Inicio / En forma / Bienestar / 5 superalimentos que no conocías y que dan mucho de sí

En forma

5 superalimentos que no conocías y que dan mucho de sí

por El equipo editorial Creado en 6 de junio de 2016

Está claro. Los superalimentos han llegado para quedarse. Nos costó un poco incorporarlos a nuestras rutinas pero, a día de hoy, nadie piensa que la espirulina o la chlorella sean ingredientes de alguna de las pociones de Harry Potter. Conocemos muchos, y todos son muy saludables. Hoy te traemos cinco que probablemente no conozcas y que te van a hacer mucho bien. ¿Te apetece descubrirlos?

1. Konjac

Descubre: los superalimentos más raros
Raíz de Konjac © Pinterest

La raíz de konjac, también llamada glucomanano, es una planta comestible que crece en el sudeste de Asia, Japón, China y sur de Indonesia. En las civilizaciones orientales su uso se remonta a más de mil años, en recetas saladas, como es la sopa japonesa Oden y en dulces, sobre todo en forma de gelatina. En Occidente comenzó a usarse hace unas tres décadas, y pronto se vieron sus posibilidades en las dietas para adelgazar, ya que prácticamente no tiene calorías.

Se trata de una fibra soluble en agua, capaz de absorber hasta 100 veces su peso en seco. "Se hincha en nuestro estómago provocándonos una sensación de saciedad", explica Fatima Romero Aranda, dietista y consultora de Vita33. Además de saciarnos, mejora el estreñimiento, retarda la velocidad de la digestión y disminuye la absorción de grasa y de hidratos de carbono. En este proceso, el konjac "también ayuda en la eliminación de toxinas del cuerpo, limpia el estómago y el intestino" continúa Romero.

Por otro lado, algunos estudios basados en un análisis de la American Journal of Clinical Nutrition, indican que la ingesta de konjac puede ayudar a equilibrar los niveles de glucosa en la sangre, disminuir el LDL (colesterol malo) y contribuir a la pérdida de peso.

Pero lo que le hace alzarse como un superalimento es su alta concentración en nutrientes, entre los que destacan vitaminas del grupo A, B, C, D y E y minerales como el potasio, sodio, zinc, magnesio, hierro, fósforo...

"También ayuda a reducir el síndrome del colon irritable, sirve como probiótico intestinal y ayuda en el tratamiento de la diabetes", continúa la experta.

Puedes encontrar raíz de konjac en cuatro formatos:

  • Suplementos
  • Ampollas o formatos bebibles
  • En forma de fideos o pasta (ideal para saltear con verduras y proteínas)
  • En forma de escamas secas, especial para rociar sobre los alimentos.

Aronia

Descubre: los superalimentos más raros

Se trata de una baya originaria de Norteamérica, que crece como planta silvestre en altitudes medias. Antes de la conquista del continente, los indios ya la usaban debido a sus fantásticas propiedades. Después llegaría a Europa Central y del Este, donde se utilizó principalmente como colorante en la industria de la alimentación y para fines médicos.

Hoy en día se dice de ella que es la baya más saludable, por encima de las zarzamoras, los arándanos o la grosella negra, debido a su alto contenido en bioflavonoides y fitoquímicos, potentes antioxidantes.

​Pero además, cuenta con otras muchas virtudes. Es rica en vitaminas B1, B2, B6 y E y cuenta con una gran cantidad de minerales y oligoelementos: calcio, hierro, cobre, molibdeno, manganeso, boro y yodo.

Al igual que el fruto del arándano, la baya de aronia ayuda a combatir infecciones de orina, debido a sus propiedades antibacterianas. Así pues, es muy potente en casos de cistitis o infecciones vaginales. Además, su alto contenido en antocianinas ayuda a preservar la salud ocular.

Su bajo aporte calórico la hace ideal en dietas de adelgazamiento. Tiene muy pocas grasas, proteínas y azúcares.

Las bayas de aronia se utilizan para hacer zumo, jalea, almíbar, té, vino, mermelada, jarabe y colorantes, entre otros. Se pueden mezclar con otros frutos rojos como los arándanos o las moras, en barritas energéticas, galletas y muffins. Puedes ponerlas en un yogur o realizar salsas dulces para postres o agridulces para carnes. También se consumen secas, en polvo (imagen) o en pastillas.

Shiitake

Descubre: los superalimentos más raros
Hongos Shitake © Pinterest

Se trata de un hongo cuyo cultivo se remonta a más de 2.000 años. Su nombre proviene del japonés shi, que hace referencia al árbol donde crece el hongo, y el término take, que significa hongo. Procedente de las regiones montañosas de Asia (principalmente de China, Japón y Corea), hoy en día su cultivo se ha extendido por todo el mundo. El motivo: sus múltiples propiedades, tanto alimenticias como medicinales.

Veamos las más importantes:

  • Aporta vitaminas del grupo A, B, C y E.
  • Tiene un gran poder antioxidante, lo que le hace muy eficaz en la regeneración celular y el cuidado de la piel. Estos antioxidantes consiguen estimular también la hormona del crecimiento.
  • Refuerza el sistema inmunológico, lo que ayuda en ciertos tipos de procedimientos infecciosos, como el VIH, y en algunas alergias.
  • Ayuda a la digestión, debido a que contiene ciertas enzimas, como la pepsina y tripsina.
  • Su gran aporte en fibra ayuda a reducir el colesterol y controlar la hipertensión.
  • Contiene Ergosterol, un nutriente que se asimila como vitamina D cuando nos da el sol. Esta vitamina es muy importante para una correcta asimilación del calcio y el fósforo.
  • Es rico en ácido linoleíco, que ayuda a mejorar el metabolismo de los lípidos y la insulina, reduciendo así la grasa corporal.
  • Es muy bajo en calorías (de 35 a 40 calorías por cada 100 gramos de Shitakes frescos)
  • Alto aporte de proteína vegetal (15 – 30 %).
  • Contiene 9 de los aminoácidos esenciales (especialmente Metionina y Arginina.
  • Es rico en Selenio y en otros minerales como el Hierro, Zinc y Magnesio.

Con todas estas propiedades... "¿Cómo negarse a consumir este tipo de alimento?" nos dice Fátima Romero. "Podemos tomarlos como suplemento dietético o consumirlos directamente secos o frescos. En el primer caso se utilizan para hacer caldos, pero si deseamos tomarlos frescos basta con añadir alguna otra verdura y cocerlos", continúa.

En cuanto a contraindicaciones, la experta no recomienda su consumo en personas que tomen algún anticoagulante o mujeres embarazas.

Alfalfa

Descubre: los superalimentos más raros
Alfalfa © Pinterest

Es bastante posible que consumir alfalfa no te resulte algo demasiado llamativo, pero lo cierto es que esta planta posee múltiples beneficios para la salud. De ella se aprovechan todas sus partes (hojas, tallos y brotes) y ha sido utilizada en la medicina tradicional desde hace siglos para distintas dolencias, como los sofocos y osteoporosis, estados típicos en etapas de menopausia.

Además, contiene:

  • Vitaminas A, C, B1, B6, E y K.
  • Es alta en proteínas.
  • Es una fuente rica en minerales como el calcio, caroteno, zinc, hierro y potasio.

¿Por qué es buena para la salud? ​

  • Porque es diurética: ayuda en la eliminación de toxinas y mejora la inflamación de la vejiga.
  • Porque es digestiva: su efecto laxante ayuda a regular los movimientos intestinales y mejora la digestión. La asimilación de los alimentos y sus nutrientes es más eficaz. Además ayuda con problemas estomacales y de acidez.
  • Porque mejora enfermedades respiratorias: su alto contenido en clorofila ayuda a mejorar las enfermedades respiratorias y pulmonares. Se recomienda tomarla en infusiones para un mejor resultado.
  • Porque mejora las arterias: es recomendable tomarla en caso de enfermedades de corazón y arterias.
  • Porque ayuda a tratar la diabetes: la alfalfa ayuda a reducir los niveles de azúcar en sangre, controlando la diabetes.
  • Porque alivia los dolores menstruales: sus propiedades estrogénicas ayudan a redudir los dolores menstruales y premenstruales.
  • Porque ayuda en las infecciones cutáneas: se ha demostrado que su uso sobre pieles con problemas de infección, ayuda a su recuperación.

No debes tomar alfalfa en caso de...

  • Lupus: sus aminoácidos pueden empeorar esta patología.
  • Embarazo: su contenido en saponinas no es recomendable en mujeres embarazadas.
  • Toma de otros medicamentos: consulta con tu médico, ya que existen ciertas contraindicaciones de este nutriente cuando se toman algunos medicamentos.

Kale

Descubre: los superalimentos más raros
Kale con bayas de goji © Pinterest

Mucho se está oyendo hablar del kale últimamente. Aunque se trata de la col rizada o berza de toda la vida, este término viene directo de los Estados Unidos, donde se ha puesto muy de moda sobre todo entre las celebrities. Bajo en grasas saturadas y colesterol, tiene más hierro que la carne de vacuno y más calcio que la leche de vaca. Pero es que además es rico en:

  • Minerales: hierro, magnesio, fósforo, calcio, potasio, cobre y manganeso
  • Vitaminas: A, C, K y B6
  • Fibra
  • Acido fólico
  • Proteína
  • Tiamina y riboflavina

"Entre sus beneficios y como consecuencia de su alto contenido en vitaminas y minerales, el kale ha sido catalogado bajo el nombre de superalimento, y no es para menos ya que está indicado no sólo en dietas de adelgazamiento, sino también para enriquecer nuestros platos, además de para prevenir anemias y enfermedades cardiovasculares. Por su poder antioxidante también está indicado para deportistas, puesto que repone electrolitos tras el esfuerzo", expone Fátima Romero.

Es desintoxicante, ya que ayuda a limpiar el hígado y la sangre. También ayuda a regular el colesterol, a combatir algunos síntomas de artritis, asma y algunos desordenes auto-inmunes.

Por otro lado, facilita la digestión, y es bajo en calorías. Una taza de kale tiene tan solo 39 calorías.

Se puede tomar de muchas formas: cruda, en ensalada o sandwiches (quitando el tallo que es muy fibroso), guisada (pero piensa que cuanto más se cueza más propiedades perderá), deshidratada, al horno... e incluso se puede hacer frita.

Su uso más extendido es, quizás, en forma de zumo. Por su sabor fuerte y amargo se recomienda licuarla con otros vegetales y frutas. También puedes reducir su amargor añadiéndole aceite de oliva o mojándolas durante un rato en agua.

El kale se ha hecho tan popular que incluso se le ha dedicado un día del año. Así las cosas, el primer miércoles de octubre se ha declarado el National Kale Day. ¿Qué te parece?



Para más información: www.vita33.com

Y además:
30 superalimentos para una vida más saludable
El ABC de las vitaminas