Inicio / Psico / Consejos / 7 formas de recuperar la calma en unos instantes

© By Vero Photoart on Unsplash
Psico

7 formas de recuperar la calma en unos instantes

Úrsula Calvo
por Úrsula Calvo Publicado en 1 de febrero de 2018
154 compartidos
A-
A+

Toma nota de estos consejos y cada vez que lo necesites, sabrás cómo recuperar la calma rápidamente.

¿Cuánto tiempo tardas en perder los nervios? Imagino que más o menos lo que tarda en encenderse el testigo de reserva de gasolina cuando vas con prisa, o lo que tardas en pasarte con el eye liner cuando vas a salir… ¡Aprende a recuperar la calma igual de rápido! De esta manera, podrás pasar un “mal” momento, pero no se convertirá en un “mal” día. Te propongo algunos ejercicios que funcionan y, además, ¡muy rápido!

Descubre: Frases zen para relajarte

25 frases zen que acabarán con el estrés © Wild

1. Respira de forma consciente

Cierra los ojos y observa cómo se ha alterado el latido de tu corazón. Empieza a respirar de forma consciente, primero llevando la respiración hacia el abdomen y, después, llevando la respiración hacia el área de tu corazón. Observa cómo los latidos se van haciendo más lentos y cómo cambia tu estado de ánimo cuando esto ocurre.

2. Escucha música

Escoge dos o tres canciones que te encanten y, cada vez que estés feliz, escúchalas, cántalas en play back, siéntelas lo más posible. ¡Sí, has leído bien! ¡Cada vez que estés feliz!. Tu mente asociará esas canciones a un estado positivo. Cuando te sientas estresada, con angustia o ansiedad, pon una de esas canciones y observa cómo tu estado de ánimo cambia.

3. Repite afirmaciones

Puedes acompañar cualquiera de las técnicas anteriores con unas afirmaciones que sean relajantes y/o útiles para ti. Algunos ejemplos: No tiene ninguna importancia, soy capaz de mantener la calma, soy mucho más importante que esta situación, mi felicidad es mucho más grande que esto, puedo aceptarlo y decido hacerlo, esto también pasará... Con el tiempo, serás incluso capaz de hacer estas afirmaciones con una sonrisa, y su efecto será aún mayor y más rápido.

4. Prioriza

La mayoría de las veces que nos sentimos estresadas es porque tenemos la sensación de tener que hacer muchas cosas al mismo tiempo. Prueba simplemente a escribir en un papel las actividades pendientes por orden de importancia, toma consciencia de que sólo la puedes hacer de una en una, y alégrate de saber que vas a dedicar tu tiempo a lo que realmente importa

5. Busca aromas naturales

Como es poco probable que tengas un hermoso bosque justo al lado cuando te sientes estresada, puedes utilizar aceites esenciales de pino, romero, tomillo, lavanda, rosa… Escoge alguno que te guste especialmente y llévalo contigo en el bolso. Ponte un par de gotas en las palmas de las manos, extiéndelo y llévalas hacia la nariz, mientras inspiras y exhalas durante un minuto, preferiblemente con los ojos cerrados

6. Conecta con tu cuerpo

Es mi técnica favorita. Cierra los ojos y toma una inhalación. Al exhalar, siente tu cuerpo desde el interior, siente la energía de tu cuerpo. Si te cuesta sentirlo, hazte esta pregunta: ¿qué es lo que hace que sepas que tienes un cuerpo si no puedes verlo?

7. Un minuto de gratitud

Cierra los ojos y piensa en todo aquello por lo que puedes estar agradecida en este momento. Siente la gratitud profundamente en tu corazón. Además, será el minuto mejor invertido del día

Pruébalas y escoge tus técnicas favoritas. Cuánto más las practiques, antes y mejor funcionarán, y te convertirás en una auténtica experta en el arte de disfrutar la vida.

Artículo realizado por Úrsula Calvo Casas, creadora del método Yo ahora, instructora de meditación, experta en Inteligencia Emocional y fundadora del Úrsula Calvo Center (Madrid)

Aunque requiere más tiempo, el yoga también puede ayudarte:

Y además:
¡Date un respiro! Los beneficios de la respiración consciente
Las claves para cambiar el rumbo de cualquier circunstancia

por Úrsula Calvo 154 compartidos