Inicio / En forma / Ejercicios / Entrenar en ayunas: ¿sí o no?

En forma

Entrenar en ayunas: ¿sí o no?

Sara Alcoceba
por Sara Alcoceba Publicado en 24 de junio de 2016
96 compartidos

Este es el eterno debate entre los profesionales del deporte. Entrenar en ayunas hace que el consumo de calorías sea más rápido, pero también puede provocar la pérdida de masa muscular. Por eso hay que tener cuidado, hacer deporte sin comer nada puede tener muchos beneficios siempre y cuando lo hagamos bien. ¡Sigue leyendo y entérate de todo lo que debes saber antes de hacer este entrenamiento!

Levantarse por la mañana, lavarse la cara, salir a correr y después desayunar es la rutina de muchas personas que quieren mantenerse en forma. Ahora bien, si vas a hacer deporte en ayunas te recomendamos que sigas una serie de consejos para evitar problemas. Aquí tenemos la respuesta, ¡no te lo pierdas! Además para quemar grasa te recomendamos que incluyas estos alimentos en tu dieta, son ideales para conseguir tu objetivo.

Beneficios

Lo primero que tienes que hacer es definir tus objetivos. Si lo que buscas es perder grasa, el entrenamiento en ayunas es una de tus opciones, pero si lo que quieres es ganar masa muscular no es recomendable. Este tipo de entrenamiento activa de forma más rápida los mecanismos necesarios para quemar grasas, pero al mismo tiempo puede llegar a producirse una disminución de la masa muscular.

Hacer deporte en ayunas fomenta la liberación de antioxidantes en nuestro cuerpo, lo que es beneficioso para evitar el envejecimiento muscular, y en general de todo el organismo. Para conseguir esto y disfrutar de todas las ventajas que este tipo de entrenamiento ofrece, es recomendable hacer ejercicios de baja intensidad como el cardio a un ritmo medio y constante para que la quema de grasas sea progresiva.

Además ayuda a la depuración del organismo ya que se eliminan con más facilidad toxinas, azúcares y grasa. Y para fomentar todavía más esto, ¿por qué no pruebas a incluir en tu dieta estos alimentos para una cura detox?

Precauciones

Entrenar en ayunas no se puede hacer a la ligera. Hacer deporte sin tener las reservas de energía necesarias puede traernos problemas como mareos y desmayos, o pérdida de fibras musculares, lo que puede conllevar alguna lesión.

Por eso no es recomendable hacer entrenamientos de alta intensidad sin haber ingerido antes algún alimento. Para el entrenamiento en ayunas es mejor hacer cardio (running, ciclismo, caminar…) y hacerlo durante no más de 45 minutos.

Después de hacer ejercicio hay que reponer energías, por lo que se recomienda beber abundantes líquidos (sobre todo agua) y tomar un desayuno rico en hidratos de carbono (cereales, yogur, frutos secos…)

El ayuno debe planificarse con antelación para hacerlo de forma correcta. Se puede hacer por la mañana después de 8 horas sin comer, o por la tarde cuando han pasado aproximadamente 5 horas después de la última comida. Por eso estas comidas previas al entrenamiento deben aportar una dosis extra de energía (pasta, arroz…).

Hay que tener en cuenta que cada cuerpo es diferente, por lo que unas personas serán más tolerantes a este tipo de entrenamiento que otras. Te recomendamos que si deseas ponerlo en marcha pero tu cuerpo te pide alimento, tomes un snack antes de hacerlo para poder sobrellevar bien el ayuno. Si no sabes muy bien qué snack te conviene para este momento, te recomendamos que eches un vistazo a estos alimentos. ¡Perfectos antes de entrenar!

Ahora que ha quedado desvelado el eterno misterio puedes aprovecharte de todas sus ventajas, ¡eso sí! tomando las precauciones necesarias para evitar sustos. El entrenamiento en ayunas te ayudará a conseguir el cuerpo de tus sueños, y será un empujoncito ideal para rematar la operación bikini. ¿A qué esperas?

Además:
Las dietas más saludables del mundo
Test: dime qué deporte practica y te diré cómo es en la cama

por Sara Alcoceba 96 compartidos

Puede interesarte