Inicio / En forma / Dietas / ¡Precaución! Las 10 dietas más extremas

© iStock
En forma

¡Precaución! Las 10 dietas más extremas

por Redacción enfemenino Publicado en 18 de agosto de 2016

¿La dieta de los potitos? ¿De la luna llena? ¿Del canguro? Estas son algunas de las dietas más locas y menos recomendables jamás creadas.

La búsqueda de dietas milagrosas no es un fenómeno reciente, ni mucho menos. Desde hace décadas, han sido muchos los que han tratado de dar con la dieta que les permitiera perder los kilos de más de la manera más rápida y sin apenas esfuerzo. Pero no os dejéis engañar y haced caso del refrán de que quien algo quiere, algo le cuesta. Solo es necesario que os lo propongáis seriamente y reunáis la fuerza de voluntad necesaria para conseguirlo, sin poner en riesgo la salud, claro. Estos consejos, por ejemplo, son la mejor idea posible para adelgazar.

Desde la primera dieta creada en tiempos inmemoriales, han surgido multitud de regímenes que rozan límites insospechados, llegando a coquetear con el ridículo y la broma. Tanto es así, que hemos podido comprobar que la imaginación de sus creadores en ocasiones llega a ser abrumadora. Algunas son inofensivas, pero no podemos obviar que existen dietas realmente peligrosas para nuestra salud, hasta tal punto que han sido prohibidas por países como Brasil, EEUU y Gran Bretaña.

Por ello, hemos querido seleccionar los 10 regímenes más extravagantes del momento, y que no deberías hacer nunca. ¡Recuerda! si necesitas perder peso, lo más recomendable es consultarlo con un endocrino o nutricionista para que pueda aconsejarte la mejor opción en función de tus necesidades.

¿Acaso es saludable una dieta en la que no se nos permite comer fruta o ensalada? ¡Es un disparate! Nosotras jamás diríamos que no a estas deliciosas ensaladas, ¿y tú?

1. La dieta Forking

Esta dieta consiste en comer únicamente alimentos que puedan pincharse con el tenedor. Para el desayuno y la comida, es imprescindible no cambiar los hábitos alimenticios; y para cenar, tienes que tener claro lo que no puedes consumir:

  • Los alimentos que se pueden comer con las manos (galletas saladas, snacks, pan, patatas fritas o chocolate).
  • Los alimentos que se comen con la cuchara (¡Adiós sopas, yogures y guisos!).
  • Cualquier alimento que se corte con un cuchillo (nada de carne)
  • Eliminar cualquiera de los alimentos que se untan con el cuchillo o se comen con la cuchara: quesos, sandwiches, pizzas, fruta, pasteles, crepes, helados y salsas.


Ventajas:
Ahorrarás en cubiertos y vajilla, así como en agua... ¡Un pequeño paso para el planeta!

Incovenientes:
Si eres una fanática de la comida que se ingiere con cuchara, tendrás que acostumbrarte rápidamente a depender de su primo hermano, el tenedor.

Como podéis comprobar, inevitablemente, ¡todo está prohibido! Por ello consideramos que una dieta en la que no tienen cabida los alimentos que más nutrientes aportan, ¡no tiene sentido!

2. La dieta en función del grupo sanguíneo

Según los creadores de esta dieta, cada grupo sanguíneo tiene asignados una serie de alimentos que se pueden consumir más que otros y otros que directamente están prohibidos.

Acorde con este pensamiento, si eres A+, no debes comer las mismas cosas que cualquiera que sea del grupo sanguíneo 0. Te lo explicamos de manera esquematizada:

  • Grupo A: Debes hacer especial hincapié en las frutas y las legumbres.
  • Grupo B: Toleran a la perfección la lactosa y el resto de alimentos. ¡Disfruta!
  • Grupo AB: ¡Eres una crack! Puedes comer de todo y sin privarte lo más mínimo.
  • Grupo 0: La carne roja es especialmente saludable.


Ventajas:
Al conocer tu grupo sanguíneo, siempre puedes hacer una pequeña aportación cuando se necesite, a través de la donación de sangre.

Incovenientes:
Si todos los miembros de tu familia tienen un grupo sanguíneo diferente, puede ser un auténtico rompecabezas a la hora de preparar la comida.

Lo cierto es que no hay nada demostrado acerca de esta dieta, por lo que os recomendamos leer con cautela sus instrucciones. Al fin y al cabo, el secreto de cualquier dieta saludable consiste en no dejar de lado los nutrientes que nos aportan multitud de alimentos y realizar algún tipo de deporte.

Relacionados: Beneficios de practicar deporte

25 beneficios de practicar deporte para la salud © iStock

3. La dieta de los potitos

Según esta dieta, la manera más saludable de perder peso consiste en sustituir tus comidas diarias por los tradicionales potitos de bebé.

Este plan proporciona la necesidad de comer 14 potitos infantiles al día, seguido de una cena de adulto que sea saludable. ¿Por qué? Debido a que son ricos en vitaminas, sin azúcares añadidos, sin sal y grasa y bajos en energía. Algunas famosas se que se han atrevido con esta dieta han sido Jennifer Aniston, Marcia Cross o Lady Gaga, llegando a afirmar que, gracias a ella, han perdido hasta 5 kilos.

Sin embargo Tracy Anderson, artífice de dicha dieta, ha explicado que más que una dieta para perder peso, es una medida para hacer “limpieza”, un estilo de alimentación dirigido a eliminar toxinas y mantener el sistema digestivo en marcha. Lo cierto es que la dieta funciona, ya que el sistema digestivo se activa como si le hiciéramos un “reset” y porque las calorías que aportan los potitos son menores que las que aporta la comida de adultos, pero, como suele suceder con las dietas líquidas, los kilos que se pierden fácilmente... ¡también se recuperan fácilmente!

Ventajas:
Con 14 potitos diarios, podrás hacer magníficos portavelas para iluminar la mesa de Navidad.

Inconvenientes:
Mayor riesgo de padecer hambre => desemboca => engordar. Si hay algo que no debes olvidar es que el hecho de adelgazar no es ningún juego de niños. ¡Ten cuidado! Es mejor, por ejemplo, llevar una alimentación equilibrada y controlar mucho las cenas, momento del día donde más solemos dejarnos llevar por la ansiedad.

4. La dieta reversiva

Consiste en invertir el orden de la comida diaria, de manera que has de tomar la cena cuando hagas el desayuno y éste pasará a ser la última comida del día. Tricia Cunningham, la creadora de esta dieta afirma haber perdido 90 kilos en 5 años con la ayuda de ese régimen.

Ventajas:
Encaja bien con la filosofía de: "Tenemos que comer mucho más cuando el sol acaba de salir que cuando tenemos que ir a la cama".

El desayuno consistirá en una comida completa, ideal para empezar el día en buena forma y su cena será fugaz, que es lo recomendable. La ingesta de calorías antes de acostarse será baja y tus noches serán tranquilas y descansadas.

Inconvenientes:
Es difícil mantener una dieta si tienes mucha vida social. No es fácil pedirte un café y dos galletas integrales cuando te han invitado a comer o cenar. El olor del pollo asado o de cualquier tarta que salga del horno, puede resucitar hasta a un muerto. ¡Y eso no es nada agradable!

Sea cual sea el orden que quieras darle a tus comidas, deberías de considerar la ingesta de superalimentos. Se trata de una serie de alimentos naturales que contienen una gran densidad de nutrientes y antioxidantes que te pueden ayudar a conseguir tu objetivo de perder peso de forma saludable. ¿Quieres saber cuáles son?

5. La dieta de la Luna llena

Debes ajustar tu alimentación a cada fase de la luna, pues el cuerpo funciona de forma diferente si es luna creciente o luna menguante.

La dieta de la luna llena recomienda alternar el ayuno con el consumo de alimentos ricos en líquidos... siguiendo la fase de la Luna. En los días en que la luna cambia a cuarto menguante y cuarto creciente, lo que se realiza es un semi ayuno de 26 horas, donde a los líquidos puedes sumarle otros alimentos.

Los creadores de este régimen aseguran que puedes perder 3 kilos en un día. Según la gente que lo ha probado, el efecto adelgazante de esta dieta no viene determinado tan solo por el día de ayuno semanal, sino porque potencia notablemente los efectos desintoxicantes del ayuno, incrementando de forma decisiva la pérdida de peso al no comer durante esas 26 horas.

Ventajas:
Tu cabello crecerá más rápido y aligerará el parto. Asimismo, la luna te ayuda a perder peso. Pero ¡ojo! Todas estas afirmaciones no están demostradas.

Inconvenientes:
Tendrás que llevar a cabo el planning familiar (el de tu marido e hijos, en caso de tenerlos) y mantener los ojos abiertos, mirando al cielo y su ciclo lunar. No te preocupes dónde aparcar el coche, porque tú estarás en la luna.

6. La dieta del pomelo

Durante dos meses y medio, comerás solamente pomelo en todas las comidas. Además, será necesario hidratarse, por lo que el agua se convertirá en un elemento esencial.

Ventajas:
No tienes que comerte la cabeza a la hora de ir al supermercado para hacer la compra de la semana.

Inconvenientes:
Ten en cuenta que con esta dieta quemarás la grasa de manera muy rápida y, por tanto, perderás todo el agua de tu cuerpo. Esto significa que tendrás deficiencias nutricionales y estarás más cansada de lo habitual, a pesar de la cantidad de vitaminas diarias que tomarás.

Somos de las que pensamos que alimentarse a base de un único alimento no tiene ningún sentido. Por ello, deberíais olvidaros de las dietas como la de la sopa de col, la dieta del limón o la de vinagre de manzana. ¿Cómo va a ser saludable alimentarse poniendo énfasis en un único alimento y dejando a un lado todos los demás? ¡Es imposible! Recuerda que hay muchas más frutas y verduras que debes consumir a diario...

Pomelos © iStock

7. La dieta astral

Adelgaza según tu signo del zodiaco. Según los creadores de esta dieta, existen unos alimentos que pueden hacerte perder peso dependiendo de tu signo del zodiaco.

  • Acuario: No comes demasiado, pero no te importa comer varias veces en pequeñas cantidades. Prueba la dieta del limón y encuentra ese equilibrio que te falta en tu interior.
  • Piscis: Para ti, comer es muy placentero. Tu punto débil es la retención de líquidos, por lo que es recomendable un régimen anticelulítico.
  • Aries: Tu punto débil es que siempre tienes hambre, nunca pierdes el apetito. Por ello, es recomendable una alimentación rica en bajas calorías (frutas, legumbres, pescados y lácteos desnatados).
  • Tauro: Gran gourmet y buena cocinera, te encanta comer y disfrutas con una buena cata gastronómica. Te recomendamos la dieta disociada: durante la misma comida, no hay que mezclar los lípidos (grasas) y carbohidratos (azúcar y productos de almidón).
  • Géminis: Comes y picas entre horas de manera descontrolada y de manera irregular. Tu solución para perder peso está en la dieta Express.
  • Cáncer: Sabes soportar las tensiones de las comidas azucaradas. Te aconsejamos la dieta de Weight Watchers, una dieta que promete hacer posible adelgazar y conseguir un peso saludable si alcanzamos una relación sana con la comida.
  • Leo: Te gusta comer alimentos de excelente calidad, por lo que te iría de maravilla la dieta de las proteínas naturales.
  • Virgo: Tu punto débil lo tienes al lado de los intestinos. Para ti, la dieta del vientre plano será perfecta.
  • Libra: Tu apetito es dificil de saciar y dependiendo de tu estado moral, tienes más o menos hambre. Elige el régimen IG a base de productos con un índice glucémico bajo.
  • Escorpio: Tu alimentación es incontrolada, excesiva y caprichosa. El sistema ácido-base es perfecto. Tendrás que centrarte en los alimentos alcalinizantes (frutas, verduras,té verde).
  • Sagitario: Te gusta comer mucho y picar entre horas. Lo tuyo es la Crononutrición: un modo alimentario que respeta el ritmo natural del organismo, o más exactamente, el de las secreciones enzimáticas.
  • Capricornio: Buen cocinero, te encantan los bocadillos por lo que tú mismo eres el enemigo número 1. Una dieta baja en calorías te ayudará a conseguir la silueta perfecta.

Ventajas:
Con este régimen y la lectura del horóscopo, seguro que mostrarás un aspecto maravilloso.

Inconvenientes:
Como en el horóscopo se cree o no, todo el mundo sabe la importancia que el factor psicológico juega a lo largo de una dieta. En este caso, es un factor que lo hace más cuestionable.

8. La dieta del canguro

La única carne que está permitida comer en esta dieta es la del canguro. ¿Quieres saber por qué?
Varios periódicos australianos escribieron sobre el neologismo “cangantarinismo” en febrero de 2010, pues descubrieron que la combinación de una dieta vegetariana con la carne de canguro era una opción muy saludable.

Los defensores de cangantarinismo se decantan por esta carne porque los canguros australianos viven vidas naturales, comen alimentos orgánicos, y se sacrifican de forma indolora.

Ventajas:
La carne de canguro todavía presenta más ventajas, pues son animales salvajes y no sufren los inconvenientes inherentes a la agricultura intensiva.

Inconvenientes:
Imposible llevar este régimen si no se vive en Australia, o ser especialmente rica para poder encargar la carne de una punta a otra del planeta, ya que cada vez es más constante su exportación a Francia y Alemania.

¿Quién sería capaz de comerse a estos simpáticos animalitos australianos? Nosotras desde luego no, aunque si hay algo que nos pueden aportar los canguros a nuestra dieta es el hecho de movernos y practicar deporte, además de una dieta variada y saludable. ¿Sabéis cuál es la mejor manera de animarse a realizar cualquier tipo de actividad física? ¡La música! A continuación os mostramos nuestra selección de temas para que os motivéis a y mováis el esqueleto.

9. La dieta del aire

Llegada desde el país vecino, esta dieta es sencillamente ¡una locura!, ya que consiste en alimentarse de lo que viene siendo "la nada", es decir, puedes coger un tenedor o una cuchara y hacer como que comes un suculento plato que realmente no te sabrá a nada.

Es una de las dietas más peligrosas ya que puede incitar a la anorexia debido a la escasa cantidad de alimentos que se digiere. Se admiten líquidos pero apenas nutrientes, lo que desencadenaría en una enfermedad y un profundo dolor de estómago.

Ventajas:
¡Ninguna! Porque con la comida no se juega.

Inconvenientes:
Si te tomas este régimen al pie de la letra, tendrás todas las papeletas para entrar en riesgo, ya que podrás fenecer por pasar hambre. Es mucho mejor aprender qué alimentos tienen pocas calorías y combinarlos con aquellos más grasos.

10. La dieta para partirse de risa

Esta es la dieta más divertida y menos sufrida que conocemos. Ríete a carcajadas y verás ligeros cambios en tu metabolismo, además de ver reducido tu peso. Los científicos han determinado que en 15 minutos de risa, se pueden llegar a quemar 40 calorías. No está nada mal, ¿no? Si quieres perder peso, ¡ríete!

Ventajas:
Serás capaz de reírte con cualquier chiste y broma, por lo que tendrás un gran repertorio para cuando tú los quieras contar o las quieras hacer.

Inconvenientes:
Tendrán que contarte largas historias en las que no pares de reírte para poder deshacer esa hamburguesa.


Y además:
¡Con la comida no se juega! Las 4 dietas más peligrosas para perder peso
Adelgazar con éxito: los 50 mejores consejos para dietas

por Redacción enfemenino

Puede interesarte