen de un plato calórico, nada adecuado para la cena, se esconde una receta original y de lo más saludable. Tan solo tenemos que cortar un calabacín tierno en tiras muy finas y sofreírlo con un poco de ajo picadito y espinacas hasta que todo esté perfectamente cocinados.

Después, añádele queso parmesano rallado y un chorrito de aceite de oliva. ¡Te encantará el resultado!

Jueves: Ensalada de rúcula con aguacate y gambas

Para introducir los productos del mar en nuestras cenas, nada mejor que esta ensalada de gambas con rúcula y aguacate. Es sabrosa y saludable a partes iguales. ¿Quieres prepararla?

Tan solo necesitamos rúcula, gambas frescas (que cocinaremos a la plancha y pelaremos) y un aguacate. Para el aliño vamos a utilizar el zumo de medio limón, aceite de oliva, sal y un poco de pimienta recién molida. ¡Una idea refrescante y ligera!

Viernes: Salmón a la plancha sobre una cama de lentejas y judias verdes

Si estás llevando tu dieta al pie de la letra, no puedes dejar de probar esta receta llena de sabores y que contiene los tres ingredientes mágicos: pescado azul, verduras y legumbres. Se trata de un plato muy sencillo de preparar aunque te recomendamos que te pongas manos a la obra la noche antes para poder calentarlo en el microondas y comerlo cuando llegues a casa.

Tan solo tienes que cocer con sal (o comprar ya cocidas) las lentejas y las judías verdes respetando el tiempo de cocción de cada uno de estos alimentos. Después, puedes preparar el salmón a la plancha. A la hora de emplatar, haz una especie de cama con las judías y las lentejas y coloca encima el filete de salmón. Por último, puedes aliñar con sal gruesa, pimienta y una pizca de comino si lo deseas.

Sábado: Crema de lentejas con piñones

¿Qué me dices de esta receta que nos puede servir tanto para el verano como para el invierno? La puedes consumir fría o caliente y, aunque las legumbres no son el alimento más adecuado para la hora de la cena, lo cierto es que resulta ideal después de un día largo en el que necesitas reponer tus energías.

Para elaborarla necesitas lentejas, zanahoria, cebolla roja y tomate natural. Cueces las lentejas, la zanahoria, la cebolla roja, el tomate y un diente de ajo en agua con sal. Después, trituras todo con la batidora y, cuando tenga una textura homogénea, le añades comino, pimienta, unas hojas de cilantro fresco y piñones. ¡Toda una explosión de sabor!

Domingo: Cóctel con endibias y gulas

¿Cuántas cenas hemos salvado gracias a las endibias? Por si necesitabas más ideas para combinarlas, te traemos una que te va a encantar. Te sugerimos que las rellenes con gulas al ajillo cada una de las hojas y, si eres una apasionada del queso, puedes mezclar las gulas con un poquito de queso crema bajo en calorías. ¡Una opción deliciosa!

Y por si estas ideas no son suficientes, a continuación te dejamos algunas más para que te sirvan de inspiración:

Y además
10 recetas vegetarianas: deliciosas y saludables
Maridaje con vino: algunos consejos básicos

por Laura Sutil 53 818 compartidos

Puede interesarte