Inicio / Belleza / Tratamientos / 7 claves para que la operación bikini sea efectiva este año

Belleza

7 claves para que la operación bikini sea efectiva este año

por Elvira Sáez Creado en 22 de mayo de 2019
7 claves para que la operación bikini sea efectiva este año© Getty

¡Del 2019 no pasa! Si quieres obtener los mejores resultados de la operación bikini, es importante que tengas en cuenta varios aspectos. Te contamos cuáles son para que consigas tus objetivos.

La operación bikini no consiste solo en hacer dieta durante unos días, si buscas que sea efectiva tanto de cara al verano como a largo plazo, lo ideal es que la conviertas en un estilo de vida. Olvídate de todo lo que te han contado, no se trata de sufrir, sino de apostar por hábitos saludables día tras día para sentirte mejor por dentro y, como consecuencia, verte mejor por fuera.

A continuación te damos las claves que te ayudarán a conseguir que la operación bikini sea efectiva. ¿Empezamos?

Video por Patricia Álvarez

1. No hagas dieta, come de forma saludable

La mayoría de las dietas fracasan porque se basan en la restricción, por lo que es muy difícil que puedan mantenerse a lo largo del tiempo. Aunque, por supuesto, cada persona tiene unas necesidades y en ocasiones es necesario acudir a un dietista-nutricionista, apostar por una alimentación basada en comida no procesada siempre aportará beneficios. Es decir, evitar lo máximo posible alimentos ultraprocesados como bollería, galletas, fritos, embutidos o platos preparados con ingredientes perjudiciales y priorizar el consumo de vegetales, fruta, legumbres, cereales integrales, carne o pescado, es lo más recomendable.

Se trata, ni más ni menos, que de comer de forma adecuada la mayor parte del tiempo, para que nuestro cuerpo obtenga los nutrientes necesarios y tengamos energía. Ya sea porque quieres perder peso o mantenerte, evitar ultraprocesados ricos en azúcares, harinas refinadas, aceites de mala calidad y otros aditivos, te ayudará a conseguirlo. No significa que estos estén prohibidos, sino que sean la excepción y no la norma en nuestra alimentación. Además, puedes crear platos realmente deliciosos con comida sana, se trata de buscar recetas y ser innovador en la cocina.

2. Di adiós a los refrescos y otras bebidas azucaradas, tu aliada es el agua

Hidratarte solamente con agua es un gesto muy sencillo que marcará la diferencia. De nuevo, no se trata de que lo hagas unos días a modo de dieta, sino que bebas agua de forma general y limites o elimines el consumo de refrescos y/o zumos envasados. Si te gustan mucho, puedes tomarte alguno de vez en cuando, por ejemplo durante el fin de semana o cuando salgas a tomar algo con tus amigas, pero no a diario. Este cambio te ayudará a reducir calorías que no aportan nada a tu cuerpo.

¿Te cuesta beber agua? Un truco que puede ayudarte es añadir unas rodajas de limón, lima o naranja para darle un toque de sabor. La menta o la hierbabuena también le dan un toque muy agradable. Y si quieres más sabor, cuando se te antoje un resfresco puedes sustituirlo por una infusión que te guste sin azúcar.

Por último, también es importante que limites al máximo el consumo de alcohol, pues además de que no es nada beneficioso para la salud, también aumenta notablemente el consumo de calorías casi sin darte cuenta.

3. Camina siempre que puedas

Otro hábito muy sencillo para ponerte en forma es caminar. Piénsalo bien, seguro que hay más de un trayecto que haces de forma habitual que puedes hacer andando fácilmente. Ya sea cambiar el ascensor por las escaleras, evitar las escaleras mecánicas o dejar el coche aparcado para ir a comprar el pan, seguro que en poco tiempo notas la diferencia. Si aparte de esto tienes tiempo para una caminata diaria de mínimo media hora, los resultados serán aún mejores.

Utilizar alguna app para el móvil o pulsera que cuente tus pasos diarios puede ser útil para motivarte, pues querrás superarte cada día y cumplir tu objetivo.

4. Encuentra un deporte que te motive

Por supuesto, si además de caminar encuentras una actividad física más intensa dos o tres días a la semana, mucho mejor. Ya sabes que mover el cuerpo es imprescindible para estar sanos y fuertes, así que no hay excusas. Sin embargo, no hablamos necesarimente de ir al gimnasio, sino de encontrar un deporte o ejercicio que te motive y que no quieras abandonar al segundo día. Hay mil opciones, desde salir a correr hasta bailar o apuntarte a clases de GAP o pilates. Por supuesto, el fútbol, la natación, el tenis, el baloncesto o cualquier otro deporte también es bienvenido. ¡Encuentra el tuyo!

5. Utiliza la cosmética reductora a tu favor

¿Tienes celulitis y/o grasa localizada? Entonces, aparte de llevar una alimentación saludable y hacer ejercicio, te vendrá muy bien buscar otro aliado en la cosmética para tratar estos problemas de forma específica.

La grasa en nuestro cuerpo se localiza principalmente en los muslos, cartucheras y vientre. Esta acumulación de ácidos grasos unida a la retención de líquidos hace que nos veamos hinchadas y con unos antiestéticos centímetros de más. Además, la mala circulación puede desembocar en la antiestética celulitis o piel de naranja, mucho más visible durante el verano.

Ante estos problemas existen diferentes tratamientos como la mesoterapia, la liposucción o los productos cosméticos reductores y anticelulíticos. Estos últimos son la mejor opción para tratar la grasa localizada y/o la celulitis si lo que buscas es una solución rápida y asequible.

Desde enfemenino te recomendamos los tratamientos de Somatoline Cosmetic® porque sabemos que son los mejores del mercado. En el caso de que busques tratar la grasa localizada y reducir centímetros de volumen, el Reductor 7 Noches en textura Gel o Crema es para ti. Su fórmula está compuesta por principios activos específicos de alta concentración, como las sales marinas y el sericósido, que tienen una triple acción reductora: lipolítica, drenante y anti-acumulación. Se aplica por la noche y notarás los primeros resultados en tan solo 7 días, aunque te aconsejamos terminar el bote completamente y seguir usándolo un mes para beneficiarte de la máxima reducción. ¡Podrás reducir más de 3 cm de contorno!

Por otro lado, si lo que quieres es decir adiós a la celulitis, el Anticelulítico crema 15 días de Somatoline® se convertirá en tu gran aliado. Este producto ayuda a reducir las marcas o nódulos de la celulitis en solo 15 días gracias a su fórmula enriquecida con un 5% de cafeína pura y extracto de jengibre natural. Sus ingredientes ayudan a combatir la celulitis, eliminar líquidos, alisar y reafirmar la piel de las piernas. Para ello tendrás que aplicarlo mediante masajes una vez al día durante 15 días y, en caso de que quieras optimizar los resultados, prolongar el tratamiento hasta 4 semanas.

Por supuesto, si tienes ambos problemas, puedes combinar su uso –aplicándote el Anticelulítico por la mañana y el Reductor por la noche – para obtener mejores resultados. ¿A qué esperas para decir adiós a la grasa localizada y a la piel de naranja?

6. Busca inspiración y elimina las tentaciones

¡Póntelo fácil! Si quieres ser constante y motivarte cada día, existen algunos trucos que pueden ayudarte. Uno de ellos es eliminar tentaciones innecesarias: desde dejar de comprar alimentos poco saludables, como patatas fritas o helados, hasta dejar de seguir a cuentas en redes sociales que te provoquen antojos. Si no lo ves, será mucho más sencillo no desearlo, ¿no crees? Así dejarás ese tipo de caprichos para algún momento puntual, pero no estarán en tu casa. En cuanto a las redes sociales, pasamos mucho tiempo viendo fotos y vídeos, así que puede ser muy útil que sigas a cuentas de dietistas-nutricionistas, entrenadores u otras personas que lleven un estilo de vida saludable para inspirarte y elimines todas aquellas que puedan llevarte por el mal camino.

7. Sé paciente y date tiempo para adquirir los nuevos hábitos

Los resultados no van a ser visibiles desde el primer día, es importante que seas paciente y te valores durante todo el proceso. La buena noticia es que, aunque lleve cierto tiempo lograr lo que quieres, si eres constante será de forma permanente. Otro consejo importante es que, si ahora mismo no hacer nada de ejercicio o no sueles comer de forma sana, vayas incorporando estos hábitos poco a poco. De nada sirve, por ejemplo, que hagas deporte un día hasta agotarte y al día siguiente no puedas más, empieza con una actividad más sencilla como caminar y ve aumentando la intensidad. ¡Lo conseguirás!

Y además:
Mitos y verdades sobre la celulitis
Tratamientos para eliminar la grasa localizada y la celulitis
Cómo bajar la barriga sin perder la cabeza: 8 consejos para conseguir un vientre plano