Inicio / Belleza / Shopping / 6 consejos imprescindibles para evitar el pelo quemado

© Getty Images
Belleza

6 consejos imprescindibles para evitar el pelo quemado

por Blanca Nieto Publicado en 20 de diciembre de 2018

El primer paso para tener un pelo sano, fuerte y brillante es protegerlo del calor. No solo durante el verano, cuando la radiación solar es más fuerte, sino también (y sobre todo) en invierno cuando abusamos del uso de planchas y secador. Te damos 6 consejos para mantener tu pelo brillante durante todo el año y lucir una melena sana.

Exponer nuestro pelo a focos de calor es imprescindible para nosotras. Evitar el uso del secador y de las planchas de pelo es inevitable si queremos lucir un pelo liso y evitar el encrespamiento. Sin embargo, estos dos accesorios pueden dañar poco a poco la cutícula del pelo y dar lugar a puntar abiertas, pelo apagado y encrespamiento continuo. Te damos 6 consejos para evitar que el pelo luzca quemado, sin tener que renunciar necesariamente al uso de planchas y secadores.

1. Córtate las puntas al menos una vez cada dos meses

Nuestro pelo empieza a debilitarse desde las puntas. Las pequeñas roturas, conocidas comúnmente por "puntas abiertas", van subiendo hasta la raíz del pelo, creando ese efecto de pelo quemado o estropeado. Si quieres evitar tener el pelo quebradizo, pasa por la peluquería, al menos, cada dos meses. Tan solo tienes que cortar unos centímetros, apenas se notará en tu look, pero conseguirás un pelo sano desde las puntas hasta la raíz.

2. Utiliza planchas con un revestimiento protector del calor

Renunciar al uso de la plancha del pelo, sobre todo en invierno, es complicado. Con las bajas temperaturas, la lluvia o la niebla, nuestro pelo tiende a encresparse y necesitamos de la ayuda de la plancha para mantenerlo liso. El problema de esto es que las altas temperaturas de la plancha debilitan el núcleo del cabello, generando roturas. Para evitarlo, elige una plancha revestida en cerámica con protección térmica, no evitarás la exposición del cabello al calor, pero sí lo protegerás contra sus efectos negativos.​

3. Usa productos con keratina

La keratina es la proteína que está más presente en tejidos como las uñas y el pelo. En el caso del cabello, la keratina se encarga de protegerlo contra las agresiones externas y le aporta elasticidad y fuerza. La exposición continuada al calor o a productos químicos, como los tintes, provocan un descenso del nivel de keratina en nuestro pelo, que lleva al aspecto de pelo deshidratado y seco. Si quieres revertir este efecto, utiliza productos especiales para el cabello que contengan keratina, devolverá elasticidad y brillo a tu cabello y le ayudará a lucir sano de nuevo.

4. Intenta secarte el pelo al aire

Sabemos que evitar el uso del secador en invierno es complicado, las prisas hacen que necesitemos secarlo para no salir a la calle con el pelo aún mojado y evitar así resfriados. Intenta disminuir el uso del secador para lucir un pelo más sano. Un truco: seca tu pelo al aire una vez de cada dos que te laves el pelo. El día que tengas que dejarlo secar al aire intenta ajustar tu horario para dejarle más tiempo, o intenta reducir el tiempo que estás bajo el secador. ¡Notarás la diferencia!

5. Utiliza productos de protección solar, sobre todo el verano

Al igual que ocurre con la piel, el sol es uno de los principales factores de envejecimiento del cabello. Estamos muy concienciadas con proteger nuestra piel de los rayos UV, pero se nos olvida aplicar productos específicos para proteger el cabello. Tras los meses de verano, es muy difícil corregir los daños que ha sufrido el pelo si no es cortándolo. Para evitarlo, utiliza siempre productos de protección solar cuando vayas a exponerte al sol durante un buen rato, evitará daños a largo plazo.

6. Evita el exceso de tintes u opta por tintes naturales

Los tintes del cabello normalmente incluyen alto contenido en productos químicos, como el amoniaco. Estos productos son muy nocivos para el cuero cabelludo y acaban por dañarlo desde el interior. Si te tiñes el pelo habitualmente, intenta optar por tintes naturales o baños de color que tienen un componente más bajo de productos químicos y dañarán menos tu pelo.

Ver esta publicación en Instagram
Querido diario: Una vez soñé que iba a la RAE en una jornada de puertas abiertas. Era todo como un cuento donde las palabras cobraban vida, tenían patitas y sentimientos y correteaban por los pasillos. Iban todas peinadas con sus tildes, que son el pelazo de las vocales. Las mayúsculas llevaban tacones y había incluso emoticonos, que casi siempre se ponen después de los puntos. 😉 En la entrada había una tilde diacrítica. Estaba triste porque se había divorciado de la palabra «solo», pero seguían enamoradas y querían estar juntas. La palabra «almóndiga» peinaba canas e iba con bastón. Me decía que estaba enfadada porque llevaba por esos pasillos desde 1726 y la gente se pensaba que los señores de la RAE la acaban de admitir, pero realmente era viejita y llevaba un bolso de la marca «vulgarismo». Una sala era la guardería de las palabras recién admitidas, donde palabras recién incorporadas como «bluyín» o «tuit» jugaban con «amigovio». La palabra «zasca» estaba aún en una cuna, a punto de bajar a jugar con las demás porque va a ser admitida en breve. Entraba en el pleno donde se reúnen los jueves y pensaba que algún día se reunirán para ver si admiten la palabra brillibrilli. Era maravilloso ver esos sillones con letras que —aprovecho para decir— lucirían muchísimo con más melenas rubias cayendo por la parte de detrás. Había otras palabras jugando al escondite porque mucha gente las confunde: «sino», «si no», «sobre todo» y «sobretodo» se lo pasaban genial escondidas tras las cortinas de la sala de las dudas, esperando a que alguien las utilizase bien. Iba al baño y de los grifos salía tinta, y en vez de amigas de baño, entablaba amistad con una palabra nueva, «postureo» y las dos nos hacíamos un selfi en el espejo. De casualidad me encontraba a «serendipia», que iba guapísima con su amiga «iridiscencia». Decían que eran las palabras más bonitas de la RAE, pero eso es porque aún no está admitida «pelazo». Me gusta ser rubia, pero a veces es difícil. Voy a escribir al chico que me gusta para contarle que en mi sueño me tomaba un vino con «nefelibata» y me decía que casi nadie la conocía, con las películas que nos montamos en la cabeza las personas nefelibatas…

Una publicación compartida de La Vecina Rubia (@lavecinarubia) el 3 Oct, 2018 a las 2:52 PDT

Peinarte e hidratar el cabello al mismo tiempo es posible

Plancha del pelo Remington, revestimiento de cerámica y keratina

Esta plancha del pelo te ofrece el mejor alisado, pero te protege de los efectos negativos que el calor tiene sobre tu cabello. ¿Cómo? Gracias a su baño en cerámica el calor no impacta directamente sobre la fibra capilar, sino que la cerámica aplaca los efectos. Además, esta plancha detecta los niveles de humedad y regula la temperatura para evitar temperaturas muy altas en pelos muy secos. Su tecnología protectora de keratina fortalece el cabello desde dentro, para evitar la pérdida de elasticidad y brillo. El resultado es un pelo sin encrespamiento, liso, pero no dañado.

Spray protector térmico de GHD

​Este spray de protección térmica de GHD crea una película invisible, tanto en pelo húmedo como seco, y lo protege de las altas temperaturas. Está formulado con un sistema de protección térmica y puede combinarse con otros productos para obtener los resultados que estás buscando. Tan solo tienes que rociar tu cabello con el producto y asegurarte que está bien distribuido por toda tu melena antes de utilizar la plancha o el secador.

Mascarilla nutritiva Kerastase Masque Magistral

Esta mascarilla de Kerastase es ideal sobre todo para cabellos muy secos o finos. Es importante aplicarla solo en las puntas, en lugar de en la raíz para evitar pelo graso. Nutre intensamente el pelo fino y estropeado que se ha vuelto particularmente frágil y quebradizo. Úsala tanto en verano como en invierno antes de usar la plancha y el secador.

Revlon UniqONE, spray para cabellos dañados

Este spray de Revlon es un spray profesional sin aclarado que devuelve el brillo natural a tu pelo y lo repara desde el interior para evitar el aspecto de "pelo quemado". Ofrece un control espectacular contra el encrespamiento y protege tu pelo frente a las agresiones del calor, úsalo antes de pasarte la plancha para evitar los daños provocados por el calor. Además, aporta cuerpo y volumen y te protege de los rayos UV para que la radiación solar no envejezca tu melena.

Y además...

Planchas para el pelo de calidad por menos de 50 euros
Hazte la manicura semipermanente en casa con estos consejos
¿Cabello fino? Consejos y productos para dar volumen a tu melena

por Blanca Nieto

Puede interesarte