Inicio / Cocina / Cocina internacional

Cocina

¡El invierno más dulce! 5 formas originales de preparar chocolate caliente

por Laura Sutil Creado en 29 de diciembre de 2015
¡El invierno más dulce! 5 formas originales de preparar chocolate caliente© iStock

El invierno llama a nuestra puerta y, ¿qué puede haber mejor que tomarnos un chocolate caliente para la hora de merendar? Más allá de lo que puedas pensar un chocolate a la taza puede tener muchas versiones. De hecho, nosotras te contamos cómo preparar nuestras 5 recetas favoritas. ¡Toma buena nota!

Clásica con un punto juguetón. Así somos las fanáticas del chocolate a la taza. Y es que, qué bien sienta un chocolate caliente cuando volvemos a casa después de un día de trabajo, ¿verdad? Hoy te vamos a invitar que te arriesgues y le añadas a tu taza de chocolate algunos ingredientes sorprendentes. Le darán un toque diferente a tus meriendas y así sí que te aseguramos que será imposible cansarse de este manjar.

© Pinterest

Un toque infantil con chocolate blanco a la taza

El mundo se divide en dos tipos de personas: a las que les gusta el chocolate blanco y a las que no. Si tú formas parte del primer grupo, no puedes perder la oportunidad de probar esta receta que incluye nata montada y arándanos. ¡Nuestro capricho dulce favorito!

Ingredientes (para 2 tazas):

  • 200 g de chocolate blanco para postres
  • 500 ml de leche semi desnatada
  • 2 cucharaditas de café de harina de maíz
  • Nata montada
  • ​Un puñado de frutos rojos

Modo de elaboración:
En primer lugar vamos a verte en un cazo unos 100 ml de leche y lo vamos a mezclar con la harina mientras removemos a fuego lento hasta que no quede ningún grumo. En un cazo aparte calentamos el resto de leche y agregamos el chocolate troceado en onzas. Removemos hasta obtener una mezcla homogénea. Cuando lo tengamos listo, agregamos el líquido resultante a la mezcla de leche y harina y removemos bien hasta que espese aproximadamente 5-8 minutos a fuego medio/bajo.

Lo echamos en la taza cuando aún esté bien caliente y añadimos nata montada al gusto por encima. Para coronar nuestro chocolate, podemos utilizar unos cuantos frutos rojos. Nosotras te sugerimos que sean arándanos y frambuesas y que hayan estado en la nevera para que se produzca un contraste de sabor y temperatura. ¡Una auténtica delicia!

Made in USA: chocolate caliente con marshmallows

Es cierto que los marshmallows con el chocolate parece una combinación solo apta para los adolescentes de las películas americanas. Hoy te proponemos que te metas en su papel y hagamos una reinterpretación de esta receta que tantas veces hemos visto en el cine.

Ingredientes (para 2 tazas):

  • 150 g de chocolate negro para postres
  • 400 ml de leche semi desnatada
  • 2 cucharaditas de café de harina de maíz
  • Una pizca de sal
  • Azúcar al gusto
  • Marshmallows al gusto


Modo de elaboración:
Repetimos la operación que hemos seguido con la receta anterior. Ponemos en un cazo 100 ml de leche aproximadamente, agregamos harina y removemos hasta que se disuelva bien. Después, en un cazo aparte vamos a derretir las onzas de chocolate negro en leche. Cuando tengamos una mezcla homogénea, vertemos sobre la mezcla de harina y leche y, a fuego medio, removemos hasta que la mezcla haya espesado suficiente.

Servimos muy caliente y colocamos encima un puñadito de marshmallows. Nuestro consejo es que sean pequeños para que te resulte más sencillo comerlos y se impregnen del chocolate caliente.

Pasional 100%: chocolate con chile y canela

Pasional y arriesgada a partes iguales. Este chocolate nos hace transportarnos dentro de la película Chocolat y sentirnos como la mismísima Juliette Binoche conquistando a Johnny Depp. La canela pone la parte dulce y el chile ese toque picante que nos encanta.

Ingredientes (para 2/4 tazas):

  • 2 o 3 cucharadas soperas de cacao en polvo (especial chocolate a la taza)
  • 500 ml de leche semi desnatada
  • Dos cucharaditas de café de harina de maíz
  • Media cucharadita de canela en polvo
  • Media cucharadita de chile molido
  • Azúcar al gusto


Modo de elaboración:
En primer lugar, reservamos unos 100 ml de leche fría en un vaso. El resto de la leche lo colocamos en un cazo a fuego medio y cuando empiece a estar caliente, agregamos las dos cucharadas de cacao en polvo y removemos hasta que se disuelva completamente. Tras esto, agregamos la canela, el chile y el azúcar y seguimos removiendo. Probamos y rectificamos las especias si fuese necesario.

Mantenemos a fuego muy bajo sin que llegue a hervir y mezclamos la harina con el vaso en el que hemos dejado leche fría. Cuando no haya grumos, vertemos sobre el chocolate caliente y removemos durante unos 5 minutos a fuego bajo hasta que el chocolate espese.

Chocolate a la taza con un toque de naranja

Si te gusta combinar el chocolate con frutas en fondues o bombones, no puedes dejar de probar esta variedad de chocolate a la taza. ¡Te encantará!

Ingredientes (para 2 tazas):

  • 150 g de chocolate negro para postres
  • 500 ml de leche semi desnatada
  • Dos cucharaditas de harina de maíz
  • La piel de una naranja
  • Una ramita de canela
  • Nata montada


Modo de elaboración:
Para empezar, ponemos en un cazo a fuego medio 100 ml de leche y la mezclamos con la harina de maíz hasta que se disuelva bien. En un cazo aparte, mezclamos el resto de la leche con el chocolate hasta que se funda y no queden grumos. Agregamos la leche con harina, piel de la naranja y la ramita de canela y mantenemos a fuego bajo durante unos 10 minutos sin dejar de remover.

A la hora de servir, colamos el chocolate y lo vertemos en las tazas. Ponemos nata montada al gusto por encima y podemos decorar con algunos trozos de naranja y canela en polvo... ¡Una delicia!

Chocolate a la taza con sabor a menta

Esta combinación es perfecta si te has resfriado y estás dispuesta a probar un último remedio casero para acabar (eso sí, momentáneamente) con el constipado. ¡Funciona!

Ingredientes (para 2 tazas):

  • 200 g de chocolate negro para postres
  • 500 ml de leche semi desnatada
  • Media cucharadita de canela en polvo
  • Una cucharadita de extracto de menta
  • Hojas de menta para decorar
  • Bastones de menta para decorar


Modo de elaboración:
En esta ocasión, el chocolate será más líquido y, por lo tanto, no necesitaremos agregar harina de maíz a la mezcla. Por ello, pondremos en un cazo al fuego la leche y cuando esté templada, agregaremos el chocolate negro hasta que se derrita y no queden grupos. Después, añadimos la canela y el extracto de menta y mantenemos a fuego medio durante 5 minutos mientras le damos vueltas.

A la hora de servir, servimos en las tazas y decoramos cada una de ellas con una bastoncito de menta y una hoja de menta fresca.

Ahora que ya no puedes negar que eres una choco-adicta, haz este divertido test en el que te contamos qué desvela de ti tu pasión por el chocolate.

Laura Sutil
Durante los últimos 20 años, la prioridad de Enfemenino consiste en amplificar las voces de las mujeres. A través de nuestros contenidos, vídeos y eventos, queremos animar a nuestras comunidades …