Inicio / Cocina / Cocina internacional

Cocina

¡Emborráchate de placer! 5 recetas que harán de tus comidas una happy hour

por Diamar Dominguez Creado en 16 de septiembre de 2014
¡Emborráchate de placer! 5 recetas que harán de tus comidas una happy hour

Una buena copa de nuestra bebida alcohólica favorita acompañando una deliciosa comida es uno de los grandes placeres de esta vida. Pero ¿qué tal si combinamos las dos cosas? El resultado no puede ser mejor y, por eso, te traemos 5 recetas con las que se te hará la boca agua. ¡No esperes más para probarlas!

Si ya hay miles de bebidas riquísimas con alcohol, mejor no hablar de la cantidad de recetas muy sabrosas que se pueden hacer con ellas. Desde comidas saladas, como un sándwich, hasta dulces, como una tarta. Desde algo tan tradicional como un puchero hasta una hamburguesa que nos haga morir de amor. Las opciones son muchas y muy variadas. Nosotras te enseñamos algunas. ¡Los límites los pones tú!

© Stella Artois

Cupcakes de mojito

Ingredientes (12 unidades)
Para el bizcocho:

  • 110 g de mantequilla con sal
  • 110 g de harina con levadura
  • 110 g de azúcar moreno
  • 2 huevos
  • Una cucharada sopera de esencia de vainilla
  • Ralladura de una lima
  • Zumo de una lima
  • 50 ml de ron
  • Un chorrito de leche

Para el relleno:

  • Medio tarro de crema de lima
  • 50 ml de ron

Para la crema de mantequilla:

  • 500 ml de nata chantillí
  • 500 g de azúcar glas
  • 50 ml de ron
  • Hojas de menta troceadas
  • Hojas de menta para decorar

Así se hace
Bizcocho:
Precalienta el horno a 180 ºC y coloca en una bandeja un molde para 12 cupcakes con sus envoltorios correspondientes. Mezcla la mantequilla, el azúcar, los huevos, el ron, el zumo de lima, la leche y la esencia de vainilla en un bol grande. Poco a poco, añade la harina con levadura. Vierte también la ralladura de lima.

En un bol más pequeño, mezcla la crema de lima y el ron. Vierte una cuchara sopera de la mezcla del bol grande dentro de cada uno de los moldes y, encima, una cucharada de la mezcla del bol pequeño. Termina de llenar los moldes de los cupcakes con otra capa de la mezcla del bol grande. Hornéalos durante 15 minutos o hasta que la parte superior del cupcake se hunda un poco al pincharla. Por último, retira el molde de la bandeja y déjalo enfriar completamente a temperatura ambiente antes de pasar a poner la crema de mantequilla.

Crema de mantequilla:
Bate la nata chantillí y añade gradualmente el azúcar glas hasta que quede una mezcla lo suficientemente gruesa como para darle forma. Añade las hojas de menta cortadas y decora la parte superior de los cupcakes (ayúdate de una manga pastelera). Pon las hojas de menta enteras sobre cada cupcake para darle el toque final.

Aritos de cebolla rebozados con tequila acompañados de salsa de yogur con miel y lima

Ingredientes (20-25 aritos)
Para los aritos de cebolla:

  • Una cebolla cortada en aritos de unos 0,5 cm de grosor
  • 675 ml de leche
  • 60 ml de vinagre de sidra de manzana
  • 2 cucharadas soperas de tequila

Para el rebozado de tequila:

  • 110 ml de tequila
  • 110 ml de leche
  • Una cucharada sopera de sal
  • 280 g de harina

Para la salsa de yogur con miel y lima:

  • 175 g de yogur griego
  • Una cucharada sopera de zumo de lima
  • Una cucharada sopera de miel
  • Salpimentar al gusto

Para freír:

  • 1,5 l de aceite de oliva

Así se hace
Para los aritos de cebolla:
Mezcla en un bol la leche, el vinagre de sidra de manzana y el tequila hasta que quede una mezcla parecida al suero de mantequilla. Introduce por completo cada arito de cebolla en la mezcla y déjalo enfriar todo en la nevera durante, al menos, una hora.

Para el rebozado de tequila:
Bate tequila, leche, sal y 100 g de harina hasta formar el rebozado. Déjalo a un lado. Vierte los 100 g de harina restantes en un plato o una fuente y déjala a un lado.

Para la salsa de yogur con miel y lima:
Bate todos los ingredientes (yogur, miel y lima) en un bol pequeño. Conserva la mezcla en la nevera hasta que la vayas a servir.

Para rebozar y freír:
Pon a calentar en una olla el aceite a fuego medio-alto. Tardará unos 20-30 minutos en calentarse, dependiendo del tamaño de la olla. Una vez transcurridos 25 minutos, comprueba que el aceite está lo suficientemente caliente vertiendo un poco de harina en él. Si chisporrotea, es que ya está listo. Si no, espera cinco minutos y prueba de nuevo.

Cuando el aceite esté caliente, coloca en línea los aritos de cebolla (aún dentro de la mezcla), el plato de harina y el rebozado de tequila. Puedes poner un plato con papel de cocina sobre el que dejar los aritos una vez fritos, para que se absorba parte del aceite. Poco a poco, ve sacando unos cuantos aritos de cebolla de la mezcla, sacúdelos para quitar el exceso, y pásalos por la harina.

Cuando estén cubiertos de harina, pásalos por el rebozado de tequila y cúbrelos bien con él. Sacúdelos con suavidad para quitar el exceso y sumérgelos en el aceite caliente. Introdúcelos en la olla uno a uno. Te aconsejamos freír solo 4 o 5 aritos a la vez. Fríe los aritos durante 3-4 minutos por cada lado hasta que se doren bien. Ve sacando de la olla los aritos que se hayan hecho y colócalos en el plato con el papel de cocina.

​Sirve los aritos de cebolla calientes acompañados de un pequeño cuenco con la salsa de yogur con miel y lima fría.

Muslitos de pollo con glaseado de tequila

Ingredientes (6 muslitos)

  • Una cucharadita y media de comino en polvo
  • Una cucharada sopera de polvo de chile
  • Una pizca de sal
  • Una pizca de chile chipotle en polvo
  • 6 muslitos de pollo con piel
  • 170 ml de zumo de manzana
  • 75 ml de tequila
  • 85 g de miel
  • 2 cucharadas soperas de maizena
  • 2 cucharadas soperas de agua
  • 2 cucharaditas de ralladura de lima
  • 3 cucharadas soperas de zumo de lima
  • Una pizca de pimienta roja en polvo
  • Spray de cocina

Así se hace
Precalienta la parrilla a temperatura media-alta usando los dos fuegos. Una vez caliente, deja encendido solo el de la derecha. Mezcla los cuatro primeros ingredientes en un bol. Con ayuda de una brocha para cocinar, frota los muslitos con ellos. Mezcla el zumo de manzana, el tequila y la miel en una sartén pequeña y llévalos a ebullición. Déjalo hirviendo hasta que queden 3/4 partes (aprox. a los 10 minutos).

​Mezcla bien la maizena y dos cucharaditas de agua en una fuente pequeña. Añade poco a poco la mezcla de maicena a la de la sartén, removiendo bien con unas varillas. Lleva todo de nuevo a ebullición y déjalo hervir durante un minuto, removiendo constantemente. Retíralo del fuego y añade la ralladura de lima, tres cucharadas de zumo de lima y una pizca de pimienta roja.

Coloca los muslitos de pollo sobre la rejilla de la parrilla (ya rociada con el spray para cocinar), en la parte derecha (calor directo). Cúbrelos y ásalos 5 minutos por cada lado, rociándolos con la mezcla de zumo y tequila de vez en cuando. Una vez los hayas hecho por ambos lados, pásalos a la parte izquierda de la rejilla (fuego indirecto). Cúbrelos y ásalos 5 minutos por cada lado, rociándolos con la mezcla de zumo y tequila de vez en cuando.

Risotto de setas, ajo y pollo a la cerveza

Ingredientes (4 personas)

  • 4 pechugas de pollo
  • Una cucharadita de sal
  • Una cucharadita de pimienta
  • 2 cucharadas soperas de aceite de oliva
  • Una chalota grande, cortada fina
  • 200 g de champiñones
  • 6 dientes de ajo
  • 2 cucharadas soperas de mantequilla sin sal añadida, cortada en daditos
  • 240 ml de cerveza

Para el risotto:

  • Una cucharada sopera de aceite de oliva
  • Una cucharada sopera de mantequilla sin sal añadida
  • 2 dientes de ajo picados
  • 300 g de arroz arborio
  • 350-450 ml de cerveza, dependiendo de lo fuerte que sea la cerveza
  • 300-450 ml de caldo de pollo bajo en sodio
  • 25 g de queso parmesano rallado
  • Una pizca de pimienta
  • Una pizca de sal

Así se hace
Precalienta el horno a 200 ºC. Con papel de cocina, seca las pechugas de pollo y salpimiéntalas. Calienta una cacerola a fuego medio-alto y vierte un poco aceite de oliva. Añade el pollo y deja que se haga hasta que se dore (unos dos minutos). Dale la vuelta y haz lo mismo con el otro lado.

Añade los champiñones, la charlota y el ajo. Luego, vierte la cerveza. Pon los daditos de mantequilla en la parte superior. Baja el fuego al mínimo y déjalo cocinar todo dos minutos. Después, llévalo todo al horno y hornéalo durante 30 minutos. Dales la vuelta a los champiñones y a la charlota de vez en cuando.

Para el risotto:
Mientras se hace el pollo en el horno, calienta una sartén grande a fuego medio. Vierte aceite de oliva y mantequilla, añade ajo y cocínalo todo 30 segundos. Añade el arroz y remueve todo bien. Cocínalo durante 3-4 minutos sin dejar de remover.

Vierte cerveza y ve removiendo hasta que el arroz absorba el líquido. Luego, vierte el caldo de pollo y continúa removiendo hasta que se absorba. Prueba de vez en cuando el arroz y cuando tenga la consistencia que te guste, deja de añadir caldo. Añade queso, sal y pimienta, y remueve todo bien.

Sirve todo con el risotto en la parte de abajo. Coloca el pollo y la guarnición por encima.

Mermelada de bacon y bourbon

Ingredientes

  • 450 g de bacon ahumado cortado en trocitos de unos 2,5 cm
  • Una cebolla grande cortada
  • 4 dientes de ajo picados
  • 50 ml de vinagre de sidra
  • 170 ml de café
  • 40 g de azúcar moreno
  • 80 g de sirope de arce
  • 50 ml de bourbon
  • 1-2 chiles chipotle en adobo picados
  • Una pizca de comino
  • Pimienta al gusto

Así se hace
Cocina el bacon en una sartén grande a fuego medio hasta que la grasa empiece a deshacerse y el bacon empiece a estar crujiente. Una vez hecho, déjalo aparte y deja en la sartén la grasa que haya sobrado. Añade la cebolla y deja que se haga hasta que esté tierna (aprox. a los 5-7 minutos). A continuación, añade el ajo y deja que se haga (aprox. un minuto). Por último, añade el café, el azúcar moreno, el sirope de arce, el bourbon, el chile chipotle, el bacon, el comino y la pimienta. Baja el fuego y después hierve todo a fuego lento hasta que tenga una consistencia parecida a la de la mermelada (aprox. 1-2 horas).

Procesa la mezcla en un robot de cocina para que quede más suave, pero sin llegar a obtener una crema, pues tiene que conservar la textura del bacon. Si quieres guardar parte de la mermelada, consérvala en un tarro bien cerrado en la nevera hasta un máximo de 4 semanas.

Consejo: esta mermelada de bacon sabe mucho más servida caliente. Te aconsejamos sacarla de la nevera unos minutos antes y calentarla en el microondas unos pocos segundos.

Si te han gustado estas recetas y eres de las que piensan que con un toque de alcohol todo sabe un poco mejor, ¡no te pierdas este test sobre el cóctel que más te va!

Y además:
Las 10 mejores recetas de tartares caseros
Hay un pesto para cada ocasión, ¿quieres descubrir sus recetas?