Inicio / Belleza / Cabello / ¿Cada cuánto tiempo hay que lavarse el pelo? ¡Te lo contamos!

© GettyImages
Belleza

¿Cada cuánto tiempo hay que lavarse el pelo? ¡Te lo contamos!

por Maria Martin de Aguilar Publicado en 10 de junio de 2019

Seguro que has oído de todo, desde los que dicen que hay que lavarse el pelo todos los días hasta los que defienden que solo una vez a la semana, ¿verdad? Si estás hecha un lío, no te preocupes, vamos a resolver todas tus dudas.

Es los últimos años ha habido grandes debates sobre la frecuencia del lavado del pelo. Desde los defensores del lavado diario hasta aquellos que recomiendan espaciar estos lo máximo posible. ¿Pero quién tiene razón? Al escuchar las diferentes opiniones, es probable que hayas tenido épocas en las que has probado a lavarte el pelo con mayor o menor frecuencia con el objetivo de encontrar la clave para que tu pelo esté fuerte, brillante y sano.

Sin embargo, puede que a día de hoy sigas sin saber cada cuánto tiempo tienes que lavarte el pelo. Si es así, no te preocupes, porque ahora vamos a resolver todas tus dudas. Como verás, al igual que ocurre en otros muchos aspectos de la vida, en este caso tampoco hay una sola opción válida...

La importancia de adaptar la frecuencia de lavado a cada tipo de pelo

Sí, has leído bien, no hay una sola respuesta correcta a la cuestión que planteamos en este artículo. Esto es así porque cada tipo de pelo necesita una frecuencia de lavado concreta. Aunque sabemos que sería mucho más sencillo que hubiera una sola opción para que todos tuviéramos el pelo perfecto siempre (¡ojalá!), sentimos decirte que no es así. De hecho, la necesidades del cabello de una sola persona pueden variar a lo largo de la vida debido a diferentes factores como el estilo de vida o la contaminación, entre otros.

No obstante, sí que hay una frecuencia estándar que puede ser adecuada para cada tipo de pelo que puede sernos útil a modo de guía. Por eso, el primer paso es identificar las características de nuestro cabello y luego decidir cuál de las frecuencias de lavado se adaptan más a nuestro pelo.

1. Pelo graso

Se trata del pelo que, por norma general, necesita más lavados cada menos tiempo. Esto es así porque de forma natural el cuero cabelludo genera más sebo del habitual y puede parecer sucio muy pronto, incluso en unas pocas horas. En estos casos, lo ideal es utilizar un champú específico para cabellos grasos y únicamente lavarlo cuando esté sucio. En caso de que en alguna época tarde un poco más en ensuciarse, se pueden espaciar los lavados.
Pero es importante y debes saber que cuánto más laves el pelo, más se acostumbrará el mismo a ese proceso, y cada vez se te ensuciará más rápido, así que intenta aguantar lo máximo posible. Si no te gusta como luce el pelo cuando tiene algo de grasita, prueba a hacerte peinados que lo disimulen, como una coleta de caballo con el pelo recogido todo hacia atrás, o ponerte una diadema que disimule el nacimiento del cabello.
Además, te contamos en este artículo "¿Por qué es necesario exfoliar el cuero cabelludo para lucir un pelo fuerte?" la importancia de exfoliar el cuero cabelludo para además, de tener un pelo sano, evitar la acumulación de sebo en el cuero cabelludo.

Nuestra recomendación:
Desde Enfemenino te recomendamos el champú de Klorane con extracto de ortiga para cabellos grasos, que tiene una función seborreductora para reducir la segregación de sebo de las glándulas sebáceas que ensucia el pelo. Además tiene función desenredante y voluminazodora, para un pelo sedoso, limpio y con cuerpo.
Y lo mejor es el aroma a fresco y limpio que dejará sobre tu pelo.
Este producto también es recomendado para personas con problemas de caspa, con dermatitis, picores, o sensibildiad capilar.
Pero además, si quieres saber más, aquí te contamos los "5 productos para evitar el pelo graso y lucir melena".

Y además, si necesitas una pequeña ayudita en tu día a día, para no lavarte tanto el pelo, pero sin que parezca que tienes una fuente de grasa en el pelo, lo mejor que puedes hacer es hacerte con un champú en seco, especial para cabellos grasos como este de Klorane de la misma gama que el champú.
Esto te ayudará en días puntuales que no tengas tiempo o que no te apetezca lavarte el pelo de nuevo, solo aplica un par de rociados del spray sobre tus raíces y masajea ligeramente y con las manos limpias el nacimiento del pelo y ¡violá!, te aseguramos que funciona.

2. Pelo seco

En el caso del cuero cabelludo seco, también es necesario utilizar un champú indicado para pelos secos y con falta de hidratación. Esto es importante para evitar que se produzca sequedad, prurito y descamación del mismo (la descamación muchas veces se confunde con la caspa).
Habitualmente este tipo de cabellos tardan mucho más en ensuciarse que los grasos, por lo que la frecuencia de lavado, debe espaciarse más. ¿Cuántos días? No hay una respuesta definitiva, simplemente se trata de hacerlo cuando sea necesario. Puede que cada 3 o casi mejor, 4 días.

Nuestra recomendación:
Para nosotras, uno de los mejores champús para cabellos secos, y con falta de hidratación, es este de Art Naturals. Está formulado con un ingrediente principal, que es el aceite puro de argán. Este aceite, junto con otras hierbas como el aloe vera o el romero, proporcionará a tu pelo una combinación de grasos esenciales, antioxidantes y vitamina B, que lo fortalecerá y le dará ese plus de hidratación que tanto necesitas.
Además, es libre de parabenos y sulfatos, y tampoco es testado en animales. ¡Un 10 de 10!
También puedes echar un vistazo aquí, la versión de spray acondicionador sin aclarado de la misma gama de Art Naturals con aceite de argán.

3. Pelo intermedio

Si tu cabello no es ni graso ni seco, puedes utilizar un champú que sea apto para todo tipo de pelo y lavarlo cuando esté sucio. Aumentar la frecuencia puede hacer que tu cabello se engrase más, por lo que tampoco debes pasarte, trata de espaciar los lavados al menos cada 3 días, y verás como aunque el útlimo día lo notes peor, a la larga se acostumbrará y te durará más tiempo limpio.
Eso sí, trata de buscar siempre productos lo más naturales posible, es decir, que no tenga sulfatos, parabenos, etc.

Además de esto, también hay que tener en cuenta nuestro estilo de vida, ya que factores como la práctica de ejercicio pueden influir en las necesidades de lavado de nuestro pelo. Es decir, aunque tengas el cabello seco y este tarde bastante en ensuciarse, si empiezas a practicar ejercicio de forma regular, es muy posible que necesites lavarlo más a menudo porque una mayor producción de sudor lo ensucie antes.

También te recomendamos que tengas en cuenta que el cabello también tiene épocas y fases diferentes, por lo que es posible que aunque de forma habitual tu pelo sea de un tipo y suela necesitar un número determinado de lavados a la semana, en algún momento tarde más o menos en ensuciarse. En conclusión, lo ideal es identificar las características de nuestro pelo y adaptar el número de lavados a él.

Y además, puede interesarte...

Cómo hacer que tu pelo crezca más y mejor

8 cuidados diarios para tener un pelo sano

Los 5 mejores secadores de pelo del mercado y más vendidos

por Maria Martin de Aguilar

Puede interesarte