Inicio / Mujer hoy / Sociedad y mujer / Desigualdad económica y social, brechas que afectan más a las mujeres

Mujer hoy

Desigualdad económica y social, brechas que afectan más a las mujeres

por María Viéitez Creado en 23 de enero de 2020
© GettyImages

Según la ONU, la creciente desigualdad mundial en materia económica y social supone una amenaza para la estabilidad y el progreso globales. Las mujeres son quienes sufren las peores consecuencias.

Según el informe publicado el pasado martes por la ONU, La Situación Social en el Mundo 2020, el progreso económico, el desarrollo de las nuevas tecnologías, el cambio climático, las migraciones y la urbanización de territorios están teniendo un efecto negativo en las desigualdades ya existentes. El documento, elaborado por el departamento de asuntos económicos y sociales de la ONU (por sus siglas en inglés, UNDESA), afirma que los niveles de desigualdad han aumentado en el 70% de los países durante los últimos 30 años. En otras palabras, el crecimiento del PIB ha abierto nuevas brechas que golpean más fuerte a quienes ya están en situación de vulnerabilidad.

Los países en desarrollo no tienen acceso a los mismos niveles de educación ni a los mismos recursos, por lo que corren el riesgo, por ejemplo, de perder sus empleos y ser sustituidos por máquinas. Lo mismo ocurre con las migraciones o el proceso de urbanización. Y es que, según afirma Elliot Harris, asistente del secretario general de la ONU para el desarrollo económico, estos avances se convertirán en una ventaja o un obstáculo en función de cómo lo gestionen los países. Así, para evitar engrandecer las desigualdades, es fundamental que se tome un itinerario de medidas políticas encaminadas a la consecución de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), afirma Marta Roig, responsable de tendencias y asuntos globales en UNDESA. Y afirma: "No dejar a nadie atrás es un principio básico de la Agenda 2030 y no se está cumpliendo en absoluto".

Las mujeres, las grandes perjudicadas

Roig afirma que las mujeres sufren las consecuencias más graves de esta desigualdad. Si bien "Las oportunidades de los niños todavía dependen de quiénes son sus padres, dónde viven y qué tienen", las de sexo femenino son las que más complicado lo tendrán. Esta es otra de las conclusiones a las que llega el informe Tiempo para el cuidado de Oxfam Intermón, publicado el pasado 20 de enero.

Mujeres y niñas de todo el mundo dedican una suma de 12.500 millones de horas al día a trabajos de cuidados por los que no reciben ninguna remuneración. Tareas que, de no realizarse, provocarían un colapso en la economía global. Por otro lado, son los hombres los que en su mayoría se benefician de estos trabajos. Y es que los 22 hombres más ricos del mundo poseen más riqueza que todas las mujeres de África juntas.

Este desequilibrio parte de una desigualdad estructural: el 42% de las mujeres del mundo no tienen la posibilidad de acceder a estudios o empleo remunerado porque han de responsabilizarse del trabajo de cuidados, algo que le ocurre solo al 6% de los varones. Pero, además, a muchas de ellas se las obliga a abandonar su formación o puesto de trabajo para realizar estas tareas.

El papel de los gobiernos

Al Gobierno español se le exigen más medidas de conciliación para "poner el cuidado, la vida y el planeta en el centro", afirma Alex Prats, responsable de desigualdad de Oxfam. Esto se traduce en la aplicación de "medidas que supongan corresponsabilidad entre el Estado, las empresas y las familias para repartir de forma justa y equitativa el trabajo de cuidados no remunerado". Se pide también que aplique políticas feministas que contribuyan a un reparto igualitario de trabajo de cuidados y derechos laborales.

Por otro lado, Prat sugiere que se establezca una renta mínima que permita acabar con la pobreza de la que las mujeres se llevan la peor parte. Además, sería positivo que las empresas más grandes pagasen un 15% más de tipo efectivo.

Video por Laura Sutil

Te puede interesar...
Oxfam: el trabajo no remunerado de las mujeres equivale a 10,8 billones de dólares anuales
La ONU denuncia la violencia 'a gran escala' que sufren las mujeres en Sudán
En España, casi la mitad de ONG son dirigidas por mujeres
El Defensor del Pueblo insta al Gobierno a que priorice la lucha contra la violencia machista

por María Viéitez