Utilizar un lubricante íntimo

Publicado por mvega
Publicado en 21 de abril de 2008

Ya lo utilices para facilitar las relaciones sexuales o hacer que los sex toys sean más cómodos, o sencillamente por placer, el lubricante íntimo proporciona caricias amorosas bastante más intensas. He aquí algunos consejos para maximizar el placer.

¿Por qué utilizar un lubricante íntimo?
A veces, la penetración es difícil o molesta. Añadir un poco de “material” permite realizar juegos pícaros mucho más agradables. Un lubricante íntimo puede convertirse en tu mejor aliado: a diferencia de la saliva que aunque pueda resultar agradable al principio tiende a evaporarse, deja la piel pegajosa y termina por dar un olor no muy erótico, el gel lubricante se enfrenta a las incomodidades de manera discreta. Además es hipoalergénico y perfectamente compatible con todos los preservativos, que no es el caso de la vaselina, utilizada durante mucho tiempo (puede dañar el látex, creando poros, y causar irritación).

¿Cuándo utilizar el lubricante íntimo?
Se aconseja el gel íntimo en caso de sequedad vaginal. Sustituye al mecanismo de lubricación natural y permite encontrar sensaciones agradables en el momento de la penetración.

Recomendado para la utilización con los sex toys y otros objetos, el gel lubrificante proporciona un contacto más suave y permite evitar la irritación causada por una utilización prolongada. Por último, suele ser un aliado indispensable para una penetración anal sinónima de dulce y placentera, ya que el ano, aunque excitado, no tiene función lubricante.

Un gesto sencillo
Fácil de usar, el lubricante íntimo puede convertirse en un juego adicional de vuestros preliminares. Basta con colocar una pizca de gel en la entrada de la vagina, ano o pene o incluso el sex toy justo antes de la penetración y jugar con los dedos para extenderla bien. Se acabaron las sensaciones desagradables. Cuidado si lo utilizas con un preservativo: demasiada cantidad hará que el látex se deslice demasiado y puedes perderlo.

Una elección cada vez mayor
Como los preservativos, la selección de lubricantes íntimos hoy en día responde a todas las necesidades y satisface todas las peticiones. La mayoría de los geles tienen una base de agua: no se pegan, no manchan, son inodoras y se limpian con facilidad. Sin embargo, en cuanto a su composición, no se pueden utilizar en la bañera o en la ducha, ya que se disuelven con el agua.

Para los retozos acuáticos es mejor utilizar los lubricantes a base de silicona. Éstos poseen un poder lubricante más elevado e incluso se pueden utilizar como aceite para masajes en todo el cuerpo

Atención: nunca utilices un lubricante a base de silicona con los sex toy de silicona. Son incompatibles. En caso de duda, opta por un a de base de agua.

Placer y glotonería
Para dar a tus ojos amorosos un gusto irresistible y más goloso, juega con los perfumes. Numerosas marcas proponen gel de colores y aromáticos, para caricias bucales más sabrosas o para relaciones sexuales más exóticas. Fresa, kiwi, melocotón, caramelo, frambuesa, chicle, chocolate o hasta fruta de la pasión... una variedad de vértigo. Los lubricantes son comestibles, son fórmulas sin azúcar ni colorantes y 100% compatibles con los preservativos.

¡Diviértete!
Para variar el placer y las sensaciones, utiliza tu imaginación. Para subir la temperatura (y para los que no estén muy motivados con la idea de poner gel frío en las partes íntimas) templa el lubricante durante algunos segundos entre las palmas de tus manos antes de aplicarlo. Al contrario, para un escalofrío de placer, añade un toque de frescura dejando el tubo en un lugar frío durante unas horas antes de la relación.

Normas sobre los lubricantes íntimos
Si los lubricantes íntimos facilitan los movimientos de penetración, también facilitan el transporte de bacterias.

Para preservar la flora vaginal de una posible contaminación de gérmenes, se aconseja evitar todo contacto entre la mucosa y el gel. Si quieres practicar una penetración vaginal después de una penetración anal, es preferible limpiar el lubricante y volver a poner gel limpio sobre el pene antes de pasar al acto.

Puede interesarte