Inicio / Belleza / Cabello / ¿Tu pelo no es ni seco ni graso? ¡Estos son los cuidados que necesita!

© Unsplash
Belleza

¿Tu pelo no es ni seco ni graso? ¡Estos son los cuidados que necesita!

Elvira Sáez
por Elvira Sáez Publicado en 8 de noviembre de 2018
A-
A+

Poseer un cabello que no es ni graso ni seco es toda una suerte, pero aún así es importante darle los cuidados necesarios para que se mantenga fuerte, sano y brillante. ¿Sabes cuáles son? ¡Te lo contamos!

Si no tienes que lidiar ni con el pelo graso, ni con el seco, ni con el encrespamiento, ¡eres una afortunada! Tu pelo no es ni muy grueso ni muy fino, es suave, tiene un volumen natural, se peina fácilmente y suele ser bastante brillante. Por lo tanto, tu cabello, no suele necesitar tratamientos específicos.

Sin embargo, para mantenerlo tan bonito como siempre y evitar que se estropee por malos hábitos o productos, sí que es necesario seguir algunos consejos de cuidado diario. ¿Quieres saber cuáles son? ¡Sigue leyendo para descubrirlos!

Descubre: 150 peinados sencillos para chicas con poco tiempo

150 peinados sencillos para chicas con poco tiempo © Pinterest

La rutina de higiene ideal

La frecuencia de lavado puede ser la que consideres necesaria, en función de tu estilo de vida y necesidades. Hazlo con un champú y un acondicionador suaves, como los de la gama de cuidado Clásico de Pantene, que proporcionan un brillo saludable desde el primer lavado. Es importante que no te olvides del acondicionador, especialmente en medios y puntas, ya que aunque tu cabello no sea seco, esta zona del pelo se puede resecar con el tiempo, sobre todo si tienes el pelo largo.

No abuses de secadores o planchas

Aunque tu pelo no sea seco, no debes abusar de las herramientas de calor. Estas pueden perjudicar tu cabello a largo plazo, secarlo y provocar su rotura, sobre todo en el caso de las planchas o tenacillas. Lo mejor es que las utilices de manera ocasional y siempre aplicando primero un producto protector del calor como el aceite Repara y Protege de Pantene, para mantenerlo protegido antes de aplicar una herramienta de calor.

En el caso del secador, mantén siempre unos cm de distancia, aunque tardes un poco más en secarlo, ¡merece la pena no arriesgar tu pelo! Y si hace buen tiempo, por supuesto, lo mejor es que lo seques al aire.

Mima tu cabello con un plus de hidratación

La hidratación es primordial para tener un cabello saludable. Aunque en el caso del pelo normal no es necesario aplicar productos hidratantes con demasiada frecuencia, tampoco hay que olvidarse por completo de este paso. Después del verano o de una época en la que hayas utilizado herramientos de calor u otros productos que puedan dañar tu pelo, te recomendamos que apliques mascarillas o aceites nutritivos para que tu pelo recupere su brillo natural. A nosotras nos encantan las ampollas Rescate 1 minuto de Pantene, que son de uso semanal.

¡Date un corte de vez en cuando!

Sanear las puntas es un paso totalmente necesario para mantener un cabello sano y fuerte. Así que lo ideal es que acudas a la peluquería cada 2 o 3 meses. De esta forma conseguirás que tu cabello tenga un aspecto todavía más saludable.

¿Has tomado nota? ¡Sigue estos consejos y presume de melena!

Y además:
5 consejos para que tu pelo brille como nunca
¿Cómo elegir champú en función de las necesidades de tu pelo?
10 falsos mitos del cuidado del cabello

por Elvira Sáez